preguntas examen segundo cuatrimestre

of 21/21
FILIPO II Y EL ASCENSO DE MACEDONIA 1-La sociedad y organización política de Macedonia. Dentro de Macedonia se distinguen dos zonas diferenciadas: la Alta Macedonia, montañoso núcleo primitivo, y la Baja, con llanuras aluviales y de carácter agrícola y ganadero. Su origen no está totalmente claro (los griegos los consideraban bárbaros), y además esto se complica por ser Macedonia una encrucijada de rutas, tanto de emigración como comerciales. Lo que sí sabemos es que los macedonios se organizaban en “tribus” o pueblos, cada uno de ellos con una línea dinástica y tradiciones propias. Desde comienzos del I milenio a.C. surgió una clase social dominante (que logró las mejores tierras), que con el tiempo se cohesionó como un grupo político, dando lugar una dinastía reinante cada vez más poderosa. Debajo de esta aristocracia dominante, subsistía una masa de campesinos, agricultores, pastores, cazadores y artesanos. Entre los siglos VIII y VII se produce la expansión macedónica hacia el mar, ocupando la Baja Macedonia y situando la capital en Egas, bajo Armintas I. Con Perdicas (contemporáneo de la Guerra del Peloponeso) el reino se logra mantener unido. Arquelao, gran reformador, traslada la capital a Pela (mejor situada). Mejora la administración, la economía y el ejército (convierte a los soldados de a pie en hoplitas, y permite la entrada de campesinos en el ejército). El rey era sobre todo jefe del ejército, dueño absoluto de sus súbditos. En la práctica la realeza era hereditaria, aunque la aclamación y elección del heredero correspondía a una asamblea de ciudadanos. 2-La figura de Filipo II y su ascenso al poder. Filipo era el menor de los hijos de Amintas III. De los 15 a los 18 estuvo en Tebas de rehén, done aprendió a ser un gran estratega de los generales Epaminondas y Pelópidas. De vuelta en Macedonia, su hermano Perdicas le encargó el gobierno de una región, donde trató de llevar a cabo importantes reformas. A la muerte de su hermano, se convirtió en regente de su sobrino, a quien acaba por desposeer de sus derechos, y se convierte en rey (se desconoce la fecha exacta). Con un temperamento desenfrenado, falto de moderación, sin refinamiento (aunque buscó para su hijo la mejor educación con Aristóteles), tenía sin embargo una gran habilidad política, gran clarividencia y audacia. Logra imponer el orden en un reino casi desintegrado, a través de una política de fortalecimiento del estado y la monarquía, con una política interior caracterizada por: a) Fin de las luchas por la sucesión: se deshace de sus enemigos por las buenas o por las malas. Aburguesa a la nobleza para controlarla, atrayéndola a la corte. Les ofrece puestos como generales debiendo jurar fidelidad a su persona. b) Reconstrucción y estabilización del territorio: realizará grandes construcciones e infraestructuras, al estilo griego, para unificar su reino.

Post on 07-Jul-2015

417 views

Category:

Documents

4 download

Embed Size (px)

TRANSCRIPT

  • 1. FILIPO II Y EL ASCENSO DE MACEDONIA 1-La sociedad y organizacin poltica de Macedonia. Dentro de Macedonia se distinguen dos zonas diferenciadas: la Alta Macedonia, montaoso ncleo primitivo, y la Baja, con llanuras aluviales y de carcter agrcola y ganadero. Su origen no est totalmente claro (los griegos los consideraban brbaros), y adems esto se complica por ser Macedonia una encrucijada de rutas, tanto de emigracin como comerciales. Lo que s sabemos es que los macedonios se organizaban en tribus o pueblos, cada uno de ellos con una lnea dinstica y tradiciones propias. Desde comienzos del I milenio a.C. surgi una clase social dominante (que logr las mejores tierras), que con el tiempo se cohesion como un grupo poltico, dando lugar una dinasta reinante cada vez ms poderosa. Debajo de esta aristocracia dominante, subsista una masa de campesinos, agricultores, pastores, cazadores y artesanos. Entre los siglos VIII y VII se produce la expansin macednica hacia el mar, ocupando la Baja Macedonia y situando la capital en Egas, bajo Armintas I. Con Perdicas (contemporneo de la Guerra del Peloponeso) el reino se logra mantener unido. Arquelao, gran reformador, traslada la capital a Pela (mejor situada). Mejora la administracin, la economa y el ejrcito (convierte a los soldados de a pie en hoplitas, y permite la entrada de campesinos en el ejrcito). El rey era sobre todo jefe del ejrcito, dueo absoluto de sus sbditos. En la prctica la realeza era hereditaria, aunque la aclamacin y eleccin del heredero corresponda a una asamblea de ciudadanos. 2-La figura de Filipo II y su ascenso al poder. Filipo era el menor de los hijos de Amintas III. De los 15 a los 18 estuvo en Tebas de rehn, done aprendi a ser un gran estratega de los generales Epaminondas y Pelpidas. De vuelta en Macedonia, su hermano Perdicas le encarg el gobierno de una regin, donde trat de llevar a cabo importantes reformas. A la muerte de su hermano, se convirti en regente de su sobrino, a quien acaba por desposeer de sus derechos, y se convierte en rey (se desconoce la fecha exacta). Con un temperamento desenfrenado, falto de moderacin, sin refinamiento (aunque busc para su hijo la mejor educacin con Aristteles), tena sin embargo una gran habilidad poltica, gran clarividencia y audacia. Logra imponer el orden en un reino casi desintegrado, a travs de una poltica de fortalecimiento del estado y la monarqua, con una poltica interior caracterizada por: a) Fin de las luchas por la sucesin: se deshace de sus enemigos por las buenas o por las malas. Aburguesa a la nobleza para controlarla, atrayndola a la corte. Les ofrece puestos como generales debiendo jurar fidelidad a su persona. b) Reconstruccin y estabilizacin del territorio: realizar grandes construcciones e infraestructuras, al estilo griego, para unificar su reino.

