sintesis de teología

Download Sintesis de Teología

Post on 12-Oct-2015

58 views

Category:

Documents

1 download

Embed Size (px)

TRANSCRIPT

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    1/125

    TEOLOGA FUNDAMENTAL

    El qu? de la Teologa.Naturaleza de la teologa

    Quiso Dios, con su bondad y sabidura, revelarse a S mismo y manifestar su elmisterio de su voluntad por Cristo, la Palabra hecha carne, y con el Espritu Santo,pueden los hombres llegar hasta el Padre y participar de la naturaleza divina. En estarevelacin, Dios invisible, movido de amor, habla a los hombres como amigos, tratacon ellos para invitarlos y recibirlos en su compaa. (Dz 4202).

    La Teologa propiamente dicha es la ciencia de Dios, pero de Dios tal como senos ha dado conocer por la revelacin, y en la medida en que esta revelacinpuede introducirnos en un conocimiento ms profundo de su misterio ntimo. Elpunto de partida de la Teologa es, por consiguiente, el Dios en su libre

    testimonio sobre s mismo. Por otra parte, se puede decir tambin que laTeologa es la ciencia del objeto de fe, o sea la ciencia de lo que es reveladopor Dios y credo por el hombre; la Teologa se basa en los datos de larevelacin que han sido acogidos por la fe.

    La Teologa como ciencia es obra del creyente, que se sirve de su razn paracomprender mejor lo que ya posee por la fe. La Teologa es la fe vivida por unespritu que piensa, y que ha sido cientficamente elaborada por l. La Teologaes la fe en estado de ciencia; con San Anselmo podramos definirla comofides quaerens intellectum, lo que significa: la fe aplicada a la inteligencia desu propio objeto; por ello la Teologa demuestra fidelidad a su misin cuando

    no solamente se pone a recoger los datos de la fe, sino cuando procuracomprenderlos y penetrar en ellos cada vez ms.

    En todo cristiano existe una reflexin inherente a la fe, una reflexinespontnea nacida bajo la impresin de los acontecimientos o la presin delambiente; esta reflexin es una Teologa elemental accesible a todos, en la quela fe se esfuerza en comprender el por qu y el cmo de lo que cree. LaTeologa cientfica es la prolongacin de esa reflexin espontnea: se hacereflexin consciente de sus principios, de su mtodo, de su categora deciencia, de sus conclusiones, e intenta penetrar en el objeto de la fe de unamanera metdica.

    El por qu? de la Teologa:La Teologa como ciencia

    El perpetuo sentir de la Iglesia catlica sostuvo tambin que hay un doble orden deconocimiento, distinto no solo por su principio, primeramente, porque en unoconocemos por razn natural, y en otro por fe divina; por su objeto tambin, porqueaparte de aquellas cosas que la razn natural puede alcanzar, se nos proponen paracreer misterios escondidos en Dios de los que, al no haber sido divinamenterevelados, no se pudiera tener noticia. (Dz 3015).

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    2/125

    El pensamiento moderno nos tiene acostumbrados a una nocin de cienciamucho ms acogedora y comprensiva que la nocin aristotlica: Actualmentese designa con el trmino de ciencia a toda disciplina que goza de un objeto yde un mtodo propios y que conduce a una sntesis comunicable; adems, elobjeto estudiado por ella puede ser de orden experimental, histrico o

    especulativo. Dentro de esta perspectiva, la Teologa s realiza, evidentemente,la nocin de ciencia, ya que tiene su objeto, su mtodo, su unidad y susistematizacin propia.

    En la demostracin cientfica moderna, la experiencia y la razn soninseparables; pero hoy las ciencias se llamarn experimentales o racionalessegn domine en ellas el recurso a la experiencia o la parte que aporta larazn. De all que existan las ciencias positivas, en donde predominan loshechos y las experiencias, y las ciencias racionales, en las que predomina larazn.

    A la luz del pensamiento humano, a qu tipo de ciencia pertenece laTeologa? En este punto los telogos no coinciden. Unos, fieles a la nocinaristotlica, hacen de ella una ciencia netamente especulativa; otros en cambio,observando que la Teologa se caracteriza ante todo por ser la ciencia del datoRevelado, y viendo adems cmo exige la actuacin de una investigacin detipo positivo, proponen considerarla como una ciencia fundamentalmentepositiva, pero de una forma positiva muy especial: como una ciencia quereconoce el puesto de la deduccin teolgica, pero que intenta realizar unainvestigacin intelectual por mtodos distintos de los de la mera demostracinaristotlica.

    En la perspectiva de la ciencia moderna, nos parece legtimo clasificar a laTeologa entre las ciencias de tipo positivo, ya que como se ha dicho, es laciencia del dato Revelado que se apoya en l y se refiere a l continuamente;pero esta clasificacin sera a condicin de que no se considerara la funcinpropiamente reflexiva de la Teologa como una funcin de segundaimportancia, porque en ese caso quedara disminuida la inteligencia de la fedentro de esta ciencia.

    Teologa y Fe.

    La Teologa presupone la fe por la que el hombre se confa libre y totalmente aDios. La fe tiene por objeto aquello que ha sido atestiguado formalmente porDios, pero el objeto de la Teologa se extiende no solamente a las verdadesreveladas, sino tambin a las conclusiones y deducciones que de ellas seobtiene.

    La fe y la Teologa son dos actitudes distintas, porque mientras que la fe resultade un compromiso existencial de todo el hombre ante una opcin que brota desu propio ser, la Teologa, como ciencia, es ante todo el entendimiento de esafe. Creer y reflexionar sobre la fe se distinguen tanto como vivir y reflexionarsobre la vida; se trata en ambos casos de actitudes necesarias, pero distintas.

    Lo mismo que la vida humana es inteligencia que piensa para descubrir supropio sentido, la fe supone una reflexin sobre s misma, por tanto la Teologa

    http://www.edoctusdigital.netfirms.com/newpage87.htm#TOC24http://www.edoctusdigital.netfirms.com/newpage87.htm#TOC24
  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    3/125

    no pretender eliminar la fe para quedarse slo con su elemento inteligible,sino que querr servirla intentando profundizar en el conocimiento inicial que deella tenemos.

    Teologa y Magisterio.

    Ahora bien, deben creerse con fe divina y catlica todas aquellas cosas que secontienen en la Palabra de Dios escrita o tradicional, y son propuestas por la iglesiapara ser credas como divinamente reveladas, ora por solemne juicio, ora por suordinario y universal magisterio2. (Dz 3011).

    La Teologa y el Magisterio se parecen entre s; ambos, en efecto, tienen unaraz comn que es la revelacin confiada a la Iglesia, y ambos persiguen lamisma finalidad, que es conservar, penetrar cada vez ms, proponer ydefender el depsito de la fe, orientando de este modo a la humanidad hacia susalvacin. Por otra parte, la Teologa y el Magisterio tienen funciones y dones

    diferentes.

    El Magisterio, en virtud del mandato que ha recibido de Cristo y por un donpeculiar del Espritu don de asistencia tiene la misin de conservar eldepsito de la fe en toda su integridad, protegindolo de error y contaminacin,juzgando con autoridad las diversas interpretaciones de la revelacin quepropone la Teologa, y presentando adems por s mismo nuevasconsideraciones de la fe. La Teologa tambin recibe un carisma del Espritu deacuerdo con su funcin en la Iglesia; esta funcin consiste en profundizar en larevelacin bajo la gua del Espritu Santo, y en llevar al conocimiento de lacomunidad cristiana, en particular del Magisterio, los frutos de su investigacin,

    a fin de que por la doctrina que ensea la Jerarqua eclesistica sean luz detodo el pueblo. La Teologa tiene adems la tarea de colaborar con elMagisterio en la enseanza y defensa de la fe.

    En la determinacin de las relaciones entre el carisma del Magisterio y elcarisma de la Teologa es preciso subrayar dos puntos: Por un lado, el don delEspritu otorgado al telogo no le dispensa de su sumisin al Magisterio; peropor el otro, la fidelidad al Magisterio no significa pasividad y falta de iniciativadel telogo, como si todo el impulso tuviera que venir del Magisterio.

    La Teologa ejerce una funcin de mediacin entre el Magisterio y lacomunidad cristiana, sobre todo en el sentido de que procura discernir lossignos de los tiempos; por eso se mantiene a la escucha de la comunidad paraconocer sus postulaciones y sus problemas, y tambin para captar lasorientaciones que genera el Espritu Santo en el pueblo de Dios.

    La Teologa se esfuerza en responder a problemas del pueblo profundizandoen la revelacin, y a la vez presenta sus soluciones al Magisterio para ayudarleen la tarea de conducir a la Iglesia. Sin la Teologa, el Magisterio podra sinduda ensear y conservar la fe cristiana, pero difcilmente llegara a lapenetracin de la fe requerida para responder a las necesidades del pueblo de

    Dios, porque el carisma del Magisterio no es una infusin de conocimientosnuevos, una revelacin, sino una asistencia en la utilizacin de los mediosnaturales y sobrenaturales puestos a su disposicin.

    http://www.edoctusdigital.netfirms.com/newpage87.htm#TOC25http://www.edoctusdigital.netfirms.com/newpage87.htm#TOC25
  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    4/125

    Otra funcin de la Teologa en relacin con el Magisterio consiste en trabajarpor la formacin de la fe y de la vida moral del pueblo cristiano. El Magisteriopodr impedir que la comunidad cristiana se deje arrastrar por cualquier vientode doctrina, pero sin la Teologa no le sera posible impedir que se marchitara

    su fe, o que se adormeciera en cierta inmovilidad de pensamiento. Por eso laTeologa tiene la misin de vivificar constantemente la fe cristiana, de iluminarlay darle profundidad; y al hacerlo, la Teologa se convierte en un servicio dado ala Iglesia, a la comunidad, al Magisterio y a la fe.

    El Para qu? de la TeologaEl Objeto de la teologa

    A esta divina revelacin hay ciertamente que atribuir que aquello que en las cosasdivinas no es de suyo inaccesible a la razn humana, pueda ser conocido por todos,

    aun en la condicin presente del gnero humano, de modo fcil con firme certeza y sinmezcla de error alguno. (Dz 3005).

    La Teologa es la ciencia de Dios que se conoce a partir de la revelacin; peroel que una ciencia tenga como objeto de su investigacin al Dios vivo ysalvador tiene que afectarla profundamente, lo mismo que a la condicin deltelogo que se ha consagrado a ella.

    a).- Si la Teologa puede hablar de Dios en su vida ntima y en su plan desalvacin, es porque Dios ha sido el primero que ha salido de su misterio para

    entablar con el hombre un dilogo de amistad. Al comienzo de toda empresateolgica est siempre la iniciativa divina, la automanifestacin de Dios. LaTeologa habla de Dios y se esfuerza en comprender mejor a Dios, peropartiendo del propio testimonio que Dios ha dado de s mismo; de ah se sigueque la Teologa no puede nunca convertirse en una ciencia autnoma. Delmismo modo como la Iglesia est al servicio de la Palabra de Dios, laTeologa es y debe seguir siendo la humilde sierva de la Palabra de Dios.

