deliberaci³n, decisi³n colectiva y negociaci³n

Download Deliberaci³n, decisi³n colectiva y negociaci³n

Post on 27-Jul-2015

396 views

Category:

Education

0 download

Embed Size (px)

TRANSCRIPT

1. DELIBERACIN, DECISIN COLECTIVA Y NEGOCIACIN. LA DELIBERACIN NO ES UNA CONVERSACIN. LAS PALABRAS PUEDEN LLEVAR A MODIFICAR LAS OPINIONES E INCLUSO A DAR VUELTA EL PESO RELATIVO DE LAS PARTES EN UNA DECISIN POLTICA. 2. DELIBERACIN Y ARGUMENTACIN. La economa de las opciones colectivas ofrece instrumentos sofisticados pero deja de lado el impacto de los intercambios comunicativos en la formacin y transformacin de las preferencias en el curso del funcionamiento de las asambleas. La ciencia poltica toma en cuenta esta situacin pero restringidamente. Las palabras pueden modificar las opiniones y cambiar el peso relativo de las partes en una decisin colectiva. 3. DELIBERACIN PARA LOS GRIEGOS. Uno de los usos modernos del trmino deliberacin mantuvo la significacin que le daban los griegos y en particular Aristteles: es la discusin que conduce a una decisin colectiva. 4. DECISIN Y TOMA DE PALABRA. La discusin, entre por lo menos una parte de sus miembros, es uno de los componentes ms importantes de lo que permite la decisin. Cualquiera sean las modalidades del fin de la decisin, por ejemplo, un voto, las opciones entre las cuales hubo que elegir fueron, en parte forjadas, modificadas, comparadas y puestas en competencia a partir del sesgo otorgado por distintas tomas de la palabra. 5. 2 MODELOS DE DELIBERACIN Mltiples trabajos en filosofa y sociologa acentan el papel central del debate pblico y de la argumentacin en la democracia. Hay modelos descriptivos y normativos que reconoce la deliberacin. La concepcin dominante tiene dos ejes: 1 - Es concebida segn un modelo conversacional, como un intercambio de argumentos. Jrgen Habermas distingui entre accin estratgica y accin comunicativa; 2- Esta concepcin se contrasta entre negociacin o en general entre la persecusin egoista del inters y la sumisin de la decisin a una argumentacin que respeta ciertas exigencias normativas. Fue Jon Elster quien tradujo esta distincin en trminos de una descripcin emprica de las interacciones, en una oposicin entre argumentacin y negociacin. 6. Sustituir el modelo conversacional por un modelo retrico. La asimilacin entre conversacin y deliberacin no es conveniente. Hay que advertir: 1. La naturaleza de la deliberacin surge del contraste entre argumentar y negociar o regatear. 2. La antinomia entre la fuerza de los argumentos y el poder de los intereses es intilmente manejado por el modelo conversacional, 3. El modelo conversacional es adecuado a ciertas situaciones pero stas son especficas y frgiles, no sirven de parangn en los casos ms frecuentes de deliberacin. 7. Cul es el modelo para la deliberacin? La asamblea poltica, el proceso o el dilogo. Cicron distingue en De Officiis dos tipos de palabra: la referida a la elocuencia y la referida a la conversacin. La elocuencia ser puesta en juego en los tribunales, asambleas, en el senado; La conversacin se tendr lugar en las reuniones, las discusiones, los encuentros amistosos. 8. LOS FILSOFOS Y POLITICLOGOS QUE ALIMENTAN TEORAS RELACIONADAS CON LA DEMOCRACIA DELIBERATIVA COMPARTEN UNA TRADICIN QUE CICERN HABRA RESERVADO A LOS ENCUENTROS AMISTOSOS O QUE ARISTTELES PLANTEARA COMO UN EJERCICIO DE LA DIALCTICA ENTRE SABIOS Y CONOCEDORES. GARY REMER DISCRIMINA DOS CONCEPCIONES OPUESTAS DE LA DELIBERACIN. 9. MODELO CONVERSACIONAL. La deliberacin supone que haya: 1. En cualquier lugar o situacin, una discusin libre (ninguna idea o argumento puede excluirse) y abierta (todos los miembros de la sociedad estn involucrados) 2. Igualdad entre los participantes. Todos somos alternativamente oradores y auditorio. 3. Se reconoce la fuerza del mejor argumento: a) uso de argumentos sin recurrir a las emociones, b) sinceridad de los interlocutores, c) cooperativa (busca el bien comn) y no es agonstica (bsqueda de la victoria). 10. MODELO DEL ARTE ORATORIA La deliberacin supone: 1) inscripcin institucional que regula la seleccin de los participantes y lo que puede ser dicho; 2) asimetra entre oradores y auditorio (pocos hablan y muchos escuchan) y la desigualdad (las competencias en el arte oratorio estn distribuidas de modo desigual. 3) la preocupacin por persuadir que: a. autoriza recurrir a las emociones. b. no implica sinceridad de los oradores y c. es claramente agonstica. 11. ELSTER. DEMOCRACIA DELIBERATIVA. Propone una definicin de deliberacin con contraste con la democracia ateniense. El gobierno se basaba en la democracia directa. Aun cuando cada uno haya podido hablar y proponer, todo el mundo no lo poda hacer., porque la asamblea reuna miles de ciudadanos. En reuniones de este tamao la deliberacin puede significar la discusin de un pequeo nmero de oradores ante una audiencia ms que la discusin entre todos los miembros de la asamblea. Los oradores tratan de persuadir a la audiencia ms que persuadirse entre s. Pueden hablar acerca de los otros para indicar sus debilidades o sus argumentos- pero no hablan para los otros oradores. Esta actitud no se corresponde con lo que muchos de los partidarios de la democracia deliberativa piensan. Sin embargo, imita en un sentido el proceso propio de la deliberacin donde el fin es persuadir al interlocutor ms que al auditorio . 