2. c) Helenizacin de Macedonia: aprecia la cultura griega, y trata de convertir a Macedonia en otra polis (a pesar del rechazo que suscita en muchas de ellas). Impondr patrones griegos, llevando a su corte a destacados maestros helenos. d) Reorganizacin del ejrcito: adopta tcnicas de otras polis; forma un sistema de servicio militar obligatorio, dividiendo Macedonia en varias demarcaciones que aportan hombres. Adems contaba con tropas auxiliares obtenidas de los aliados o a sueldo. Instaura la tcnica de formacin en falange, implanta el uso de la caballera al modo tesalio, inventa mquinas de asedio e) Creacin de una moneda propia: gracias al control de la zona minera del Pangeo; patrn ureo. En sus primeros aos expande Macedonia a costa de sus vecinos, aprovechando la debilidad de Atenas, Tebas y Esparta. La expansin culmina con la conquista de Metona, alcanzando Macedonia su mayor extensin. Incorpora Peonia y derrota a los ilirios. Se casa con Olimpiade (hija del rey moloso del Epiro). 3-Grecia frente a Filipo. Demstenes. En el 356 estalla la III Guerra Sagrada: los Anfictiones condenaron a los focidios por usar tierras del Santuario de Delfos para cultivo; estos, bajo el mando del general Filomeno, ocupan el santuario. Atenas y Esparte, por llevar la contraria a Beocia, apoyan a los focidios. Filipo interviene en la guerra apoyando a los tesalios y en contra de Atenas. Tras una derrota inicial, en el 352 Filipo volvi a Tesalia y derrot a Onomarco, retornando despus a Macedonia. Tras la intervencin de Filipo, prosigui la guerra entre focidios y beocios, aunque sin conseguir la entrada en la guerra de Atenas, Esparta y Filipo, lo que llev al final de la guerra con la Paz de Filcrates (embajador ateniense que negoci con Filipo). El acuerdo reconoca el status quo y garantizaba la libertad de navegacin, condenando expresamente la piratera. Tras jurar la paz en Feras, Filipo cruz las Termpilas y rindi a los focidios. Reunido el consejo de Anfictiones, acord castigar a los focidios expulsndoles del mismo, siendo sustituidos por Macedonia. Los atenienses, por su parte, se encontraban divididos ante Filipo. Mientras para unos era un gran reformador, para otros era un tirano. As, Iscrates vean en Macedonia la salvacin de Grecia. Pero para Demstenes, Filipo amenazaba la democracia. Muy pronto condujo la oposicin a Filipo, arengando al enfrentamiento y no escatimando riesgos ni esfuerzos. Pero la causa de Filipo tambin encontr defensa en la figura de Esquines, orador que se entenda bien con los macedonios. Demstenes expuso su oposicin a Filipo de manera apasionada en la tercera de su Filpicas, abogando por una alianza con el rey persa en contra de Filipo. Consigui la direccin de la poltica ateniense para formar con otros estados griegos una coalicin, apoyada econmicamente por el rey persa. Declararon la guerra a Filipo, pero fueron derrotados en Queronea (338 a.C.). 3. 4-Queronea. Su significado. Los atenienses pudieron ver que Filipo no era como lo pintaba Demstenes, ya que les devolvi la libertad y autonoma. Por el contrario los tebanos fueron sometidos al rgimen oligrquico bajo los partidarios de Filipo. Adems disolvi la Liga Beocia, dio la autonoma a las ciudades, y quit el voto a Tebas en el consejo de Anfictines. Tras Queronea, la resistencia queda vencida, pero no por ello dejaron de actuar los grupos que anteriormente se haban opuesto a Filipo. Pero la principal consecuencia de Queronea fue que una vez neutralizados los atenienses, Filipo encamin sus esfuerzos a combatir al rey persa, quien para Filipo era el verdadero enemigo de todos los griegos. Sometidos los estados del Peloponeso, con la excepcin de Esparta, reuni luego a todos los griegos independientes en un gran congreso en Corinto, proclamando solemnemente la Coin eirene (paz general), crendose una confederacin general de todos los griegos bajo un monarca con el ttulo de strategos autokrator. Las condiciones de la paz eran las siguientes: autonoma e independencia formal en trminos generales; mantenimiento del status quo (quedando las guarniciones macednicas donde estaban); libre navegacin y resolucin de los problemas por medios pacficos. Esta reforma poltica supona en realidad el fin de la polis como organismo poltico autnomo y soberano, que vivira continuas crisis hasta la conquista romana. Filipo II morira en 336 a.C., dejando como heredero a su hijo Alejandro. LA SUCESIN DE ALEJANDRO Y LA DIVISIN DE SU IMPERIO. LA MONARQUA ANTIGNIDA. 1-La sucesin de Alejandro y la divisin de su imperio. Alejandro no dej heredero. Su hijo nace poco despus de su muerte, pero ya antes se haba producido una gran pugna entre Perdicas, Seleuco, Antgono, Antpatro, Ptolomeo, Lismaco y Casandro entre otros. La lucha entablada entre los Didicos (sucesores) de Alejandro dur 50 aos, aproximadamente hasta el 270 a.C. en que quedan consolidadas las monarquas antignida, lgida o ptolemaica y selecida con una divisin que perdurar hasta la conquista romana. Tras un primer conflicto se alcanza el Pacto de Babilonia. Con l se acuerda mantener al discapacitado Filipo Arrideo como rey de Macedonia a la espera del nacimiento del hijo de Roxana. Perdicas queda como quiliarca, con Seleuco como jefe de la caballera. Crtero queda como tutor del rey en Macedonia, Antpatro como general de los macedonios. Se nombran diversas satrapas, entre ellas Ptolomeo en Egipto, Antgono Cclope en Asia Menor occidental, Eumenes enviado al sur de Asia Menor y Lismaco en Tracia. Al tiempo, la noticia de la muerte de Alejandro provoca una revuelta en las ciudades griegas, encabezadas por Atenas, que es sofocada en la guerra lamaca. 