    Esto mismo hay que decir del telogo: Como el primero entre los fieles, tieneque mantenerse a la escucha de la Palabra que desea comprender, porque laPalabra de Dios tambin va dirigida a l para que la acoja con una fe quecomprometa toda su vida. Esta Palabra exige del telogo docilidad de espritu ydocilidad de corazn; toda su existencia tiene que abrirse a las dimensiones deuna verdad que dice la ltima palabra sobre el hombre, y en este aspecto nohay ninguna diferencia entre el profesor de Teologa y el estudiante deTeologa: ambos estn sometidos a la Palabra de Dios, ambos se dedican apenetrar y a gustar esa Palabra que es la aspiracin y la norma de su vida. Eneste punto, el objeto de la vida intelectual y el objeto de la vida espiritualcoinciden por completo.

    As pues, en el panorama de las ciencias, la Teologa goza de una situacin

    particular y privilegiada: Trabaja en un ambiente sagrado, religioso; unambiente creado que une al profesor y al estudiante en una comunin en elmismo objeto, porque la Palabra de Dios que ambos se esfuerzan en

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    5/125

    comprender mejor constituye el objeto de su fe y el fundamento de su vida.Ambos se entregan a esa Palabra. La Teologa puede, pues, convertirse, tantopara el estudiante como para el profesor, en escuela de santidad.

    b).- Como la Teologa tiene por objeto al Dios vivo y salvador, tiene que revestir

    cierto nmero de caractersticas que es preciso definir:

    1.- Carcter histrico. Al tener como objeto a Dios que se revela en la historia ypor la historia, la Teologa tiene que referirse continuamente a la historia de lasalvacin. No es la Teologa una reflexin sobre un sistema de proposicionesabstractas, sino sobre unas intervenciones libres de Dios en el tiempo. No hayTeologa sin referencia a la economa de la manifestacin de Dios.

    2.- Carcter cristolgico. La historia de la salvacin est completamentecentrada en Cristo. El Antiguo Testamento es un anuncio y una preparacin deCristo; es una profeca y una pedagoga de Cristo. El centro y el objeto del

    Evangelio en el Nuevo Testamento es Cristo, en su vida y en su obra salvfica,de ah se sigue que toda Teologa es cristolgica. No conocemos a Dios sino atravs de Cristo: en resumen, no hay Teo-logasin Cristo-loga.

    3.- Carcter eclesiolgico. La Teologa escucha y recibe la Palabra de Dios enla Iglesia; procura comprenderla e interpretarla en la Iglesia y como auxiliar dela Iglesia; finalmente, su reflexin tiene que llevarse a cabo en comunin conlos telogos del pasado y en dilogo con los del tiempo presente, por eso nohay Teologa sin referencia a la Iglesia.

    4.- Carcter antropolgico. La revelacin de Dios es al propio tiempo revelacinal hombre de su propio misterio, ya que lo ms profundo que hay en el hombrees el misterio de Dios que se inclina sobre l para cubrirlo con su amor. Tantosi lo sabe como si lo ignora, el hombre est llamado por el amor para queparticipe de la vida divina. Por consiguiente la Teologa no puede hablar deDios sin hablar del hombre, lo mismo que no puede hablar del hombre sinhablar de Dios. No hay Teologa sin antropologa.

    Divisin de la Teologa

    En el decreto OptatamTotis sobre la formacin sacerdotal, al hablar del lugar

    de los estudios teolgicos en la vida de los que se preparan al sacerdocio, laIglesia dice:

    Las disciplinas teolgicas han de ensearse a la luz de la fe bajo el magisterioorientador de la Iglesia, de manera que los alumnos deduzcan con todaexactitud de la divina revelacin la doctrina catlica y penetren en ellaprofundamente, convirtindola en alimento de la propia vida espiritual parapoder anunciarla, exponerla y definirla en su ministerio sacerdotal.

    Ordnese la Teologa dogmtica de manera que ante todo se propongan lostemas bblicos, expnganse luego las aportaciones de los Padres de la Iglesia

    de oriente y occidente, en la fiel transmisin e interpretacin de las verdades de

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    6/125

    la revelacin, igualmente la historia general del dogma, considerada incluso enrelacin con la historia general de la Iglesia.

    Si se considera segn la materia estudiada, podremos ordenar la Teologasegn sus disciplinas en Teologa Apologtica, Teologa Dogmtica, Teologa

    Moral, Teologa Espiritual, Teologa Litrgica, Teologa Patrstica, etc., y segnlos tratados que comprende, en Teologa de la Revelacin, de la Iglesia, deDios Uno y Trino, de la Creacin, de la Encarnacin, de la Redencin, de laGracia, de las Virtudes, de los Sacramentos, de los Fines ltimos, etc.

    Por ltimo, si se considerara a la Teologa bajo el punto de vista del mtodo desu estudio, se podra hablar de una Teologa Positiva y de una TeologaEspeculativa. La terminologa en este punto es variable; unos autores hablande Teologa Histrica en vez de Positiva, y de Teologa Sistemtica en lugar deEspeculativa; otros hablan de una Teologa Dogmtica que comprendera elestudio de la Escritura, los Padres de la Iglesia y el Magisterio, y de una

    Teologa Sistemtica, que es totalmente Teologa Especulativa.

    El objeto de la Teologa es Dios en su vida ntima y en su plan de salvacin, yel fin de la Teologa es comprender mejor el plan de Dios salvador, queconsiste en introducir a la criatura humana en la intimidad de la vida divina. Tales, en efecto, el misterio oculto en Dios desde toda la eternidad: la redencindel hombre y su retorno al Padre por medio de Cristo. De ah se sigue que elmtodo de la Teologa supone dos momentos esenciales: Primero, el de ladeterminacin del objeto de fe, o Teologa en su funcin positiva, y segundo, elde la inteligencia de ese objeto de fe o Teologa en su funcin propiamentereflexiva, o especulativa, o sistemtica.

    Ante todo, la Teologa tiene que conocer la Palabra de Dios de una maneracompleta y precisa, y luego tiene que comprender esa Palabra. Lo mismo queen las ciencias experimentales se empieza recogiendo hechos parainterpretarlos a continuacin, as tambin la Teologa recoge y sistematiza eldato revelado (Teologa Positiva) para buscar luego su inteligibilidad (TeologaEspeculativa).

    La teologa sistemtica.

    En los tiempos modernos, y ms precisamente desde finales del siglo XIV, hayun proceso de explosin de la unidad teolgica. La teologa se vafragmentando en muchas disciplinas que con el tiempo, acaban presentndosecomo paralelas y hasta yuxtapuestas unas con otras. As, la teologa ya noposee una unidad orgnica sino formal.

    Razones de la fragmentacin de la unidad teolgica. La razn ms general dela especializacin de la teologa es la dinmica del propio saber, que se orientanaturalmente hacia una progresiva complejidad; pero la dinmica del sabertambin est germinalmente presente en la dinmica histrica; de hecho, lascircunstancias de la vida y las necesidades concretas impulsan poderosamente

    la teora en direccin a estudios analticos cada vez ms especficos. A pesarde ello, la teologa podra haber mantenido su unidad bsica, as hubiera sido

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    7/125

    ms compleja. Si tal unidad se perdi es porque debe existir una razn propiapara ello; esa parece haber sido la separacin de la teologa con relacin a lavida. De hecho, desde una visin de conjunto, la ruptura de la unidad teolgicase dio entre la teora (de la fe) y la prctica (de la comunidad): de un lado,qued la teologa especulativa y del otro, se colocaron las varas teologas

    prcticas, quedando la Escritura relegada a un plano secundario.

    Teologa Fundamental: Estudia la revelacin sobre todo desde el aspecto desu acontecer (sin excluir su contenido) como accin trinitaria y como economade salvacin; un dilogo por el cual Dios se dirige a los hombres y los invita a lacomunin de vida con El.

    Teologa Dogmtica: Es la exposicin y el estudio cientfico de la Palabra deDios tal como la predica y la ensea la Iglesia. Se ocupa del dogma o de lasverdades de la fe, en otras palabras, del contenido de la revelacin tal y comoes credo por la Iglesia. Unifica los diversos saberes particulares, buscando que

    la Palabra de Dios se dirija a la comunidad de todos los tiempos, y a cada unode los hombres.

    Teologa Bblica: En un primer sentido, se propone organizar en una sntesiscoherente, armoniosa e inteligible, del mensaje de la Escritura. Trabajo que serealiza en la fe y en la fidelidad a las normas de la interpretacin propuestaspor la Iglesia. En Segundo lugar, intenta captar, partiendo de los vocablos, lasfiguras y los temas de la Escritura, la unidad del misterio y del designio de Dios.

    Teologa Patrstica: Expone con fidelidad el pensamiento y la enseanzadoctrinal del los Padres de la Iglesia. Supone tener en cuenta el vocabulario,los gneros literarios que adoptaron y el contexto histrico en que vivieron.

    Teologa Litrgica: Tiene por objeto el misterio de Cristo viviente en la Iglesiay el misterio de la Iglesia viviente en Cristo. Reflexiona metdicamente 1aaccin salvfica de Dios en el mundo por Cristo y su Iglesia, y sobre la vueltadel hombre a Dios bajo el velo de los signos que lo santifican. No essimplemente la historia de los ritos y de las rbricas.

    TEOLOGA MORAL: Tiene como objeto la vocacin del hombre en Cristo y lasobligaciones morales que derivan de esa vocacin. La luz primera de la

    teologa moral no es la razn, sino la Palabra de Dios y la fe. Muestra como laPalabra de Dios ilumina los problemas concretos del hombre de hoy, teniendocomo norma suprema: el obrar en conformidad con el obrar de Cristo.

    Teologa Pastoral: Permite un estudio metdico y cientfico de la Iglesia en elmundo. Debe tener en cuenta las condiciones sociales y culturales de lahumanidad, para poder que el Evangelio encuentre eco en los corazones de loshombres. Debe ayudarse de las ciencia humanas.

    Teologa Misional: Estudia el misterio de la Iglesia dentro de una perspectivadinmica y existencial. Piensa especialmente en los no cristianos. Su objeto es

    la expansin de la Iglesia ms all de los lmites actuales. Que quiere conducira todos los hombres a la fe y construir un solo pueblo de Dios.

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    8/125

    Teologa Ecumnica: Tiene como fin restaurar entre todos los cristianos launidad instaurada por Cristo y estropeada por la divisin entre ellos. Buscaeliminar todo lo que atenta contra la verdad y favorecer un dilogo entre lasdiversas comunidades cristianas. Se apoya en una visin bblica de la Iglesia

    como pueblo de Dios y como sacramento de unidad para el mundo entero.

    El Derecho en la Iglesia: Rige la vida de los bautizados y los conduce a lasalvacin. Contiene normas de vida y de accin para organizar la predicacin,favorecer el pleno desarrollo de la vida sacramental y acrecentar de esta formala unin de Cristo y de sus miembros. Sus leyes tienen tres tipos de origen:divino (inscritas por Dios en el hombre y contenidas en la Escritura y en laTradicin); eclesiales (establecidas por la Iglesia); y civiles (pertenecen almundo y la Iglesia las hace suyas canonizndolas).