12. DEMOCRACIA DELIBERATIVA: DELIBERACIN = PERSUASIN MUTUA.LA DELIBERACIN ES UNA SITUACIN DONDE REINA LA ARGUMENTACIN. ESTO PUEDE SER EL REINO O SU DEGRADACIN: LA ARGUMENTACIN PURA (procedimiento argumentativo puro) SE OBSERVA O SE SUPONE QUE ES LA REGLA DE LOS JURADOS DONDE SE REQUIERE UNANIMIDAD. INCLUSO EN ESTOS CASOS LOS JUECES PUEDEN RECURRIR A LA NEGOCIACIN TCITA. 13. INTERACCIN ESTRATGICA DEL MODELO CONVERSACIONAL. POSEE 4 CARACTERSTICAS SOLIDARIAS: 1. Tiene como condicin un aspecto cooperativo que vincula al orador con el auditorio: supone un modo de decisin basado en la regla de unanimidad que exige que todos los participantes terminen teniendo la misma opinin. Cada uno est obligado a tratar de convencer a los otros. 2. Los jurados no tienen inters personal en la decisin, no hay lazo real o imaginario con la vctima o el acusado. Esto significa que ningn factor externo est involucrado al proceso de decisin. 3. La falta de factores externos generados por la propia situacin: puede provocar la transformacin de la situacin. Lleva a hacer aparecer asimetras en los recursos y en los beneficios que permitan una negociacin por lo menos implcita. Los que tienen tiempo hacen odos sordos a los buenos argumentos; los otros hacen como que se convencer para abreviar. La argumentacin se pervierte en negociacin. 4. Esta situacin argumentativa es muy frgil ya que supone una pureza, la ausencia de desafos externos o internos en el proceso de decisin. 14. La situacin en la que los oradores no tratan de convencerse mutuamente sino que concentran sus esfuerzos hacia el auditorio se da tambin en los procedimientos judiciales. Esto se observa durante los procesos. Pero en este caso se hace referencia a la oposicin de los alegatos: el procedimiento del debate de uno y otro ante la audiencia puede compararse con los debates contradictorios en los tribunales ante el jurado en el papel del auditorio. 15. El tribunal frente a dos situaciones diferentes. Cuando el abogado, el fiscal, el acusado o los testigos se dirigen a los jurados; y cuando los jurados debaten entre s para alcanzar una unanimidad en el fallo. La primer situacin se opone a la deliberacin concebida como una conversacin ya que hay dos roles distribuidos de manera fija, orador y auditorio, y dado que los oradores que se oponen tratan de alcanzar la victoria de cualquier forma. La segunda situacin, es por el contrario, una ilustracin de la deliberacin concebida como un intercambio puro de argumentos. 16. La deliberacin no es homologable a una conversacin. En consecuencia, la oposicin de los alegatos dirigidos al auditorio brinda la mejor imagen de lo que puede ser una deliberacin frente a la discusin de los jurados entre s. El modelo retrico o del arte oratorio es ms realista se puede proceder a partir de una crtica conceptual del modelo conversacional. 17. Decisin colectiva y negociacin El privilegio del modelo conversacional est vinculado a una concepcin muy amplia de la decisin colectiva y a una distincin insuficiente de las situaciones y actividades. Un rasgo destacable de la deliberacin como conversacin es el papel central que se le atribuye por contraste con la negociacin. As, Giandomenico Majone (1994) opone la deliberacin en una asamblea poltica referida a la eficacia de una poltica pblica a las negociaciones y regateos entre las partes de esa misma asamblea frente a fines redistributivos. Por su parte Bernard Manin (1995) establece un contraste entre discusin y regateo: hay discusin cuando por lo menos uno de los interlocutores trata de modificar la opinin del otro por medio de proposiciones impersonales o llegan al largo plazo; hay regateo cuando el mismo fin se trata de alcanzar por medio de un intercambio personalizado e inmediato. Finalmente, Elster (1994, 2005) propone una definicin de argumentacin a partir del contraste con la negociacin. 18. ARGUMENTACIN, DELIBERACIN Y NEGOCIACIN. Para Habermas en la argumentacin cada interlocutor es sincero y est orientado por la verdad proposicional y la justicia normativa, se opone a la negociacin concebida como un intercambio de amenazas y promesas. Estas reflexiones acerca de las oposiciones entre deliberacin y negociacin, discusin y argumentacin y negociacin son muy esclarecedoras. Una situacin de deliberacin es una situacin donde prevalece la argumentacin; una situacin de negociacin es aquella donde prevalecen los regateos y/o los intercambios de amenazas y promesas. 19. Argumentar, negociar y votar Elster (1998). Cuando un grupo de individuos iguales debe adoptar una decisin acerca de algo que involucra a todos y no hay consenso, se pueden elegir tres alternativas: argumentar, negociar y votar. Ejemplifica con las negociaciones salariales qui comprenderan el in