4. En -321 Perdicas se enfrenta a Antpatro y Crtero, apoyados por Ptolomeo y Antgono. Su lugarteniente Eumenes derrota y mata a Crtero, pero Perdicas fracasa ante Ptolomeo y es asesinado por Seleuco. Los supervivientes llegan al Pacto de Triparadiso (-320). Por este tratado, Antpatro queda como regente y administrador de Macedonia, con su hijo Casandro como quiliarca, bajo Antgono. Antgono y Ptolomeo confirman su mando en Asia Menor y Egipto. Seleuco obtiene la satrapa de Babilonia. En -319 Antpatro es sucedido por Poliperconte. En -317 Filipo Arrideo y su esposa son asesinados por orden de Olimpia (madre de Alejandro), que a su vez es ejecutada por Casandro. En -315 se inicia la conocida como Guera de los Didocos, que se prolongar hasta -301 en una primera fase. Antgono se enfrenta a todos para reunificar el imperio pero es vencido y muerto en Ipso en -301, tras vencer a Poliperconte. Entre -301 y -281 se produce la segunda fase de la guerra. Demetrio (hijo de Antgono) conquista Grecia y Macedonia a Casandro. Seleuco derrota a Lismaco en Corupedion (- 281) y es asesinado. As, a la altura de -281, sobreviven tres estados helensticos principales: -Antignida en Macedonia y Grecia, bajo Antgono II (hijo de Demetrio). -Ptolemaico o Lgida en Egipto (bajo Ptolomeo II, hijo de Ptolomeo). -Selucida en Siria-Mesopotamia, bajo Antoco. 2-La monarqua antignida A Antgono II Gonatas se le considera el fundador de la dinasta antignida, que rein en Macedonia entre -277 y -168. Fue sucedido por Demetrio II, Antgono III, Filipo V y Perseo. Durante el reinado de Antgono II tuvo lugar la guerra de Cremnides (-266/-261) que le enfrent a una confederacin de ciudades griegas aliadas de Egipto. Tras la retirada egipcia, Antgono someti completamente a Grecia. Atenas perdi para siempre su papel rector de la vida poltica griega. Su sucesor Demetrio II tambin tuvo problemas en Grecia, enfrentando a una alianza de ligas etolias y aqueas. Su sucesor Antgono III se enfrenta a una rebelin de ciudades griegas. En -224 crea la Liga Helnica, organizacin que una a todos los griegos, reconociendo la hegemona del rey de Macedonia. La liga se funda para enfrentarse a Cleomenes de Esparta y a los etolios. Durante el reinado de Filipo V se inicia el enfrentamiento con Roma. En -215 comienza la I Guerra Macednica. Roma est luchando contra Anbal y no puede implicarse en Macedonia (que tampoco apoya a su aliado cartagins). La guerra acaba en -202 con la paz de Fenice, que reconoce el status quo. Pero en -200 Roma desencadena la II Guerra Macednica, interviniendo en Grecia a peticin del rey de Prgamo contra la alianza sirio-macednica. La victoria romana de Cinoscfalos (-197) obliga a Filipo V a firmar la paz, renunciando a sus posesiones griegas y a su flota, y pagando una indemnizacin. Durante el final de su reinado Filipo se dedic a mejorar la economa de su reino. Con esa base, Perseo pudo restaurar su influencia en Grecia. Por ello Roma interviene de nuevo, derrotando a Perseo en la batalla de Pidna (-168). Macedonia es dividida en 5. cuatro partes. Tras una revuelta y nueva victoria romana en Pidna (-148) Macedonia se convierte en provincia romana. Caractersticas generales de la Monarqua Antignida. De las tres grandes monarquas helensticas, la antignida es la nica que cuenta con una base nacional. Esta dinasta se mostraba heredera de la tradicin monrquica macednica. En sus territorios hay que distinguir los del reino macednico propiamente dicho y sus anejos tesalios por un lado, y las ciudades griegas, por otro. El control de los griegos se ejerca, en el terreno militar, mediante el establecimiento de guarniciones macednicas en puntos estratgicos (Corinto, Atenas) y, en el terreno poltico, mediante las ligas como la establecida por Filipo II en Corinto, todo ello compatible con una declaracin de libertad y de autonoma para los sometidos a hegemona. El rey tena un consejo de amigos elegido por l entre macedonios y extranjeros pero el pueblo segua teniendo protagonismo en la designacin del sucesor y en los juicios de alta traicin. Aun cuando los antignidas tenan unos poderes fcticos similares a los de sus colegas orientales, el rey macedonio sigue siendo el jefe del ejrcito sobre todo, y no aparece nunca como objeto de culto. Durante el reinado de esta dinasta se produce un desarrollo urbanstico mediante la creacin de nuevas ciudades y la organizacin de las existentes al modo de las poleis. Estas ciudades eran controladas por el rey tanto poltica como econmicamente, directamente a travs de los gobernadores. Tenan su poblacin dividida en tribus y en demos, y tenan arcontes, tesoreros y dems magistraturas a la manera griega. La emigracin que se produce hacia las nuevas ciudades del oriente posteriormente a la muerte de Alejandro as como las guerras tan frecuentes debi de haber influido negativamente en la prosperidad de Macedonia. El campo no llegaba a alcanzar los ndices de produccin de Egipto y otras regiones. Las tieras son propiedad de las grandes familias. Los distritos conquistados pertenecen al Estado, es decir, al rey, quien las cede a la aristocracia en forma de donaciones revocables. Con estas grandes propiedades coexisten pequeos propietarios y arrendatarios. En cuanto al ejrcito, tras el auge de la caballera en la poca de Alejandro y sus sucesores, se apoy fundamentalmente en la falange. sta aument su potencia de choque mediante el alargamiento de las lanzas (sarissas; hasta 6,5 metros), pero al hacerlo se volvan ms rgidas y no podan hacer frente al sistema romano de las legiones. Macedonia funcionaba en sus relaciones con los griegos como un baluarte de proteccin frente a pueblos como los tracios o los ilirios, estando tambin muy atentos a que no cayeran bajo otras influencias. En el -268 se produce una importante crisis, la guerra cremonidea que aumenta la debilidad de Macedonia. 