    Historia Eclesistica: El Dios de la revelacin es un Dios que se compromete

    en la historia y se revela en ella. La historia de la Iglesia, no puede serconcebida como una ciencia profana o como una simple historia de lacristiandad. La historia de la Iglesia se estudia como una historia de salvacin,es la presencia continua de la Palabra de Dios en el mundo por el Evangelio yla construccin de la comunidad de Cristo.

    Los tratados de la teologa dogmtica

    La teologa dogmtica tiene una articulacin interna que favorece la exposicindidctica. Entre las diversas articulaciones, el esquema tpico de la historia dela salvacin encuentra en el Credo su punto de referencia ms lgico. Nosiempre el estudiante encuentra uniformidad en el esquema, perogeneralmente se guarda el clsico, que va desde la doctrina de los principioshasta la escatologa.

    Cristologa. Es el tratado central de la teologa dogmtica. Estudia la personade Jesucristo, su misin y su destino. Investiga el Misterio del Hijo de Dioshecho hombre, en todos sus momentos histricos redentores desde laanunciacin del reino de Dios hasta su muerte en cruz, resurreccin, ascensinal cielo, envo del Espritu Santo y su regreso glorioso al final de los tiempos. El

    planteamiento del tratado se refiere a la universal problemtica antropolgicade la bsqueda del sentido y de la salvacin, mostrando a Jess, palabraredentora de Dios encarnada en la historia, llena de esperanza humana. En unsegundo momento se refiere al significado salvfico del evento Cristo para elhombre y para la historia.

    Dios Uno y Trino. El tratado sobre la Trinidad, expone la doctrina cristianasobre Dios. Se trata del captulo ms complejo de toda la teologa dogmtica,no solamente por la amplitud del Misterio en el cual investiga, sino tambin porla falta de conceptos adaptados para expresar la realidad misma de Dios.Como cualquier elaboracin sistemtica, el recorrido de la teologa empieza

    desde la investigacin bblica y recupera la riqueza doctrinal de la Tradicin dela Iglesia en el culto, en los pronunciamientos magisteriales y en la reflexin

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    9/125

    teolgica, para ofrecer al hombre la verdad de fe sobre Dios y enconsecuencia, sobre su vida misma.

    Mariologa. Este tratado expone los contenidos que se refieren a la VirgenMadre de Dios, que estn en estrecha relacin con otras verdades de la fe. De

    manera particular est vinculada con la cristologa, la eclesiologa, laantropologa teolgica y escatologa. Hoy, la mariologa es muy importante,sobre todo porque favoreci el nacimiento de unas teologas, como aquellasfeministas que dan mayor importancia a la figura teolgica de Mara; estadisciplina se enraza en la existencia de unas verdades dogmticas sobreMara, que tienen un fuerte significado para la teologa catlica, pero queestimulan tambin la discusin ecumnica.

    Antropologa Teolgica. Los temas tpicos de la antropologa teolgica sonaquellos que se refieren a la creacin del mundo y del hombre, el contextocriatural, las cuestiones del pecado original, la doctrina de la Gracia y de la

    Justificacin (el hombre redimido) y las cuestiones sobre el destinoescatolgico y de la historia universal (escatologa). Respecto a suplanteamiento, la antropologa teolgica presenta diversificaciones, justificadassobre todo por su punto de partida. Los varios proyectos, se diferencian por laperspectiva inicial, que o es de naturaleza teolgica o es de naturalezaantropolgica; en ambos casos se pueden ver lmites y posibilidades. Eltelogo debe estar atento a escoger la metodologa ms adaptada al fin de ladisciplina que es hacer accesible al hombre contemporneo los inmutablescontenidos de fe sobre el hombre y su historia.

    Eclesiologa y Ecumenismo. La Eclesiologa es un tratado que expone demanera sistemtica la doctrina sobre la Iglesia. En la actual reflexin sobre laIglesia interesa el mbito teolgico fundamental y el dogmtico. El primeroconsidera la Iglesia como medio e instrumento de la Revelacin; el segundo sepreocupa ms por definir el origen, la esencia, las estructuras, las funciones yla finalidad de la Iglesia. Con la Eclesiologa se relaciona la TeologaEcumnica que trata de aquellas cuestiones que se refieren a la unidad de loscristianos; es por ello que la Eclesiologa constituye uno de los mayoresespacios para el dilogo entre las Iglesias y las confesiones cristianas.

    Teologa Sacramentaria. La teologa de los sacramentos es un captulo

    complejo de la teologa dogmtica, pues suscita varias cuestiones sobre elplano teorticocientfico y sobre el plano de la concreta colocacin al internode toda la teologa dogmtica. A eso se aade la estructura interna del tratadosobre los sacramentos. Suelen darse dos tratados: teologa sacramentalfundamental y la especial. En el primero, se expone la doctrina general de lossacramentos, con particular atencin a temas como el signo sacramental, sumanera de actuar y su eficacia; Cristo como autor de los sacramentos; elministro y el sujeto de los sacramentos; los sacramentos de la vida cristiana. Enel segundo se presentan todos los aspectos teolgicos, que se refierenespecficamente a los siete sacramentos de la Iglesia.

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    10/125

    El cmo? de la TeologaSujeto y mtodo teolgico

    El Sujeto de la Teologa

    Sin embargo, no por ello ha de decirse que la revelacin sea absolutamentenecesario, siso porque Dios, por su infinita bondad, orden al hombre a un finsobrenatural, es decir, a participar de bienes divinos que sobrepujan totalmente lainteligencia de la mente humana. (Dz 3005).

    Es importante considerar ahora al sujeto que se dedica al estudio de laTeologa, al telogo. Surge en seguida una cuestin: el trabajo teolgico, esobra puramente de la razn? es una reflexin de tipo filosfico sobre unamateria calificada como revelada, de modo que incluso un hereje o unhistoriador de las religiones puedan dedicarse a ella lo mismo que un creyente?O por el contrario, no hay Teologa sin fe, y con qu ttulo interviene en ella la

    fe? Para comprender mejor el papel respectivo de la fe y de la razn,atenderemos al trabajo teolgico en sus diferentes etapas.

    La fe en busca de inteligencia

    Pero, aunque la fe este por encima de la razn, sin embargo ninguna verdaderadisensin puede jams darse entre la fe y la razn, como quiera que el mismo Diosque revela los misterios e infunde la fe, puso dentro del alama humana la luz de larazn (Dz 3017).

    a.- En su principio, la Teologa es sobrenatural. En efecto, en el origen de todo

    conocimiento teolgico nos encontramos con un doble don de Dios: el don dela Palabra de Dios y el don de la fe para adherirse a esa Palabra con certezaabsoluta; porque la fe no es el resultado de una demostracin apologtica, sinoun don de la Gracia: Nadie puede venir a m, si el Padre que me ha enviado nole atrae (Jn 6,44). Toda Teologa descansa en una doble iniciativa: iniciativa deDios que sale de su misterio para entrar en comunicacin con el hombre en undilogo de amistad, e iniciativa de Dios que invita a creer en la palabraescuchada, como dirigida personalmente a cada uno.

    b.- La fe suscita la Teologa, tanto en el plano de la adhesin de fe como en elplano del objeto de fe. Vivimos en una relacin de palabra y de audicin, de

    testimonio y de fe. Creemos en el misterio por la Palabra, sin verlo, y notenemos acceso a Dios ms que a travs de unos signos: signos de la carne deCristo y signos de su palabra humana. La fe es una primera posesin,imperfecta y oscura todava, del objeto que aspira a conocer. Tiende a laexperiencia luminosa del Dios vivo cuyo testimonio acoge, y aspira acontemplar al descubierto lo que sabe que constituye el objeto de su felicidad.Por esta razn hay en el seno mismo de la fe un apetito de visin, un deseo deconocer y de ver. La adhesin al mensaje y la tendencia a la visin son dosaspectos esenciales del acto de fe, porque al no ver, la fe busca comprender.

    La Teologa no es mejor que la fe, pero es un intento por responder a esedeseo de visin que slo se saciar en la otra vida. Por tanto, hay en la fe un

    http://www.edoctusdigital.netfirms.com/newpage87.htm#TOC14http://www.edoctusdigital.netfirms.com/newpage87.htm#TOC14
  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    11/125

    dinamismo de bsqueda del espritu, y en la fe est siempre presente uncomienzo de bsqueda intelectual.

    El mensaje de fe provoca, por lo tanto, el apetito del espritu; no por una simplecuriosidad intelectual, sino porque la verdad que l revela se presenta como el

    valor supremo para la vida humana, como lo que le da su sentido ltimo y haceque la vida valga la pena de ser vivida. Es porque la Palabra de Dios tiene unariqueza inagotable que estimula indefinidamente al espritu y al corazn.

    La inteligencia teolgica bajo la luz de la fe.

    Dependiendo el hombre totalmente de Dios como su creador y seor, y estando larazn humana enteramente sujeta a la verdad increada; cuando Dios revela, estamosobligados a prestarle por la fe plena obediencia de entendimiento y de voluntad. (DZ3008)

    La fe ejerce todo el tiempo su influencia en el trabajo teolgico; en primer lugaren el sentido en que la certeza de fe preside al trabajo teolgico, asegurandosu validez. En efecto, por su fe el telogo tiene como absolutamente ciertas lasverdades de unos acontecimientos que no podra conocer ni por su experienciani por su reflexin; en razn de esta certeza, se dedica a comprender el sentidode la Palabra de Dios, y no solamente las frmulas y las proposiciones queenuncian el misterio, sino el misterio mismo.

    La fe ejerce su influencia en el curso del trabajo teolgico, no solamente porquesu certeza presida todas las investigaciones asegurando su validez, sinotambin en razn del dinamismo continuo de su luz.

    La razn humana, por su parte, se sirve de todas las leyes del razonamiento yde las tcnicas humanas, con todas las exigencias de la ciencia;concretamente en materia de mtodo, de sistematizacin y de unidad. Suactividad se ejerce de diversas maneras:

    a). Establece el hecho de la revelacin o de la Palabra de Dios en la historia, yel hecho de la Iglesia como depositaria y mediadora de esta Palabra a travsde los siglos.b). Define el acontecimiento y la verdad revelada, demostrando que no es niimposible ni desprovista de sentido, sino soberanamente inteligible.c). Prosigue esa inteligencia fructfera de los misterios.

    Fidelidad y libertad del telogo.

    Y no solo pueden jams disentir entre si la fe y la razn, sino que adems se prestanmutua ayuda, como quiera que la recta razn demuestra los fundamentos de la fe y,por la luz de est ilustrada , cultiva la ciencia de las cosas divinas; y la fe, por su parte,libra y defiende a la razn de los errores y la provee de mltiples conocimientos. (Dz3019).

    Al ser un servicio, la Teologa tiene que ejercer su tarea en comunin con el

    Magisterio, con el pueblo cristiano y con todos los telogos comprometidos enese mismo esfuerzo de enseanza y de investigacin. El telogo, por tanto, es

    http://www.edoctusdigital.netfirms.com/newpage87.htm#TOC15http://www.edoctusdigital.netfirms.com/newpage87.htm#TOC26http://www.edoctusdigital.netfirms.com/newpage87.htm#TOC26http://www.edoctusdigital.netfirms.com/newpage87.htm#TOC15
  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    12/125

    algo muy distinto de un hombre que trabaja en la edificacin de su gloriapersonal, sin preocuparse de la turbacin que su palabra pueda sembrar en lasconciencias cristianas. El telogo es ante todo un servidor responsable de laPalabra de Dios, que est obligado por una doble fidelidad, a Cristo y la Iglesia.

