mamá - .cuando el adulto habla con otras personas, el bebé se integra en la vida cotidiana,...

Download mamá - .Cuando el adulto habla con otras personas, el bebé se integra en la vida cotidiana, partici-pando

Post on 10-Aug-2018

219 views

Category:

Documents

0 download

Embed Size (px)

TRANSCRIPT

  • que reciben, genera en los nios mejor equilibrio y mejor control postural, ya que su cuerpo se va adaptando a nues-tro movimiento.l Los clicos disminuyen. Llevar al beb en posicin vertical (vientre con-tra vientre) beneficia enormemente su sistema digestivo todava inmaduro y facilita los movimientos peristlticos, adems de la expulsin de gases.l Son ms sociables. Cuando el adulto habla con otras personas, el beb se integra en la vida cotidiana, partici-pando en los paseos, risas y charlas.

    Tambin para los adultosMientras nuestro beb est pegado a nosotros, tenemos la oportunidad de jugar con l, hablarle, mimarlo, cantar-le, besarlo y acariciarlo. As que llevar a nuestro beb cerca de nuestro cuer-po no slo es beneficioso y natural, si-no, adems, muy placentero. l Fortalece los vnculos. Con el con-tacto continuo se establece una rela-cin muy especial entre el beb y la madre, ya que la cercana del recin nacido provoca la secrecin de una se-rie de hormonas, como la oxitocina, tambin llamada hormona del amor, y la prolactina. Tambin previene la depresin posparto, ya que el contacto directo aumenta el nivel de otras hor-monas, como las endorfinas.l Aporta seguridad. Los padres y las madres que llevan a sus bebs pega-dos a sus cuerpos se sentirn ms se-guros y confiados porque sern capa-ces de reconocer ms rpidamente las seales de su hijo e identificarlas (sue-o, hambre, cansancio...).l Beneficia la lactancia materna. Lle-var al beb cerca provoca que la ma-dre segregue oxitocina, lo que favore-ce la subida de la leche y un buen establecimiento de la lactancia mater-

    L a necesidad de contacto huma-no en el hombre es muy antigua; ya desde tiempos remotos las madres llevaban en brazos a sus hijos porque as, instintivamente, calmaban su llanto y los protegan de los peligros externos. An hoy esta costumbre se mantiene en todo el mundo, especial-mente en Asia, Sudamrica y frica.

    El tacto es una de las primeras for-mas de comunicarse que tiene el re-cin nacido; los bebs responden en-seguida al contacto piel con piel. Si extendemos el contacto ms all de sus primeras horas de vida con la ayu-

    da de un portabebs, estaremos pro-longando esas sensaciones placente-ras de las que el beb ha disfrutado durante meses en el tero materno.

    Hay bebs que lloran mucho si es-tn en la cuna y solamente se calman cuando los cogemos en brazos. No nos piden algo irrazonable; nos piden algo que necesitan, su instinto les hace llamarnos. Para ellos, sentir el cuerpo de su madre es bienestar y lo ms na-tural e instintivo es estar sostenido por ella. Tenerlo en brazos no es malcriar-lo, es cubrir una necesidad tan impor-tante como el alimento o el sueo.

    Segn explica el antroplogo y huma-nista britnico Ashley Montagu en El tacto: la importancia de la piel en las relaciones humanas (Paids), al inicio del siglo XX, la tasa de mortalidad de bebs en orfanatos americanos supe-raba el 60% hasta que alguien sugiri coger a los bebs en brazos varias ve-ces al da. En menos de un ao la tasa disminuy hasta bajar del 10%.

    Cuanto ms seguro y querido se sienta un beb, ms equilibrado se en-contrar emocionalmente.

    Llevar a tu hijo pegado al cuerpo es una experiencia tan gratificante para la madre, el padre y el beb que no se puede describir con palabras; hay que sentirla y vivirla.

    Beneficios para los niosPoder or el corazn y la voz de la ma-dre, sentir su calor, su olor, y la sensa-cin de ir suavemente apretado contra su cuerpo, les aporta mucha tranquili-dad, ya que recrea las sensaciones vi-vidas en el vientre materno. Pegado al cuerpo de su madre o su padre, el beb se siente seguro y protegido. l Lloran menos. Los bebs portados son ms tranquilos y lloran menos. Se-gn un estudio publicado en la revista Pediatrics, al mantener a un beb cerca del cuerpo adulto se produce una re-duccin del llanto del 43% durante el da y un 51% por la noche, ya que dis-minuyen los niveles de las hormonas del estrs, como el cortisol.l Duermen mejor. Investigaciones cientficas han demostrado que los be-bs transportados en portabebs o con los que se ha practicado el Mtodo Ma-dre Canguro(bebs prematuros) au-mentan de peso ms rpidamente y descansan mejor.l Son ms independientes. Los nios portados, por lo general, se convierten en personas ms independientes y con mayor autoestima, ya que en los pri-meros meses de vida sus necesidades de contacto han sido cubiertas. Son ni-os sin carencias afectivas.l Tienen un mejor desarrollo psico-motor. El balanceo y la estimulacin

    Es una opcin en auge. Amorosa, prcticay confortable, ofrece al beb lo que ms necesita; el contacto cercano con sus padres.