6. LAS REFORMAS DE SERVIO TULIO Servio Tulio fue el sexto de rey de Roma. Su poca de gobierno (hacia 577-535 a.C.) coincide con una etapa de dinmica social y el desarrollo econmico que se aprecia no slo en la Roma primitiva, sino en la Italia central. En el aspecto agrcola se produce el paso a una agricultura especializada; hay un incrementeo de las actividades comerciales. La formacin de una clase media urbana y el conjunto de reformas de Servio Tulio, que comportaron la reestructuracin de la clase dirigente, ha sido calificada por muchos historiadores como una autntica revolucin. La figura de Servio Tulio es oscura y sugestiva, con diversas opiniones sobre su figura. Las reformas de Servio Tulio formaron un complejo proceso coherente y concatenado. Corresponden a un perodo de crisis de las estructuras sociales y polticas, y a intentos de cambios institucionales. Los impulsos para este cambio procedan en gran parte de Etruria, pero tambin se constatan influencias del mundo griego. Se cree que se inspir en las reformas de Soln, quien modific la constitucin ateniense introduciendo una divisin en cuatro clases. La base de todas las reformas fue la realizacin de un censo. Se calcula en 80.000 personas la poblacin de Roma y su territorio. Todos los ciudadanos romanos fueron inscritos en una de las 16 tribus rsticas si eran propietarios de tierras, o en una de las cuatro tribus urbanas si no lo eran (fundamentalmente artesanos, comerciantes y proletarios). Las tribus urbanas llevaban nombres topnimos (Palatina, Esquilita) y las tribus rstica llevaban nombres gentilicios, aunque algunos no se sabe si son toponmicos o gentilicios. Esta divisin fue la base para la elaboracin del censo, ya que permita una valoracin de los ciudadanos en funcin de sus rentas. Para ello fue preciso tambin crear un sistema premonetario, el Aes signatum. Las fases premonetarias en Roma fueron: 1-El ganado (pecus) sirve de medio de cambio (pecunia). 2-Se utiliza el bronce sin marcar (Aes rude) 3-El Aes Signatum o bronces con marcas indicativas de la legalidad de su valor correspondera al Gobierno de Servio Tulio. El Aes Grave sera posterior y predecesor a los ases. No hay monedas acuadas en Roma en este momento. Se trata de piezas de bronce con un peso fijo. Algunas llevan marcas que garantizaban el valor de la pieza. Basndose en el censo, Servio Tulio introdujo un nuevo ordenamiento a la vez poltico y militar: la Centuria. Las Curias y los Comicios Curiados no desaparecen, pero s pierden muchas de sus atribuciones. Se crea la Asamblea Centuriada, que tiene competencias polticas ms importantes, formada por 193 centurias (cada centuria equivala a un voto). La poblacin estaba dividida en 5 clases, segn el censo (valorado en ases), y a cada clase le corresponde un grupo de centurias: 7. la primera clase (80 centurias) est formada por aquellos que disponen de ms de 100.000 sextercios. Se costean el equipo militar (un sextercio= 2 ases y medio). la segunda clase (20 centurias) est formada por aquellos que tienen ms de 75.000 ases. la tercera clase (20 centurias) posee ms de 50.000 ases) la cuarta clase (20 centurias) posee ms de 25.000 ases) la quinta clase (30 centurias) posee ms de 11.000 ases) Adems hay que aadir 18 centurias de caballeros y 5 centurias de proletarios. Los ms ricos, los menos numerosos, forman el nmero mayor de centurias y tienen mayor peso en las decisiones de la Asamblea Centuriada. Pero, a su vez, tienen una mayor participacin en la defensa de la comunidad. La base del ejrcito de Servio Tulio era la clasis hoplitica (Legin). Pero no se sabe con certeza qu centurias la formaron. La mayor parte de los autores opinan que la formaban los propietarios de tierras. Las centurias de las clases inferiores estaran excluidas del ejrcito permanente, y seran las tropas de reserva, escasa y ligeramente armadas. Por otra parte la legin romana estaba formada por 6.000 hombres. Probablemente por 40 centurias de la primera clase, 10 de la segunda y 10 de la tercera. La caballera estaba formada por 6 centurias, pero no se sabe exactamente como estaba organizada. Algunos autores piensan que era un grupo especial financiado por el rey y que se convierte en su guardia personal. Otros opinan que estaba formada por las clases sociales ms acomodadas (costoso mantenimiento de los caballos). Pudo darse un sistema mixto. Las reformas de Servio crean as una timocracia en funcin de la propiedad de bienes y no de base exclusivamente patricia. En esta situacin se ha basado tradicionalmente la explicacin de la cada de la monarqua romana: los patres gentium o jefes de las gentes se habran opuesto a la reforma serviana y a una sociedad en la que