    Si el telogo es el profeta del porvenir, el que prepara para el Magisterio lassoluciones del maana, le es indispensable disponer de libertad. En lasmaterias nuevas y difciles entre las que se mueve es compatible que hayacierta diversidad de opiniones, no graves, con la unidad de la fe y la fidelidad alMagisterio, ya que la historia demuestra que siempre ha habido lugar en laIglesia para una gran diversidad de telogos y de teologas. La fe es una, s,pero qu diferencia existe entre las teologas de Justino, Cipriano, Orgenes,San Agustn o Santo Toms de Aquino! Y esta diversidad tambin trae ventajaspara la Iglesia y ha sido fuente de progreso teolgico. Ms todava, en esetrabajo de investigacin al servicio del Magisterio y de la comunidad cristiana,en ese continuo enfrentamiento con los problemas del mundo actual, es

    evidente que el telogo tambin estar expuesto al error.

    En su trabajo de interpretacin y actualizacin de los datos de la fe, cmoconcebir que no se engae a veces? Ante nuevos acontecimientos puedeverse en la necesidad de corregirse, de cambiar de postura. Puede ser tambinque algunas de sus opiniones, largo tiempo combatidas por la Iglesia, seanluego reconocidas como verdad, como ya ha sucedido, y esas oscilaciones delpensamiento, esos riesgos de error, son la consecuencia necesaria de unateologa que desea estar en dilogo con el mundo; forman parte de unaTeologa sometida a las condiciones de la historia.

    Es verdad que el telogo, como hijo de la Iglesia, tiene que aceptar el juicio deesa suprema instancia que es el Magisterio instituido por Cristo como intrpreteinfalible de su palabra. Pero entre el telogo y esta suprema instancia existeotra intermedia, constituida por el conjunto de telogos comprometidos en losmismos caminos de la investigacin, por eso es normal que el caso se resuelvaen ese nivel, mediante el intercambio fraternal de opiniones.

    Si el telogo se sintiera siempre bajo la amenaza de un juicio sin apelacin,cmo podra trabajar con toda su alma, con todo su corazn, con todas susfuerzas, al servicio de la Iglesia que es todo en su vida? En Teologa, como en

    todas partes, la alegra y el amor son el clima normal de un trabajoverdaderamente fecundo; de no ser as, sucedera lo que demuestra la historiade un pasado reciente: que la Teologa catlica, para librarse del riesgo de lacondenacin, se refugiara en el estudio de temas ftiles, dejndose superar enlos puntos de importancia capital por la investigacin de la Iglesia Protestante.

    El mtodo teolgico

    A la verdad, la Iglesia no veda que esas disciplinas, cada una en su propiombito, use de sus principios y mtodo propio, pero, reconociendo esta justa

    libertad, cuidadosamente vigila que no reciban en s mismas errores (Dz3019).

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    13/125

    La doctrina del mtodo teolgico se propone exponer los fundamentos y lospresupuestos del conocimiento teolgico a fin de destacar el valor de lasafirmaciones sobre la reflexin teolgica en general y sobre la que atae acada uno de los contenidos especficos de la fe. As, pues, la reflexin sobre el

    mtodo tiene como objeto el estudio de las normas, criterios y operaciones querealiza el telogo para desarrollar correctamente su actividad teolgica.

    Fundamentos de la teora del mtodo teolgico. La teologa se basa en elacontecimiento de la revelacin de Dios en Jesucristo. La relacinrevelacin/fe/teologa es, por tanto, una relacin de implicacin mutua, en elsentido de que el acontecimiento de la revelacin, en correlacin con larespuesta-aceptacin de la fe, es el principio constitutivo de la teologa. Ladoctrina sobre el mtodo teolgico, aunque debe respetar las reglas de unprocedimiento riguroso y disciplinado desde el punto de vista intelectual, nopuede olvidarse del principio especficamente teolgico.

    Ciertamente, la teologa en cuanto logos humano est en s misma abiertaestructuralmente a las adquisiciones de la filosofa, de las ciencias y, engeneral, de todos los instrumentos lgicos, hermenuticos, tericos que elpensamiento humano descubre y utiliza. Pero es igualmente necesario que laelaboracin del mtodo teolgico considere el hecho de que la teologa esciencia de la fe.

    La conclusin es que la elaboracin del mtodo en teologa no puedeconstituirse slo o principalmente a partir de los criterios y de las normasoperativas comunes a las otras ciencias, sino que tendr que observar, antetodo, los principios normativos que se derivan del saber de la fe, asumiendo lasaportaciones y los medios crticos propios de las formas del saber metafsico,histrico, hermenutico, etc. De esta manera la teologa estar en disposicinde satisfacer tanto las exigencias de organicidad, sistematicidad, logicidad yunitariedad del pensamiento, como igualmente las exigencias del saber de lafe.

    Aclarado el punto de partida del procedimiento sistemtico de reflexin, seperfila la doble tarea fundamental de la teologa en el aspecto metodolgico:

    1) la teologa debe verificar el vnculo entre la fe actual de la Iglesia y elacontecimiento salvfico definitivo de Jesucristo, como revelacin insuperablede la verdad y de la caridad de Dios; esta primera tarea fundamental puededesignarse como auditus fidei, y expresa la funcin positiva de la teologa;

    2) en un segundo momento la teologa tiene que saber responder a lasexigencias y desafos del pensamiento y de la cultura actual, haciendocomprensibles a la inteligencia humana los contenidos de la fe, mostrando laeficacia prctica y existencial del mensaje cristiano, llevando a una sntesisorgnica cada vez ms profunda las verdades reveladas; esta segunda tareafundamental de la teologa puede llamarse intellectus fidei y expresa la funcin

    comprensiva, sistematizadora y actualizante de la teologa.

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    14/125

    La Teologa PositivaEl auditus fidei.

    Dios quiso que lo que haba revelado para salvacin de todos los pueblos seconservara por siempre integro y fuera transmitido a todas las edades . Por eso Cristo

    nuestro Seor, plenitud de la revelacin, mand a los apstoles predicara todos loshombres el Evangelio como fuente de toda verdad salvadora y de toda norma deconducta (Dz 4207).

    La nica revelacin de Dios, el nico Evangelio, la nica verdad de salvacin,se ha transmitido bajo las formas de Tradicin y de Escritura; ambas expresanel nico misterio, ambas concurren a un mismo fin, ambas son Palabra de Dios.Este nico depsito de la revelacin constituido por la Tradicin y la Escrituraha sido confiado a la Iglesia entera para que viva de l, pero el papel deinterpretar la Palabra de Dios, escrita o transmitida, ha sido confiado alMagisterio de la Iglesia, que por mandato de Cristo y con asistencia del Espritu

    oye con respeto la Palabra de Dios, la guarda con diligencia y la expone confidelidad; y de este nico depsito de la fe saca el Magisterio todo lo quepropone que se ha de creer como verdad revelada por Dios.

    Es posible distinguir en la Teologa Positiva tres sectores: La lectura einterpretacin de los Documentos Escritursticos, de los Testimonios de laTradicin, y de las Enseanzas del Magisterio. Todo este conjunto constituye loque se llama fuentes de la teologa, cuya exploracin realiza la Teologa paraconocer la revelacin en toda su amplitud y riqueza. Se llama, pues, fuentes dela teologa a aquellas instancias en las que el creyente puede encontrar lostestimonios fundantes de su fe. Son privilegiadamente La Sagrada Escritura y

    la Tradicin, mediadas stas por el Magisterio eclesial. La palabra lugaresteolgicos, con la que tradicionalmente se designaba a las fuentes se vareservando hoy para designar ms bien a aquellos contextos histricos desde,en y para los cuales se leen las fuentes. Hagamos una descripcin global de loque le toca hacer al telogo en este momento positivo al ir a consultar lasfuentes. Veamos:

    a.- La lectura e interpretacin de los Documentos Escritursticos se apoya en laexgesis; tiene la finalidad de comprender el pensamiento del autor sagrado,de lo que ha querido decir y lo que tiene intencin de ensear. Su objeto es elsentido literal, su mtodo es la crtica textual, literaria e histrica que establece

    el texto, para descubrir su sentido y su gnero literario y situarlo en el ambienteen que ha sido compuesto y al que se dirige, descubriendo su alcance y loslmites de la enseanza que contiene. El exegeta, dice la Constitucin DeiVerbum, investiga el sentido que trat de expresar y expres el hagigrafo,segn determinadas circunstancias de su tiempo y de su cultura, por medio delos gneros literarios empleados en su poca.

    b.- A la lectura e interpretacin de la Tradicin le corresponde estudiar eltestimonio de los Padres, el de los Doctores y de los Telogos de la Iglesia, eltestimonio de la Liturgia, la Historia de la Iglesia y la vida actual del pueblo

    cristiano.

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    15/125

    Los Padres de la Iglesia son los testigos de la Tradicin, y su valor se debeprincipalmente al hecho de haber sistematizado en sus escritos la revelacinrecibida, creda y vivida en la Iglesia. La nocin de Padre de la Iglesia estcaracterizada por cuatro rasgos: Antigedad, ortodoxia de su enseanza,aprobacin expresa o implcita de la Iglesia, y santidad; si falta alguna de esas

    condiciones no se habla de Padres de la Iglesia, por eso algunos individuosbrillantes, como Tertuliano y Orgenes, son llamados solamente escritoreseclesisticos. Se considera la era Patrstica cerrada, en occidente con SanGregorio (604) y San Isidoro (636), y en oriente con San Juan Damasceno(749).

    El trmino de Doctor de la Iglesia es ms restringido que el de Padre, y cuandose otorga expresa la estimacin que la Iglesia tiene para con un Padre alelevarlo al grado de Doctor. En oriente se consideran Doctores, entre otros, alos santos Basilio Magno, Atanasio, Gregorio Nacianceno y Juan Crisstomo;en occidente, por ejemplo, a los santos Ambrosio, Jernimo y Gregorio Magno.

    La lista de los Doctores no se limita a la antigedad, como la de los Padres,sino que comprende tambin a santos ms recientes, por ejemplo a SantoToms de Aquino, San Buenaventura, San Alberto Magno, San Juan de laCruz, San Pedro Canicio y Santa Teresa de vila. El Doctor de la Iglesia sedistingue por el papel eminente que ha desempeado para la vida doctrinal dela Iglesia, y por la aprobacin expresa del Magisterio. El Doctor es un maestroautntico de la fe cristiana.