    l Antes de usar con tu hijo el portabebs que hayas elegido, empieza a probarlo delante de un espejo. Una vez sepas cmo se coloca y se sujeta, puedes practicar con un peluche o un mueco para ganar seguridad. l Ser bueno que empieces cuando tu hijo est bien descan-sado y comido, y cuando ten-gis un rato por delante; con prisas todo es ms difcil. l Para tu hijo el portabebs es algo nuevo a lo que se tiene que acostumbrar poco a poco, como t. Explcale lo que ests ha-ciendo mientras lo colocas, m-celo o cntale. Es importante que no le abrigues demasiado: tu cuerpo tambin emite calor. l Cada beb o nio pequeo es un mundo. A algunos les encan-ta llevar los brazos por fuera. Otros no soportan que se les tape la cabeza. Muchos no quie-ren ni ver la posicin cuna, slo quieren ir en vertical. Descubrir todo esto lleva un tiempo.l Puedes pedir consejo o ase-soramiento a la Red Canguro- Asociacin Espaola por el Fo-mento del Uso de Portabebs (http://redcanguro.wordpress.com). Este artculo se ha realiza-do con su colaboracin.

    Algunos consejos prcticos

    Poder or el corazn y la voz de la madre, sentir su calor,

    su olor, y la sensacin de ir suavemente apretado contra su cuerpo, les aporta tranquilidad y seguridad

    Foto

    : E

    RG

    Ob

    aby

    Fisioterapeuta especializada en pediatra del Hospital Madrid Torrelodones, educadora de masaje infantil y monitora de portabebs.

    Gonzlez-Quijano

    beGoa Garca

    mamCgEMEQu pedirle a un portabebs

    000 tu beb

  • jjjj

    jj

    jj

    na. Adems, facilita la lactancia a de-manda, ya que el beb puede mamar en cualquier instante con toda como-didad sin que la madre tenga que sa-carlo del portabebs. l Permite tener las manos libres. Es ms cmodo para realizar tareas habi-tuales, tanto en casa como fuera. Por ejemplo, hacer la compra o recoger a los hermanos mayores.l Tonifica los msculos de la espalda. El peso total del nio est sostenido por el portabebs, que lo reparte por toda nuestra espalda. De esta manera, nuestro cuerpo se va adaptando pro-gresivamente al peso del beb, lo que contribuye a fortalecer nuestra muscu-latura y a tener un mejor control pos-tural. Con todo esto, prevenimos los posibles dolores de espalda.l Integra al padre. En ocasiones, pue-de ocurrir que el padre no encuentre del todo su lugar y se vea algo despla-

    zado. Llevando al beb aumentar su autoestima, se sentir ms padre y fortalecer el vnculo con su beb.

    Criterios para elegir bienEn el mercado existen varios tipos de portabebs que nos permiten llevar a nuestros hijos encima y disfrutar de todos estos beneficios del contacto cercano. A pesar de las diferencias que existen entre ellos, a la hora de decidirnos por uno en particular ten-dremos que comprobar que cumple unos principios bsicos.

    En primer lugar, el portabebs de-be asegurar que la posicin del beb sea la correcta: caderas y rodillas flexionadas en posicin de rana, de manera que la espalda quede ligera-mente curvada y el beb quede senta-do y no colgado sobre los genitales.Por otra parte, el portabebs se tiene que poder ajustar de tal forma que

    quede bien pegado al cuerpo de quien lo lleva. Es decir, si te agachas, el beb no debe despegarse de ti. En cuanto a la altura, el beb tiene que permanecer al nivel del pecho. Como indicacin se dice que debe quedar en una posicin en la que puedas darle un beso sin es-forzarte. De este modo no se sobrecar-ga la columna lumbar.

    Las tiras de los hombros deben ser anchas y que no se claven en el cuello, para que haya una correcta distribu-cin del peso. Para bebs de menos de cuatro o cinco meses, el mei tai y la mochila deben llevar una sujecin es-pecial para la cabeza. En cualquier ca-so, al adquirir un portabebs fjate si lleva su pequeo manual de instruccio-nes algunos incluyen un DVD.

    Por ltimo, habra que valorar las necesidades personales de cada fami-lia: si lo va a utilizar slo el padre, si se va a usar para salir los fines de semana

    a la montaa, o si se necesita uno que sea rpido y fcil de poner porque va a ser para trayectos muy cortos. Tam-bin es importante valorar si el clima donde se vive es caluroso o fro.

    Preguntas frecuentesEl uso cotidiano de un portabebs sue-le generar algunas dudas a los padres y madres menos experimentados. Por ejemplo: Por qu es tan importante que una mochila sea ergonmica? La postura que tiene el beb en una mo-chila ergonmica es fisiolgica; respe-

    ta su postura ya que sus piernas se en-cuentran en posicin de ranita ligeramente abiertas (90) y flexio-nadas, y las rodillas quedan ms ele-vadas que las nalgas. Adems, su es-palda queda curvada, en forma de c, emulando la posicin fetal en la que se encontraba en el tero. Esto garantiza que la cabeza del fmur quede perfec-tamente encajada dentro del acetbu-lo (hueco de la articulacin) de la ca-dera y ayuda a prevenir la luxacin congnita de la misma.

    Otra preocupacin habitual es sa-ber cunto tiempo seguido puede estar un nio pequeo en un portabebs. En realidad, puedes llevarlo todo el tiem-po que quieras, mientras los dos os sin-tis a gusto. De todos modos, se reco-mienda que se empiece con poco tiempo y se vaya ampliando de mane-ra progresiva para que tanto tu cuerpo como tu beb se adapten bien.

    Puede usarse un porta