ya no detentaban el monopolio de la importancia econmica y social. Se produjo un aumento de la clase privilegiada (gentes minores) y una superacin del exclusivismo gentilicio al incluir en el ejrcito a algunos elementos que no eran patricios. Por ltimo, basndose en el censo, Servio Tulio organiz a la plebe en colegios profesionales. La religin en la poca de Servio Tulio Sigue las mismas pautas que su predecesor Tarquinio Prisco y crea el templo de Diana en la colina del Aventino. El Aventino estaba fuera del Pomerium, y era habitado por artesanos, extranjeros y marginados de la sociedad romana. El templo de Diana ejerca el derecho de asilo para los comerciantes, extranjeros, exiliadosEn el santuario del Aventino su culto se ampli a las clases populares. Pas a ser el centro de culto confederal de los latinos. Roma asuma el papel de centro poltico y religioso del Lacio. Entre otras de sus actuaciones destacan: -Reorganizacin del Foro Boario (mercado del puerto fluvial del Tber) con el establecimiento de cultos relacionados con las funciones comerciales. 8. -Aparecen construcciones en honor a Portunus (espritu protector del puerto) y a Mercurius (dios de los comerciantes). -Construye un doble edificio de culto consagrado a Fortuna y Matutina. -La tradicin presenta a Servio Tulio como un rey protegido por la diosa Fortuna. La muralla servia. Durante el reinado de Servio Tulio, Roma alcanza una extensin de unas 285 hectreas. Sera necesaria una mano de obra ingente para construir una muralla que englobara todo el recinto urbano. Se conservan restos de una muralla del S. VI a.C. que alcanza unos 6 metros de altura, pero son insuficientes para reconstruir todo el trazado original. Algunos autores piensan que la muralla servia correspondera a un conjunto de fortificaciones para la defensa de algunas colinas. El valor de la obra de Servio Tulio reside en reforzar la estructura de Roma como ciudad-estado, lo que necesariamente implicaba limitar el poder poltico-militar de las gentes. La mayor resistencia a su poltica radicaba en los poderosos grupos gentilicios. La organizacin centuriada contribuir, a comienzos del S. V a.C., al enfrentamiento entre la oligarqua y los plebeyos, alimentada por la grave crisis social y econmica que sucede a la floreciente poca de los ltimos reyes de Roma. LA EXPANSIN TERRITORIAL DE LA ROMA REPUBLICANA. REAS GEOGRFICAS IMPLICADAS Y PRINCIPALES ACONTECIMIENTOS. 1.Enfrentamientos Cartago-Roma. La primera Guerra Pnica. La guerra contra los cartagineses ser el primer gran conflicto blico de Roma fuera de Italia. Dentro de las causas de este conflicto podemos distinguir las causas profundas de las coyunturales. En cuanto a las causas profundas, la rivalidad corresponda al deseo de expansin de ambas (especialmente de Roma, que aspiraba al control del Adritico y Mediterrneo). En la primera mitad del S. III a.C. la situacin de Sicilia era: la zona occidental ocupada por los cartagineses, y la oriental dependa de colonias griegas de las que Siracusa tena la hegemona. El detonante coyuntural ser la cuestin de los mamertitos. Poblacin formada por antiguos mercenarios itlicos, se instalan en Mesina. Cartagineses y griegos de Siracusa tratan de someter la ciudad (llave del estrecho). Sus habitantes piden ayuda a Roma; la asamblea centuriada vota a favor (va libre entre el Tirreno y el Adritico). La guerra en s puede dividirse en tres etapas: 1 etapa: control de Sicilia (264-261 a.C.) 2 etapa: control del mar (260-255 a.C.): Victoria romana en Milazzo (260). Durante los siguientes aos Roma se hace con los territorios que Cartago tena en Sicilia, Crcega y Cerdea. En el 256 el Senado aprueba una expedicin a frica; tras la victoria en el cabo Bon, se decide un desembarco. 9. 3 etapa: final de la guerra (254-242 a.C.). En el 242, victoria romana aplastante en las Lpari; Cartago acepta firmar la paz. El Senado impone condiciones muy duras, entre ellas abandonar todas las islas entre Sicilia e Italia. Aunque el acuerdo (ambiguo) se refera a las Lpari, Roma lo utilizar para hacerse con el control de Crcega y Cerdea. Cartago no pudo pagar a sus mercenarios, que se levantaron contra ella. Amlcar Barca acaba con la rebelin, pero los romanos aprovecharn la debilidad para dominar Crcega y Cerdea. Habr un perodo de treinta aos de paz entre ambas potencias, tregua que utilizarn ambas partes para rearmarse. Durante ese tiempo, Roma decide intervenir en los Balcanes para frenar las continuas acciones de piratas. En el 229 Roma declara la guerra a Iliria y una armada romana libera Corcira y Epidamno. Teuta, reina de Iliria, decide firmar la paz con Roma, que le impone la condicin de abandonar el pico y toda accin de piratera. Las ciudades griegas (Corcira, Epidamno y Apolonia) firman un tratado de amistad con Roma. Los comerciantes recuperaron la libertad de movimientos. Poco despus, se produjo la anexin de la Galia Cisalpina (Norte de Italia). Estaba habitada por pueblos clticos que realizaban frecuentes incursiones contra pueblos vecinos (vnetos, cenomanos) que buscaban la alianza con Roma. El Senado moviliz tropas al norte del Adritico y Valle del Po, lo que hizo que varios pueblos de la Galia Cisalpina formaran una confederacin que se enfrent a las fuerzas romanas. Tras una derrota inicial en el -225, al ao siguiente los romanos derrotan a los boyos, que piden la paz. Quedan as como enemigos los