    La Constitucin Munificentissimus Deus de Po XII, enumera tambin a losTelogos entre los testigos de la Tradicin. Efectivamente, se puede tenercomo objeto de fe el material que los Telogos han tenido como tal. La Liturgiaconstituye igualmente un testigo privilegiado de la Tradicin cuyas riquezasrecoge, de modo que difcilmente se encontrara una verdad de fe que noestuviera de algn modo expresada en la Liturgia. La Liturgia vivida por lacomunidad eclesial entera en una confesin continua, es una manifestacinexcepcional de la fe de la Iglesia. Es la fe en su proclamacin cultual, porque laIglesia reza segn su fe.

    c.- Con el testimonio de la Tradicin se relaciona tambin la fe del pueblocristiano en sus expresiones actuales, porque el pueblo de Dios no deja demeditar en la Palabra de Dios y de vivir de ella. Esta vida de fe bajo la gua del

    Espritu (sensus fidei) es una vida inventiva y capaz de descubrimientos. Lasexpresiones de fe cristiana que han brotado as bajo la accin del Espritu,como un don que se hace a cada poca, constituyen un lugar teolgicoimportante. La conciencia creciente del papel de los laicos en el mundo, lafundacin de institutos seculares, la orientacin de la vida religiosa hacianuevas tareas, el inters de la Iglesia por las comunidades cristianasseparadas y por las grandes religiones de salvacin, todo esto que se realizabajo la accin del Espritu, es fruto de la fe y objeto de reflexin teolgica.

    La lectura e interpretacin de las enseanzas del Magisterio se preocupa porconocer la fe de la Iglesia, tal como se expresa en las intervenciones y

    declaraciones mltiples del Magisterio. El Magisterio, como intrpreteautorizado de la palabra de salvacin, puede ser Ordinario o Extraordinario. El

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    16/125

    Extraordinario se ejerce por el Concilio Ecumnico o por el Papa cuando hablaex cathedra, o sea como Pastor y Doctor universal en el ejercicio de suautoridad plena, y con la intencin de obligar a todo el pueblo cristiano. ElMagisterio Ordinario se ejerce por los obispos individualmente ocolegiadamente, en snodos interdiocesanos, conferencias episcopales, etc., y

    tambin por el Papa, sea directamente en encclicas, discursos o cartas, o bienindirectamente por medio de sus auxiliares, como las diversas congregaciones.Desde el siglo XIX es la encclica una de las formas privilegiadas del Magisterioordinario del Papa. Cada encclica constituye una exposicin amplia de ladoctrina catlica sobre un punto en concreto, en la que se trata menos decondenar, enderezar y alertar, que de aclarar, ensear y dar realce a lasinsondables riquezas del misterio de Cristo para provecho del pueblo de Dios.Tambin el Derecho Cannico, cdigo que rige la disciplina de la Iglesia, encuanto que se elabora bajo el control del Magisterio, puede considerarse comoparte de sus documentos.

    La inspiracin bblica

    Se parte del hecho de que la Iglesia no ha creado un canon, sino que lo harecogido, pues descubri en esos libros la presencia singular del Espritu que lediriga la Palabra divina. Trataremos de penetrar en los fundamentos bblicosque tiene esta conviccin de la inspiracin escriturstica y buscar los elementoscomunes que nos llevan a una conciencia del Pueblo de Dios en torno a laPalabra del Seor, palabra acontecida, proclamada y, luego, puesta por escritobajo la accin del Espritu.

    La misin del Espritu Santo en el Antiguo Testamento est dirigida tanto alhecho de hablar como al de actuar. Es el Espritu el que est presente en losgrandes momentos de la historia de la salvacin y es l quien se manifiesta enlos diversos carismas del Pueblo de Dios. As, el Espritu acta y habla en losgrandes personajes (Jc 3, 10; Num 24, 2-3) y en el Mesas (Is 11, 1-9; Is 61,1ss). Hay diversos carismas en torno a la palabra: el proftico o deproclamacin (Jer 1, 9; Is 42, 1) y los funcionales en orden a la conservacin,desarrollo y elaboracin de la palabra proclamada (Num 11, 16-25; Dt 33, 10;1Cr 25, 1-3; Sir 15, 1-6). En el caso de los profetas, lo que ellos predicaban yaera palabra de Dios; en orden a la consignacin por escrito, se prolonga enellos o en sus discpulos la accin divina (Jer 29, 30; Is 8,16).

    En el Nuevo Testamento Jess promete su Espritu y explica la funcin querealizar en los creyentes (Jn 16, 13). La promesa se hace realidad en elmisterio pascual. El Espritu impulsa a actuar y a hablar a los apstoles ydems creyentes (Gal 4, 6; 1Cor 12, 4-7; Mt 10, 19- 20). Tambin en el NuevoTestamento aparecen carismas en torno a la Palabra: la proclamacinapostlica (Ef 3, 5-6) y la asistencia de Jess prolongada en los profetas,maestros, evangelizadores, etc. (1Tim 5, 17; 2Tim 4, 1-2). En el caso delapstol, el carisma prolonga su actividad apostlica, pero en otros casos serequiere de una gracia especial (Ap 22, 18-20).

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    17/125

    Los mtodos histrico-crticos

    Con la crtica de la Biblia en el siglo XVII, la hermenutica basada en los cuatrosentidos entra en crisis. La exgesis histrico-crtica ha adoptado la tesis de launidad de sentido, segn la cual un texto no puede tener simultneamente

    diferentes significados. Se dirige a definir el sentido de tal o cual texto bblicoen las circunstancias de su produccin1.

    El mtodo histrico-crtico es el mtodo indispensable para el estudio cientficodel sentido de los textos antiguos. La Sagrada Escritura, en cuanto Palabra deDios en lenguaje humano, requiere de su utilizacin. Sus elementos seencuentran en la antigedad (Orgenes, Jernimo, Agustn), y es perfeccionadopor los humanistas en su intento de recurrir a las fuentes. La crtica literaria seidentific largo tiempo con el esfuerzo por discernir en los textos fuentesdiferentes.

    Las diferentes etapas del mtodo histrico-crtico se desarrollan as:

    1. La crtica textual: abre la serie de operaciones cientficas. Procura establecerun texto bblico tan prximo al texto original como sea posible. El texto sesomete a un anlisis lingustico.

    2. La crtica literaria: discierne el comienzo y final de las unidades textuales,verifica la coherencia interna de los textos, fuentes diferentes, duplicados,divergencias. (Formgechichte).

    3. La crtica de los gneros: determina los gneros literarios, su ambiente,origen, sus rasgos especficos y su evolucin en la tradicin (Sitz im Lebem).

    4. La crtica de la Redaccin: estudia las modificaciones que los textos hansufrido antes de quedar fijados en su estadio final y lo analiza.Redaktiongechichte

    Las tres primeras etapas explican el texto por su gnesis, de maneradiacrnica, la ltima se concluye con un estudio sincrnico (el texto en smismo). Es as posible una comprensin ms precisa de la intencin de losautores y redactores de la Biblia, as como del mensaje que han dirigido a los

    primeros destinatarios.Los principios fundamentales del mtodo histrico-crtico son:

    1. Es un mtodo histrico: Procura dilucidar los procesos histricos de laproduccin del texto bblico, diacrnicos y de larga duracin.

    2. Es un mtodo crtico: con la ayuda de criterios cientficos objetivos haceaccesible al lector moderno el sentido de los textos bblicos.

    1Pontificia Comision Bblica. La interpretacin de la Biblia en la Iglesia p. 72. Librera Editice Vaticana.00120 Citt del Vaticano.

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    18/125

    3. Es un mtodo analtico: Estudia el texto bblico del mismo modo que todootro texto de la antigedad, y lo comenta como lenguaje humano.

    El problema que presenta este mtodo puede ser el exagerado cientificismo,que puede suplantar la fe por un racionalismo exagerado o tambin someter la

    fe, como experiencia, a una forma cientfica que la autorice.

    Los nuevos mtodos de interpretacin bblica

    Cualquiera que sea su validez, el mtodo histrico-crtico no puede bastar.Actualmente se proponen otros mtodos y acercamientos a los textos bblicos.Los podemos subdividir as:

    Mtodos de Anlisis literario: (o sincrnicos).

    1. Anlisis retrico: La retrica es el arte de componer un discurso persuasivo.

    Es instrumento del exgeta conducido de modo crtico sobre los elementos deldiscurso (autor-texto-auditorio). La nueva retrica investiga por qu el usoespecfico del lenguaje de la revelacin es eficaz y tiene impacto en el contextosocial de la comunicacin. Es fundamentalmente sincrnico.

    2. Anlisis narrativo: Propone un mtodo de comprensin y de comunicacindel mensaje bblico que corresponda a las formas de relato y de testimonio. ElA.T. presenta una historia de salvacin cuyo relato es fuente de profesin de fe,de la liturgia y de la catequesis (Dt 6, 20-25 etc.) e igual el Kerygma cristiano (1Cor 11, 23-25). El texto funciona como un espejo sobre el lector, que lo lleva aadoptar unos valores ms bien que otros.

    3. Anlisis semitico: o estructuralismo teora que ve toda lengua como unsistema de relaciones, que obedecen a reglas determinadas (F. Saussure). Esanlisis de significacin del texto, relacin y gramtica. Pero debe estar abiertoa la historia salvfica, y no limitarse al estudio de un cadver, como unadiseccin.

    Acercamientos basados en la tradicin

    La Biblia es un conjunto de testimonios de una misma gran Tradicin. Tal es la

    perspectiva adoptada por varios acercamientos actuales:

    1. Acercamiento cannico: Interpreta cada texto bblico a la luz del Canon delas Escrituras, o sea en cuanto norma de fe recibida por una comunidad decreyentes, con la finalidad de actualizar la Escritura para nuestro tiempo2.

    2. El recurso a las tradiciones judas de interpretacin

    El judasmo ha sido el medio de origen del A.T., del N.T., y de la Iglesianaciente. Aqu comenz la interpretacin de la Escritura con los LXX, lostargumin arameos, apcrifos, las formas (parbolas, alegoras, salmos etc), la

    2DV 10.

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    19/125

    homiltica. En fin, se trata de "ir a las fuentes", los contactos y tambin lasdiferencias.

    3. La historia de los efectos del texto

    Se interesa en las relaciones del texto con sus lectores, es dinmico. El textoinfluye y provoca reacciones en el oyente individual o en comunidad, el lectorda vida al texto.

    Acercamiento por las ciencias humanas

    Las ciencias humanas, en particular la sociologa, la antropologa y lapsicologa, pueden contribuir a una mejor comprensin de algunos aspectos delos textos.

    1. Acercamiento sociolgico

    Las tradiciones bblicas llevan la marca de los ambientes socio-culturales quelas han transmitido en la historia (Sitz in Lebem) Tiende ms a los aspectoseconmicos e institucionales que a lo personal y religioso, pero esindispensable a la crtica histrica.

    2. Acercamiento por la antropologa cultural

    Se interesa por aspectos que se reflejan en el lenguaje, el arte, y la religin,pero tambin en los vestidos, los ornamentos, las fiestas, los mitos etc., y todolo que concierne a la etnografa.

    3. Acercamientos psicolgicos y psicoanalticos

    Es un dilogo con la teologa. Aportan un enriquecimiento a la exgesis bblicapara comprender los textos en cuanto experiencias de vida y reglas decomportamiento, ayudan a decodificar el lenguaje humano de la Revelacin, yel valor del smbolo.

    Acercamiento contextual

    Existe la necesidad en la exgesis de abordar situaciones y corrientes depensamiento contemporneo particulares.