nsubros y mercenarios, a los que finalmente somete. Con la cada de los nsubros, Roma controla toda la pennsula itlica. De mientras, Cartago se expanda por el Sur y el Este de la Pennsula Ibrica, fundando Cartago Nova y logrando pagar la deuda que tenan con Roma gracias al oro peninsular. Roma debe conformarse con firmar el Tratado del Ebro que establece este ro como lmite para la expansin de ambas potencias. Pronto se reanudar la guerra. En el -219 los cartagineses atacan y toman Sagunto (aliada de Roma, pero al Sur del Ebro). Despus (-218) inician la marcha hacia Roma con Anbal al frente (Asdrbal se queda al mando de la defensa de la Pennsula). Conquista a los pueblos del NE peninsular. Cruza los Pirineos, el SE de las Galias (pactos con sus poblaciones) y finalmente los Alpes. Aunque el contingente no era muy grande, hbil poltica de pactos con los galos de la Cisalpina, ansiosos de levantarse de nuevo contra el poder romano. Victorias de Anbal en Cannas (-216) y en otros lugares hasta -210. En -211 decide marchar sobre Roma, pero cambia el rumbo en el ltimo momento, a la espera de refuerzos. Desde entonces, el ejrcito cartagins slo puede mantenerse a la defensiva; en el -204 toma la decisin de abandonar la Pennsula. Pero al mismo tiempo la guerra tambin se desarrollaba en la Pennsula, liderada por los hermanos Cneo y Publio Cornelio Escisin. Durante la misma, se pueden ver tres etapas: 1 etapa: continuas derrotas cartaginesas (en el -217, Roma se hace con el control de todas las rutas martimas con una sola batalla). 10. 2 etapa: -212, gran revs para Roma; con la batalla del alto Guadalquivir, los cartagineses recuperan el control de la Pennsula. 3 etapa: el hijo de Publio, Escipin el Africano, llega en el -210, reorganiza el ejrcito, toma Ampurias. Tras la toma de Gades (sin lucha) en el -206, los restos del ejrcito cartagins se retiran al norte de frica. Tras el fracaso de las negociaciones de paz, se produce la batalla de Zama. Con la victoria romana, estos impondrn sus duras condiciones. Con ello logra el control de una amplia parte de la Pennsula Ibrica, y acabar con un peligroso contrincante. Esta guerra tendr consecuencias no slo en el mbito territorial. Hacia comienzos del S.II a.C. la poltica romana es ya claramente imperialista. Hasta entonces las relaciones de Roma con otros pueblos estuvieron reguladas por principios jurdicos-religiosos. A comienzos del S. II a.C. los tratados empezaron a servir solo mientras le eran tiles y le bast cualquier tipo de pretexto para decidir acciones militares que pudieran ser beneficiosas para sus propios intereses. Ese imperialismo romano del S. II a.C. se debi a factores varios y cambiantes en los que entraron, de forma desigual, razones polticas, sociales o econmicas del Senado, de los magistrados encargados de misiones militares en el exterior y, en menor grado, de la asamblea popular. As, los primeros aos del siglo se dedicaron a la pacificacin. Hacia el -180, con el control asegurado de toda la Pennsula, el Senado inici una decidida poltica agresiva destinada al sometimiento de todos los pueblos del Mediterrneo. 3-La conquista de Oriente. El inicio de la sumisin de los reinos helensticos. En el S.II a.C. toda la mitad Este del Mediterrneo permaneca bajo dominio de las tres monarquas macednicas: la dinasta selecida en Asia, la Lgida en Egipto y la Macednica en el norte del Peloponeso. Cuando Roma consigue por fin pacificar sus territorios, se dirigir hacia el Este, interviniendo primero en los asuntos griegos en la Hlade y en la costa de Asia Menor, desequilibrando as a los reinos selecida y macedonico. As, comenzarn las Guerras Macednicas. Estas Guerras sern tres: 1 Guerra Macednica (215-205 a.C.): Filipo V haba pactado con Anbal, aprovechando la debilidad romana. La guerra se salda con la paz de Fenice. 2 Guerra Macednica (200-196 a.C.): Filipo V y Antoco (selecida) se alan para aprovecharse de la debilidad de los Lgidas y repartirse sus posesiones fuera de Egipto. Roma no duda en intervenir en Grecia ante la solicitud de ayuda de Prgamo y Rodas. La intervencin fue rpida y aplastante; Macedonia fue obligada a reducir su territorio y pagar fuertes indemnizaciones. Los griegos quedan libres de pago y con plena autonoma poltica, por lo que Roma aparece como una gran aliada de los helenos. Al tiempo, Roma se enfrentar con la Siria Selecida, cuando Antoco se muestre expansionista y atente contra los intereses de Prgamo. Dos victorias romanas 11. (Termpilas y Magnesia) sern sufientes para que Antoco acepte las condiciones de paz. 3 Guerra Macednica (171-167 a.C.): Filipo V se dedic a mejorar la poltica interior. Su hijo Perseo inicia una poltica de acercamiento con las ciudades griegas, enfrentndose a la influencia romana, y estrechando vnculos con la monarqua selecida. Prgamo alerta a Roma; en la batalla de Pidna Perseo es derrotado (-168). Roma impone condiciones, sin pactar, dividiendo a Macedonia en cuatro partes, y quedndose con su tesoro real. Finalmente se producir la anexin de Macedonia y Grecia. Andrisco se presenta como hijo de Perseo y trata de reunificar Macedonia. Una nueva victoria romana en Pidna (- 148) convierte a Macedonia en una provincia romana. Por su parte las polis se niegan a la propuesta romana de disolver la liga aquea, y Roma decide una intervencin militar. Corinto es destruido, la liga disuelta y la Hlade queda bajo la autoridad directa del gobernador de Macedonia. La progresin de la conquista de Hispania. En Iberia se impuso la romanizacin por las siguientes herramientas: grandes exhibiciones de fuerza que causan el terror, toma de prisioneros, saqueo sistemtico La conquista de Hispania tuvo diversas fases: 1- Conquista de la Hispania costera (190-145 a.C.) Amplia progresivamente sus conquista en diversas campaas; a pesar de la resistencia de los indgenas, Roma no negociar, queriendo mostrar su poder absoluto. Hacia el 180 la situacin se suaviza un poco con la presencia de Tiberio Sempronio Graco como gobernador; se proporciona lotes de tierra y se crean nuevas poblaciones 2-Guerras Celtibricas (155-153 a.C.) En el 153 a.C. se inicia el sometimiento celtbero, con el sitio de Numancia, que resistir heroicamente hasta el -133. Rpidamente la poblacin vaccea y celtbera queda conquistada. 3-Guerras Lusitanas (155-136 a.C.) Comienzan antes que las celtberas, cuando las tensiones obligan a bandas de jvenes empobrecidos a saquear territorios aledaos. Galba reprime militarmente las revueltas (famosa emboscada). Viriato dirigir la resistencia hasta su asesinato en -136. Poco despus Junio Bruto procede al reparto de tierras poniendo fin al conflicto. La presencia romana en frica: la Tercera Guerra Pnica (149-146 a.C.) Tras la II Guerra Pnica, Cartago haba cumplido con las condiciones impuestas por Roma. Pero gracias a su tradicin comercial, pronto volvi a resurgir. Los romanos temen ese resurgir, y el Senado manda un ultimtum, proponiendo la deportacin de sus habitantes a una regin interior. Ante la inflexibilidad romana, Cartago se prepara para el asedio, que dura tres aos. En -146 la ciudad cae y es totalmente destruida, y los supervivientes vendidos como esclavos. Cartago es convertida en provincia romana de frica. - 12. Durante los aos 125-120 a.C. y tras diversas campaas, Roma control todo el territorio situado entre los Pirineos, Tolosa y los Alpes. Los caballeros esperaban grandes beneficios de estas conquistas. Los nuevos dominios de la Galia se convirtieron en la provincia Narbonense. Se construy la Va Domicia para unir Italia con Hispania y se fundaron Aqua Sextiae y Narbo Martius. En pocos aos la Narbonense sufri un profundo proceso de romanizacin. - Hacia el ao 63 a.C., la campaa de Roma contra los piratas cilicios se convirti en una guerra conquista de Creta, que se convirti en provincia romana. 4-Cambios econmicos, polticos y sociales. La gran expansin produjo efectos sobre las poblaciones vencidas y sobre Italia. 4.1-Cambios econmicos: De los xitos militares del ejrcito saldran beneficiados los mandos militares, los soldados y el Estado. Las indemnizaciones de guerra y los impuestos de las provincias se destinaban a las arcas pblicas. En esta poca existan grandes propiedades. El aporte de grandes contingentes de esclavos como mano de obra barata contribuy a extremar ms los desequilibrios sociales ya que los pequeos campesinos no podan competir en los mercados. Ante esto, muchas familias emigran a la ciudad, y envan a sus hijos mayores al ejrcito, lo que contribuy a aumentar la plebe urbana. Con la decisin de cerrar las minas de Macedonia, la actividad minera se centra en la pennsula Ibrica. Las minas ms rentable, de propiedad estatal, fueron pronto alquiladas a sociedades de publicanos. Alrededor de las explotaciones mineras se desarroll un importante sector terciario. La expansin romana no afect directamente al artesanado pequeo y domstico. La conquista sirvi para la consolidacin del desarrollo artesanal y comercial de Italia. Se exportaban productos manufacturados y se importaban materias primas de las provincias. El contacto con el comercio del Egeo familiariz a los itlicos con las formas ms flexibles del derecho comercial ateniense y de su sistema bancario. 4.2-Cambios sociales. No haba una separacin tajante entre senatoriales y caballeros. Estaba prohibido que los senadores se dedicaran personalmente a las actividades artesanales, comerciales o bancarias, pero lo hacan a travs de sus esclavos, libertos o aportando capitales en las sociedades de publicanos. Slo una parte de la gran masa de campesinos emigrados a las ciudades encontr una salida econmica. Muchos vivan de la beneficencia. 4.3-Instituciones pblicas a partir de la expansin militar. Toda la poblacin estaba obligada al pago de impuestos indirectos (peajes, manumisiones) y al pago por el uso en arrendamiento de bienes pblicos (pastos, minas). Pero los ciudadanos romanos slo pagaban impuestos directos en situaciones especiales. 13. Durante la II Guerra Pnica y a raz de las difciles condiciones de Italia se crearon ciertas prcticas polticas en las que el Senado no segua rigurosamente las tradiciones de la consulta y aprobacin por parte de las asambleas populares. La constitucin no se haba modificado, pero se modificaba el calendario de reuniones con excusas, se manipulaban los votosSe dictaron varias leyes anticorrupcin que no fueron eficaces. Otra consecuencia de la expansin territorial fue el incremento del nmero de pretores, con ms competencias que los antiguos ya que adems estaban dotados de imperium y con capacidad de mando sobre una legin (mximos responsables para su provincia). Posteriormente, en el ao 105 a.c., tras la guerra de Yugurta, Roma se anexiona el territorio de Numidia (Norte de frica). LA DICTADURA DE SILA: SUS REFORMAS. Tras