    1. Acercamiento liberacionista: Se puede decir que ella no adopta un mtodoespecial, sino que partiendo de puntos de vista socio-culturales y polticospropios, busca una lectura que nace de la situacin vivida por el pueblo, lacomunidad de los pobres, destinatario de la Biblia como palabra de liberacin.De sta luz surgir la praxis cristiana autntica que transforma el mundo.

    2. Acercamiento feminista: Se distinguen varias hermenuticas bblicas

    feministas con un tema comn: la mujer, su liberacin y la conquista dederechos iguales a los del varn. No elabora un mtodo nuevo, se sirve del

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    20/125

    mtodo histrico-crtico y de dos criterios de investigacin: feminista ysociolgico.

    Lectura fundamentalista

    Parte del principio de que, siendo la Palabra de Dios inspirada y exenta deerror, debe ser leda e interpretada literalmente en todos sus detalles. Su origenest en la Reforma, es una proteccin contra la exgesis liberal, rehusa todocuestionamiento y toda investigacin crtica- histrica. Es ahistrica y estrecha.

    El uso de la Sagrada Escritura en la teologa

    Siendo la exgesis una disciplina teolgica, mantiene relaciones estrechas ycomplejas con las otras disciplinas teolgicas. Sin ser la nica Fuente

    teolgica, la Sagrada Escritura constituye la base privilegiada de los estudiosteolgicos. Para su interpretacin con exactitud cientfica y precisin, lostelogos tienen necesidad de los trabajos exegticos.

    Por su parte, los exgetas deben orientar sus investigaciones de tal modo queel estudio de la Sagrada Escritura pueda efectivamente ser como el alma dela Teologa3. Los exgetas ayudan a los telogos a no caer ni en elfundamentalismo ni en el dualismo que separa completamente una verdaddoctrinal de su expresin lingustica. El mensaje es susceptible de serinterpretado y actualizado, separado parcialmente de su condicionamientohistrico pasado y trasplantado al hoy histrico.

    El exgeta establece las bases, el telogo contina, tomando en consideracinlas otras fuentes teolgicas que contribuyen al desarrollo del dogma, de lamoral. Su tarea no es simplemente de interpretacin, sino de intentar unacomprensin plenamente reflexionada de la fe cristiana en sus dimensiones, yespecialmente en su relacin decisiva con la existencia humana. Como Palabrade Dios puesta por escrito, la Biblia tiene una riqueza de significado que nopuede ser completamente captada en una teologa sistemtica ni quedarprisionera de ella.

    La Biblia lanza serios desafos a los sistemas teolgicos y les recuerda laexistencia de aspectos importantes de la revelacin y de la realidad humana,que a veces son descuidados por la reflexin sistemtica. Por ltimo, laexgesis produce sus mejores frutos, cuando se efecta en el contexto de la feviva de la comunidad cristiana, orientada a la salvacin del mundo4.

    Los dogmas.

    Es innegable el hecho de que de que hay un progreso en la comprensin de larevelacin.. Entre las afirmaciones dogmticas de la Iglesia hay muchas que nose encuentran al pie de la letra en la Escritura y hasta se tratan cuestiones que,

    3DV 24.4Pontificia Comisin Bblica pp. 99-105.

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    21/125

    al parecer, no preocuparon para nada a los autores del nuevo testamento. Laexistencia del dogma significa que se da una evolucin en la formulacin ycomprensin de la fe; si no se diera esta evolucin, no existira el dogma.

    En el dogma y en su interpretacin teolgica hay que considerar ciertamente la

    fidelidad al pasado, pero tambin la apertura al futuro de la fe. La revelacincristiana y, por tanto, el dogma, que es su interpretacin, estn destinados aser luz para los hombres de todos los tiempos. Los dogmas no tienen mssentido que el de indicar el camino de la salvacin. Y este camino es Jess. Nose debe perder nunca de vista el hecho de que el nico progreso decisivo en laIglesia consiste en la aceptacin creyente del mensaje salvador de Cristo y ensu traduccin concreta en el amor para con todos los hombres.

    La teologa del desarrollo y de la historicidad del dogma se basa en estospuntos fundamentales:

    Toda verdad dogmtica debe estar contenida, explcita o implcitamente,en el dato revelado; el dogma se desarrolla por explicitacin yclarificacin del contenido implcito del dato revelado, presente en laconciencia de la Iglesia.

    Todo dogma futuro tiene que estar en continuidad homognea con elsignificado de los dogmas definidos; la conservacin de la identidad delsentido es la caracterstica de la evolucin homognea del dogma.

    El problema de cmo tiene que concebirse la inclusin de un dogma en la

    revelacin divina es en muchos aspectos objeto de discusin libre, con tal quede alguna manera se salve el hecho de una inclusin "formal", mientras queotros consideran suficiente una inclusin "virtual"; de todas formas el desarrollodel dogma siempre tiene lugar como explicitacin de lo implcito en el datorevelado y como su reformulacin en trminos actuales.

    El desarrollo dogmtico no siempre tiene que considerarse como un progresorespecto al dato bblico original; no es que se d un error, sino que en laexigencia de actualizar el evangelio respecto a un determinado contextocultural, el Magisterio lo ha repensado y re-expresado en perspectivas ligadas aaquel determinado contexto y en categoras conceptuales abstractas. Un

    retorno al dato bblico original es muchas veces ms fructuoso para laexperiencia de fe de los siglos siguientes que una referencia a los desarrollosdogmticos posteriores.

    En torno a los caminos y factores del desarrollo dogmtico hay quienesprefieren el camino lgico-discursivo del razonamiento teolgico; otros asignanms bien un papel fundamental a la va intuitiva, vital, ultra-discursiva,relacionada con el "sentimiento de la fe" y con la "connaturalidad" a la realidaddivina producida en los creyentes por la presencia del Espritu; otros finalmentesubrayan el camino de la conceptualizacin, en el que se pasa de laaprehensin directa y cuasi-preconceptual de la realidad divina a su expresin

    conceptual reflejada y articulada.

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    22/125

    La interpretacin de los dogmas

    La interpretacin de un dogma es la mediacin entre la situacin en que naciese dogma y nuestra situacin. Para la interpretacin de un dogma valen lasreglas de la traduccin. Por eso mismo, un momento fundamental de la

    interpretacin de los dogmas es establecer lo que dicen las formulacionesdogmticas. En este sentido la interpretacin presupone siempre un comentariocorrecto, que establezca lo que dice el texto dogmtico y lo que no dice.

    La interpretacin de los dogmas puede tener en cuenta la distincin entre loque una definicin dogmtica intenta decir y los medios con que lo dice y laforma en que lo dice. Con la aparicin de un nuevo clima cultural tieneplenamente sentido distinguir en las formulaciones dogmticas del pasadoentre lo que propiamente se entiende y lo que es el aspecto de revestimiento, oesquema notico, o modelo, o modo de presentacin del dogma. Por tanto,tiene sentido el intento de hacer nuevamente inteligible a los creyentes de hoy

    el mismo antiguo e intangible "dogma eclesistico", liberndolo de un marconotico ya superado, en donde actualmente la fe encuentra difcilmente unterreno de crecimiento.

    Teologa y Magisterio

    Integrados en el servicio a la Palabra de Dios, la accin del Magisterio y de lateologa, como la de todo el pueblo de Dios, no debe ser nunca la de un meroinstrumento pasivo y reiterativo, sino un servicio personal y comunitario,responsable y activo, en el que la libertad del Espritu, se conjuga con lalibertad del hombre histrico, que en las variables situaciones socioculturalesacoge la Palabra de Dios por la fe. En el encuentro coloquial de Dios con lahumanidad en que se realiza la revelacin de Dios, tienen su puesto yencuentran el sentido de su funcin tradicional y creativa tanto el Magisteriocomo la Teologa.

    La relacin y funcin estrecha que guardan la Teologa y el Magisterio enfuncin de la Iglesia, es propiamente el ministerio de servicio al Pueblo deDios, el trabajo del telogo es de hecho- entendido como servicio a todo elpueblo de Dios al cual el propio Magisterio de la Iglesia tiene que servir. Latarea ms importante del telogo es ayudar a la Iglesia, no solamente a

    conservar la verdad de fe recibida, sino tambin a abrirla para una plenitudsiempre mayor de esa verdad que la Iglesia solamente va a alcanzar bajo laaccin del Espritu prometido.

    Algunos elementos comunes a la Teologa y al Magisterio en el servicio a laIglesia:

    Por una parte, en comn con el magisterio, la teologa tiene la tarea deconservar el depsito sagrado de la Revelacin.

    De penetrarlo ms profundamente. De exponerlo, ensearlo y defenderlo. Atender al sentido de la fe posedo por la Iglesia en el pasado y en el

    presente.

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    23/125

    Elementos especficos de la teologa:

    Actualizar el cristianismo. Debe ayudar a la Iglesia a comprender lossignos de los tiempos y a seguir siendo ella misma un signo inteligible

    en medio del mundo. El estudio y exposicin cientfica de la comprensin de la fe.

    El magisterio pastoral de la Iglesia y el magisterio cientfico del telogo debenconsiderarse a la luz del dilogo de los carismas y los servicios en la Iglesia.Cada cual tiene un servicio propio y especfico que prestar; pero los dos senecesitan mutuamente y son interdependientes. Pero es importante precisarque el servicio del telogo no debe considerarse unilateralmente como unaemanacin, un instrumento o un rgano auxiliar del magisterio de los Obispos ydel Papa.

    El servicio del telogo, que consiste en manifestar la inteligencia que la Iglesiatiene de la fe, as como la investigacin cientfica que exige este servicio, nopuede llevarse a cabo ms que en un contexto de libertad. No se trata, portanto, de un subjetivismo o independencia arbitraria de un liberarse de la Iglesiay de la verdad, sino de una libertad para bien de la Iglesia y de la verdad.

    Esta relacin a la Iglesia pone al telogo en conexin estrecha con elmagisterio pastoral, que tiene la responsabilidad particular de la unidad de laIglesia en la fe y que es responsable tambin de la integracin e intercambio delas diferentes opiniones y tendencias. Este magisterio es el que tiene la ltima

    palabra en situaciones extraordinarias. Por su parte, el magisterio eclesisticonecesita de la teologa. Si intenta proponer la fe con un espritu misionero y nosolamente por va de autoridad, necesita una argumentacin y un reclamointelectual.

    La Teologa EspeculativaEl Intellectus Fidei

    Al primer movimiento de escuchar a la fe, que realiza la funcin positiva de lateologa cuando determina lo que Dios ha revelado y lo que la Iglesia propone,

    le sigue la accin de entender la fe, que es propiamente el discurso metdicodel espritu humano puesto en relacin con el misterio para comprenderlo deuna manera sistemtica y dar razn desde la fe de las cuestiones que larealidad y el hombre se plantean.

    Este entendimiento de la fe exista ya en la Iglesia primitiva, y durante la pocaPatrstica estuvo presente en Ireneo, Clemente, Orgenes, Agustn y otrostelogos, pero no se ejerca ms que de una manera ocasional y segn lo ibanrequiriendo sus enfrentamientos contra las herejas. Posteriormente, en la EdadMedia, los telogos de la poca emprendieron de manera sistemtica esetrabajo de comprensin y lo ubicaron como una tarea permanente de la Iglesia.

    Teologa y Filosofa

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    24/125

    La teologa requiere de la filosofa y entra en estrecha relacin con ella. Estaafirmacin tiene varias implicaciones:

    Para desarrollar su tarea crtica y especulativa la teologa necesita de la

    filosofa, para ello la fe de la Iglesia exige poder disponer de una raznfilosfica que capte la verdad de Dios, del hombre y del mundo, de forma que ladoctrina revelada pueda confirmar esas afirmaciones y elevarlas al plano de larevelacin.

    No se trata de imponer a la teologa un sistema filosfico particular ni deabsolutizar un modelo determinado de pensamiento, sino de afirmar, en lneade principio, la posibilidad y la necesidad de un pensar filosfico recto yverdadero que corresponda a las exigencias de la fe.

    Las categoras filosficas pueden ser utilizadas segn la conveniencia

    de la fe, con tal que sean coherentes con las exigencias de la mismaverdad revelada.

    Respecto a los distintos saberes humanos, la teologa a tomado diversasposiciones a lo largo de la historia:

    Polmica: En los diversos tratados de apologtica y desde el punto devista cientfico en las mltiples descalificaciones de la teologa a partir dedescubrimientos y teoras ms radicales.

    Utilizacin: El telogo se desliza hacia los otros saberes, utilizndolos ymetindose en campos que no le competen.

    Explotacin: Se hace uso del material cientfico para explotarlo y dirimirdisputas intra teolgicas.

    Reaccin: Lo cientfico se interpreta como amenaza y se atacanegativamente impulsa al telogo a la reflexin renovada sobre eltema.

    Dilogo interdisciplinar.

    En el Concilio Vaticano II la Iglesia vio la conveniencia de la apertura y eldilogo con las distintas ciencias (Constitucin Gaudium et Spes 44). Sinperder lo qu son y estudian cada una de ellas, las relaciones de la teologa yla ciencia se deben reconducir hacia un mundo ms vasto en que ambasflorezcan por el intercambio dinmico en el que cada una est abiertaradicalmente a los descubrimientos y enfoques de la otra. Pero a pesar de losllamados al dilogo no ser fcil promoverlo, sobre todo que los telogos anno saben tratar teolgicamente los descubrimientos de la ciencia y loscientficos, por su parte, han experimentado sus propias dificultades encolaborar con los telogos.

    Algunos criterios para tener en cuenta en este dilogo:

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    25/125

    La teologa debe buscar un intercambio intensivo y extensivo no slo

    respecto a lo que pueda darle a las ciencias, sino tambin en inters de supropia prosperidad, si no sera una teologa aislada y en este sentido pura,que incurre en un aislamiento cognoscitivo y se vuelve vaca de la realidad,

    alejada del mundo, pobre comunicativamente y sectaria.

    Debe dejarse interpelar por discursos que no pertenecen a la esferateolgica, debe asumir la realidad como problemtica compleja dondealgunas cosas no le corresponden de modo exclusivo. De ah que no debereclamar exclusividad sobre el conocimiento de algunos fenmenos.

    La teologa no puede prescindir del concurso de las otras ciencias que leofrecen sus mtodos y sus informaciones. Esta apertura ha exigido de lostelogos una conversin hacia estas ciencias nuevas que tanto marcan lacultura presente. El interlocutor de la teologa son las nuevas ciencias, lascuales no pueden ignorarse, pues de ellas resultan nuevos problemas ycuestiones para la fe.

    La fe es la ptica de lectura de la teologa y los telogos deben tener estomuy presente al abrirse al dilogo con expertos de otros saberes, puesdeben colaborar en la liberacin del hombre sin descuidar el horizonte de lorevelado.

    Tambin debe ganarse un lugar importante en el dilogo interdisciplinariomostrando fuerte coherencia interna, cuerpo terico y amplia disposicin.

    Que sea considerado como un conocimiento disciplinado.

    Los aportes mutuos entre la teologa y las dems ciencias no solo son crticassino contribuciones positivas, orientaciones e inspiraciones recprocas. Elncleo de ese influjo indirecto positivo y eficaz lo da la comprensin delhombre, ese camino es de ida y vuelta. Pues no slo la teologa puede guiar einspirar caminos a las otras ciencias, que ellas debern validar con sus propioscriterios, sino tambin a la inversa.

    Las tareas de la Teologa

    Podemos decir que son tres las tareas esenciales de la funcin especulativa:a).-comprender, apelando a todas las formas de entendimiento que ha puestoen obra el espritu humano; b).- sistematizar, u ordenar en una sntesiscoherente, los frutos de esta reflexin; c).- creacin y confrontacin con la vida

    a) Analizar y comprender

    Existen diferentes formas de reflexin teolgica; he aqu algunas de ellas:

    La def inic in. La Teologa se esfuerza en precisar tcnicamente unas

    nociones que la Tradicin y la Escritura suelen expresar en categoras pre-cientficas por medio de imgenes, de metforas o de smbolos, permitiendo

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    26/125

    as que se capte mejor el sentido y el alcance exacto de la verdad revelada.Este trabajo de anlisis sirve para preparar las definiciones dogmticas ypreviene en contra de las falsas interpretaciones; por ejemplo, qu significanlas expresiones: Reino de los cielos, Hijo del hombre, Cuerpo mstico?.Otro ejemplo: para comprender el misterio de la Trinidad resulta importante

    definir los trminos de naturaleza, procesin, misin, relacin, etc; as, enel siglo IV la introduccin de la palabra omoousios (consustancial) provocbastante inconformidad (Cristo consustancial con el Padre), sin embargogracias a esta terminologa ms precisa se realiz un importante progreso en laCristologa.

    La deduccinpor medio del silogismo. Este recurso deductivo puede revestir asu vez varias formas, y por consiguiente llevar a distintos tipos de conclusiones.La conclusin puede apoyarse en dos premisas reveladas, o en una revelada yotra no revelada.

    La con venienc ia, o el argumento de conveniencia. Cuando se trata de losmisterios de la vida ntima de Dios y de sus designios de salvacin, lainteligencia humana es incapaz de aportar razones necesarias y demostrables;sin embargo puede, conocido ya el misterio por la fe, mostrar la soberanaconveniencia de la accin divina y manifestar as su profunda inteligibilidad. Porejemplo, si no es posible demostrar la necesidad de la Encarnacin para larevelacin de Dios, comprenderemos al menos que era conveniente que Dioscaptase al hombre en su mismo nivel, y que se dirigiese a l por medio designos humanos.

    La exp lic ac in gentic a.consiste en seguir la evolucin de un tema a travsde toda la historia de la revelacin. Esta forma de reflexin no consistesolamente en recoger el dato revelado disperso en el curso de los siglos, sinoen explicarlo por la consideracin de las circunstancias del ambiente en quenos ha sido comunicado. Por ejemplo, la explicacin gentica de los ttulosmesinicos de Cristo como Profeta, Rey, Hijo del hombre, Siervo doliente, etc.,enriquece indudablemente nuestra comprensin de la misin y de la personade Cristo.

    La analo ga de los m isterio s co n las realidades humanas.La revelacin delos misterios divinos es posible precisamente porque Dios ha hecho todas las

    cosas, y particularmente al hombre, como un reflejo de su propia perfeccin, ytambin porque todas las cosas tienen su fuente en Dios. Si estas realidadesno tuviesen ninguna relacin con el misterio del ser divino, el dilogo entre Diosy el hombre sera sencillamente imposible; si, por otra parte, Cristo puedeutilizar todos los recursos del universo creado para darnos a conocer a Dios ysu designio de salvacin, es porque la palabra creada ha precedido a lapalabra reveladora, y porque la una y la otra tienen como principio a la mismaPalabra interior de Dios.

    El anlis is fenomeno lgic o.Como mtodo, la fenomenologa es un esfuerzode lectura y descripcin fiel de la realidad. Es un esfuerzo por asegurar, a partir

    de situaciones existenciales particulares analizadas de una manera concreta yrigurosa, a las realidades superiores manifestadas en esas situaciones. El

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    27/125

    anlisis fenomenolgico es til para profundizar en nuestro conocimiento de lasanalogas de la fe, o para comprender mejor esas experiencias que son el frutoconjugado de la accin divina y de la libertad humana.

    La vincu lacin de los m ister ios entre s. Este tipo de reflexin teolgica,

    esbozada por el Vaticano I, consiste en descubrir y poner de realce losmltiples vnculos que existen entre los datos de la fe, a fin de encontrar laarmona del misterio total como existe en la sabidura divina; porque Dios nosha revelado sus misterios no como elementos sueltos, sino como piezas de unamaravillosa planeacin ordenada a la salvacin de los hombres. Los misteriosse llaman entre s, se responden, se subordinan unos a otros, se organizan enuna sntesis que es el reflejo de la unidad del misterio de Dios. La Iglesia haconsiderado siempre a la investigacin de los mltiples vnculos que unen a losmisterios entre s como una de las tareas ms importantes y fecundas de laTeologa: Aprendan adems los alumnos a aclarar en cuanto sea posible losmisterios de la salvacin y captar sus mutuas relaciones (Optatam totius 16).

    b) Sintetizar

    No se puede hablar de ciencia teolgica sin hablar inmediatamente desistematizacin, esto es, de la estructuracin orgnica de los resultados de lareflexin teolgica y de su reduccin a la unidad. La sistematizacin variarsegn el principio de unidad que se ha escogido; variar tambin con lasopciones fundamentales, filosficas o de otra clase, que presidan el trabajoteolgico. As por ejemplo, la Teologa tomista es teocntrica, mientras que laTeologa kerigmtica es netamente cristocntrica; de ah tambin el pluralismode sistemas teolgicos. Este pluralismo obedece a diversos factores: porejemplo a la utilizacin de filosofas diversas (aristotlica, platnica, existencial,fenomenolgica, histrica, personalista), o a preocupaciones inicialesdiferentes, o bien a mentalidades y ambientes culturales distintos.

    Cada sistema representa un acercamiento al misterio, un esfuerzo deinterpretacin de la realidad; ninguno de ellos puede reducirse a otro, a no seren el plano de la realidad que todos intentan comprender y en el plano de laIglesia que los reconoce como vlidos, pero igual como las diversas fotografasde una misma catedral, tomadas individualmente, seran incapaces de reflejarla totalidad de lo real, as tampoco los sistemas son capaces de agotar la

    realidad del misterio. Cada uno por su misma naturaleza es imperfecto ysusceptible de progreso, pero no todos los sistemas tienen el mismo valor. Unsistema ser considerado superior a los dems, si adems de no descuidarninguno de los aspectos esenciales de la realidad, se muestra capaz deasimilar nuevos aspectos dentro de una sntesis orgnica y armoniosa.

    c) Creacin y confrontacin con la vida

    En el curso de su investigacin, el telogo tiene que no slo analizar,comprender y hacer sntesis, pues la teologa no es una obra de merarepeticin del pasado, sino que va creciendo al ritmo en que va siendo

    comprendido el dato revelado. Por eso el telogo tiene que ser un iniciador, uncreador, y cada nueva comprensin del dato revelado lo pondr frente a la

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    28/125

    responsabilidad de ir haciendo crecer la teologa y enriquecerla con susreflexiones. A la vez, debe el telogo, que confrontar sus sistematizaciones ysu creacin teolgica con la realidad y las preguntas concretas que le hombrese plantea.

    La situacin del telogo como hombre de ciencia, sin embargo, es particular.En las ciencias humanas la verdad es un ideal que es menester descubrir; enTeologa, por el contrario, la verdad en cierto sentido ha sido ya dada desde elpunto de partida, adems, la interpretacin autntica de esa verdad ha sidoconfiada al Magisterio de la Iglesia.

    De esta forma, por un lado, el telogo tiene que asumir la responsabilidad dejuzgar sus propias intuiciones y, por el otro, tiene que trabajar en la fe y bajo ladireccin constante del Magisterio eclesistico. Acepta el telogo que su juiciopersonal se vea sometido, en ltimo anlisis, al juicio superior del Magisterio,de ah la necesidad de una actitud de humildad profunda.

    Unidad orgnica de la teologa positivay de la teologa especulativa

    Los momentos Positivo y Especulativo expresan la esencia de la actividadteolgica; no se trata de dos disciplinas teolgicas opuestas o yuxtapuestas,sino de dos funciones de un nico proceder teolgico vinculadas entre s, deuna manera orgnica y dentro de una colaboracin mutua e incesante. Elproceso teolgico supone un doble movimiento, una doble operacinigualmente necesaria: el escuchar la fe y comprender la fe; la funcin positivade la Teologa toma a su cargo el escuchar la fe a nivel cientfico, mientrasque la funcin especulativa es la reflexin del espritu sobre el dato revelado yla investigacin del espritu sobre ese dato, para comprender la fe.

    Bajo la presin misma del escuchar la fe, cuyo estado cientfico es la TeologaPositiva, es como se compromete y se elabora la comprensin de la fe cuyoestado cientfico es la Teologa Especulativa. Entre ambas funciones hay unafiltracin constante, una fecundacin recproca, aunque estrictamentehablando, la Teologa Positiva y la Especulativa no se articulan como si fuerandos etapas sucesivas del trabajo teolgico, ya que la Especulativa estencarnada en la Positiva. Sin duda alguna en ciertas disciplinas tendr que

    prevalecer la funcin Positiva, en otras, por el contrario, dominar laEspeculativa, pero sta no podr estar nunca ausente del trabajo positivo, delmismo modo que la actividad especulativa tampoco podr ejercerse sin unareferencia constante a los datos positivos que le sirven de base; por eso lopositivo y lo especulativo son los dos aspectos de una misma labor que secomplementan entre s y se prestan mutuo apoyo.

    Funcin positiva y funcin especulativa estn hasta tal punto vinculadas queuna no podra subsistir sin la otra, y naceran graves inconvenientes para launa y la otra si hiciramos de ellas dos disciplinas separadas en lugar de dosaspectos de un mismo proceso del conocimiento.

    http://www.edoctusdigital.netfirms.com/newpage87.htm#TOC42http://www.edoctusdigital.netfirms.com/newpage87.htm#TOC43http://www.edoctusdigital.netfirms.com/newpage87.htm#TOC43http://www.edoctusdigital.netfirms.com/newpage87.htm#TOC42
  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    29/125

    a. No hay Teologa Especulativa sin Teologa Positiva

    La doctrina que se encuentra contenida en la Sagrada Escritura y por lo menosen algunos de los Padres de la Iglesia, es una Teologa en estado pre-cientfico, que no ha sido sistematizada todava y se expresa bajo la forma de

    imgenes. Pues bien, la Teologa est obligada a conocer y estudiarprofundamente esta forma pre-cientfica del objeto de fe, ya que la revelacinde donde sale el objeto de la fe en la Teologa se nos comunica bajo esaforma. Por tanto, si la Teologa quiere ser fiel a las exigencias del objeto de fe,y a su propsito de inteligencia de la fe, tiene que permanecer en contacto conel dato de fe. Adems, sin contar con la funcin positiva, la especulativa,separada de sus orgenes, se expondra al peligro de anacronismo, porquetodas las categoras de la Teologa, tales como revelacin, tradicininspiracin, gracia, sacramento, misterio, etc., se han ido elaborando en eltranscurso de los siglos en unos contextos histricos bien precisos, y dentro deuna constante relacin con la vida de la Iglesia.

    Por ltimo, sin la funcin positiva, la Teologa dejara de ser Teologa paraconvertirse en Filosofa. La Teologa es inteligencia, pero inteligencia de la fe, yuna Teologa que dejara de vivificarse mediante el contacto con la palabra desu misma fuente, se secara y esterilizara.

    b.No hay Teologa Positiva sin Teologa Especulativa

    La historia de una ciencia, por ejemplo de la ciencia mdica, slo puede serhecha por un experto en dicha ciencia, que conozca perfectamente su estadoactual. Paralelamente, la historia de la Teologa slo puede ser escrita por unexperto en Teologa, porque para juzgar correctamente del estado pre-cientficode la Teologa en la Escritura y en los Padres, conviene conocer bien losdesarrollos posteriores de la reflexin teolgica sobre el depsito de la fe. Enefecto, cmo podra la Teologa Positiva formarse juicios del progreso, de lasdesviaciones, de las regresiones parciales o de las novedades, si ignorase elpunto de llegada de la Teologa Especulativa y su orientacin actual? SinEspeculativa, la Positiva se quedara sin criterio para apreciar y juzgar.

    La funcin Positiva se encuentra constantemente enfrentada con cuestionesdogmticas difciles tales como la Trinidad, la Cristologa, el pecado original, la

    gracia, los sacramentos, la Escatologa, etc. El investigador que se aproxima aestas cuestiones sin una slida formacin teolgica corre el riesgo constante decometer errores, o de juzgar como novedad lo que ya desde hace siglos habadescubierto el pensamiento teolgico. Tambin por eso la Teologa Positiva nopuede ignorar la reflexin llevada a cabo por la Iglesia durante tanto tiempo.

    Historia de la Teologa

    Teologa en la Sagrada Escritura

    Si bien es cierto que la Teologa es la reflexin creyente basada en larevelacin de Dios al hombre comunicada en Jesucristo, el Seor, esa reflexin

    http://www.edoctusdigital.netfirms.com/newpage87.htm#TOC45http://www.edoctusdigital.netfirms.com/newpage87.htm#TOC46http://www.edoctusdigital.netfirms.com/newpage87.htm#TOC46http://www.edoctusdigital.netfirms.com/newpage87.htm#TOC46http://www.edoctusdigital.netfirms.com/newpage87.htm#TOC45
  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    30/125

    tiene como fuente la Palabra de Dios testimoniada en la Biblia. En ella no existeobviamente una teologa en forma cientfica, pero se puede afirmar que laBiblia es verdaderamente teo-loga, pues es por excelencia la palabra sobreDios. Las teologas de los hagigrafos, especialmente del Nuevo Testamento,no son una teologa entre otras, sino que son originarias, normativas y

    constitutivas. Desde el punto de vista literario, se trata de un gnero de teologade tipo histrico descriptivo, tico prescriptivo y doxolgico proftico; esuna teologa ms prctica que terica. As es la teologa de Pablo, de Juan, dePedro y del mismo Jess, verdadero rabb, maestro y revelador del Padre (cf.Jn 1, 18).

    De este modo la Sagrada Escritura contiene toda la teologa en formaelemental, nuclear y primaria; as en la Escritura se encuentra una teologaconcentrada, potencial y eminente, porque las diferentes teologas de losautores inspirados estn alimentadas todas ellas por la nica revelacin deDios. Por tanto, como norma non normata, la Biblia contiene seminalmente

    toda la teologa cristiana, porque surge de la experiencia fontal del Jesshistrico y del Cristo resucitado, que es la clave de la lectura del pasado, delpresente y del futuro.

    En el Nuevo Testamento, Jess es el telogo, el exgeta de Dios y lo hacedesde dos criterios fundamentales que marcan toda su actividad; 1) el reinadode Dios; 2) el Abb, es decir la condicin de Hijo predilecto del Padre. Desdeestos dos criterios fundamentales Jess interpreta para Israel la promesa deDios que se encuentra en todo el Antiguo Testamento. Posteriormente laTeologa de Jess se convierte en Teologa sobre Jess.

    En el Nuevo Testamento hay una pluralidad teolgica, lo que quiere decir quela reflexin sobre la experiencia de fe es experimentada de manera distinta, osea hay diversas maneras de elaborar el discurso sobre Dios.

    La Patrstica

    Corresponde a los primeros siglos de la Iglesia. La Teologa es concebidacomo cogitatio fidei, en el sentido de "rumiar" los misterios de la fe; no se tratade una reflexin sistemtica. Se mueve en medio de la cultura grecorromana einfluenciada por la filosofa neoplatnica.

    En sntesis podemos decir que este modelo patrstico, en trminos generales,se caracteriza por presentar una teologa eminentemente sapiencial, usar lafilosofa neoplatnica y estoica con mucha libertad, con su metodologa dehomilas y cartas a manera de exhortaciones parenticas dirigidas a unacomunidad en particular. Sus autores son los Padres de la iglesia. En generalla obra de los padres muestra que toda la Escritura es una referencia aJesucristo, centro de todo misterio cristiano

    Toda la teologa de los Padres es un esfuerzo sapiencial, con fuerte nfasis enel aspecto prctico del mensaje cristiano. Es eminentemente espiritual, est

    orientada a la edificacin de la vida espiritual de las personas. Tiene un

  • 5/21/2018 Sintesis de Teolog a

    31/125

    carcter histrico-salvfico y sus lugares teolgicos son la Sagrada Escritura yla historia de la salvacin.

    La Escolstica

    Corresponde a la Edad Media. Fue el momento en el que la teologa entr en launiversidad y se hizo disciplina escolar, como "reina" de todas las ciencias. Lateologa desarrolla la inteligencia de la fe, en forma de rationes; parte de lasauctoritates, especialmente de los articuli fidei y se construye como el sistemade una scientia;est dinamizada por las quaestionesque surgen de la lectiodela Sagrada Escritura y se prolonga en la disputationes.

    Podemos decir que en toda la escolstica el tipo de telogo es el Doctor yprofesor universitario, o como se llamaba entonces, el Magister in SacraPagina, que se adecuaba al lugar de la produccin teolgica, es decir, a laescuela, a la academia. El representante ms influyente es sin duda Santo

    Toms, pero tambin sobresalen en la escuela franciscana Alejandro de Hales(+1245), san Buenaventura (+1274) y Juan Duns Escoto (+1308).

    Los lugares teolgicos son la Sagrada Escritura, la Tradicin, y el Magisterio.Tiene como mrito el hecho de que la teologa alcanza un desarrollo,coherencia y sistematicidad que realmente rozan en lo genial. Tiene comoproblemas el hecho de que la teologa se convierte en una ciencia deconclusiones, se olvid la dimensin histrico-salvfica de la teologa, se da unalejamiento de la teologa de la moral, de la liturgia, la espiritualidad y lacatequesis.

    La