la guerra social, el conflicto entre optimates y populares vuelve a aflorar. La novedad es que durante la guerra los jefes militares fueron a la vez grandes lderes polticos. A partir del 88 a.C. los enfrentamientos entre Mario y Sila reflejaban la oposicin entre populares y optimates. )i La expansin de Mitrdates Durante las guerras sociales, Roma se haba visto obligada a disminuir el control poltico sobre las fronteras de su imperio, ocasin que Mitrdates, rey del Ponto, aprovech para desarrollar una poltica de expansin en Oriente que en el 88 a.C. condujo a una situacin de abierta hostilidad contra Roma. Mitrdates quera crear una monarqua de tipo helenstico que integrase diversos territorios en su reino. La campaa contra Mitrdates tena como objetivo acabar con la expansin de ste. Tras la campaa de 88 a.C. de ste, Sila inici una contraofensiva con la que liber a Grecia de las tropas de Mitrdates. En el 85 a.C. Mitrdates tuvo que aceptar las condiciones de Roma y entregar as su ejrcito, adems de pagar una indemnizacin. Tras el xito, Sila volvi a Roma. )ii Conflictos entre Sila y Sulpicio Rufo Sila, designado cnsul en el mismo ao, fue el encargado de dirigir las operaciones militares. Pero el tribuno de la plebe Suplicio Rufo, haciendo de portavoz del sentimiento popular, propuso que se confiara la empresa a Mario. Esta decisin se justificaba por el hecho de que de nuevo se haba renovado la alianza entre el sector popular y gran parte del orden ecuestre. Sulpicio Rufo, como tribuno de la plebe, haba propuesto que los nuevos ciudadanos romanos participaran sin condiciones en los Comitia tributa y fueran incluidos en las 35 tribus existentes, con lo que era prcticamente seguro que se votara la designacin de Mario. Para reforzar la alianza con los caballeros, Sulpicio present un proyecto de ley que prevea duras sanciones contra los senadores endeudados, lo que redundaba en favor de los caballeros, que eran los prestamistas. La presentacin de estos proyectos desencaden grandes disturbios en Roma. La asamblea fue convocada y, al intentar los cnsules impedir su celebracin, estall un 14. violento enfrentamiento que oblig a Sila a huir a Nola, donde estaban acampadas las tropas que deba conducir contra Mitrdates. )iii Sila toma el mando del ejrcito En este momento se produjo un hecho revolucionario que imprimira una profunda huella en la historia posterior de Roma, y que no tena precedentes de ningn tipo. Fue muy fcil para Sila hacer creer al ejrcito asentado en Nola que si Mario diriga las operaciones en el Ponto, ste contara para la expedicin con otras tropas, y ellos perderan toda esperanza de participar en el botn de la nueva guerra. Este nuevo ejrcito, proletarizado y falto de ideales patriticos, se prest compacto, salvo los oficiales, a apoyar la decisin de Sila. En el 88 a.C., Sila avanz al frente del ejrcito desde Campania contra Roma, decidido a restablecer la estabilidad de la Repblica y terminar con la demagogia popular. )iv La huida de Mario Sila control inmediatamente la situacin y, respaldado por la nobilitas, obtuvo del Senado una serie de decretos que consolidan su posicin. Sulpicio Rufo, Mario y un grupo de destacados seguidores fueron declarados enemigos pblicos, y los proyectos legales impulsados por Sulpicio fueron abolidos. Sulpicio fue asesinado y Mario consigui huir a frica. )v Medidas tomadas por Sila para salvaguardar el poder en su ausencia Las competencias de los Concilia plebis tributa fueron sumamente reducidas, ya que se trasladaron prcticamente todas las competencias legislativas a los comicios centuriados. Limit el derecho que los tribunos de la plebe tenan para intervenir en contra de las decisiones pblicas y les obligaba a someter sus proyectos de ley a la apreciacin del Senado. Con estas medidas, Sila consideraba salvaguardado el orden institucional, al menos mientras permaneciera en Oriente librando la guerra contra Mitrdates. Lo que no consigui Sila fue dejar en Roma a dos cnsules adictos para el 87 a.C. Uno de ellos, C. Octavio, era un hombre de Sila, mientras que el otro, L. Cornelio Cinna, era manifiestamente contrario. Para evitar que pudieran repetirse nuevos golpes de mano, dej el control militar de Italia a Pompeyo Rufo, acantonando las tropas de Italia lejos de la Urbs. )vi La rebelin de Cinna. Primeras medidas Antes de partir hacia Oriente, Sila hizo jurar a Cinna el respeto al ordenamiento que haba establecido, pero tales juramentos se desvanecieron rpidamente. Pompeyo Rufo muri en un motn que estall entre las tropas asentadas en el Piceno. Cinna adopt como primera medida el proyecto de Sulpicio Rufo que reparta a los ciudadanos itlicos en el conjunto de las 35 tribus. Las asambleas de la plebe eran el instrumento que haba servido a los intereses de los populares en su poltica frecuentemente demaggica, y era imprescindible para Cinna 15. restituir su capacidad de accin. Al mismo tiempo, decidi amnistiar a los exiliados por Sila. )vii La huida de Cinna, su unin con Mario y la victoria De nuevo estall el enfrentamiento entre los dos cnsules y el Senado, que apoyaba a Cneo Octavio. Cinna huy a Nola y organiz en torno a l un contingente militar nutrido fundamentalmente por itlicos. Mario volvi a Italia y reclut tropas en Etruria. Ambos ejrcitos rodearon Roma, mientras el Senado se preparaba a defender la ciudad con los efectivos que Estrabn haba conducido desde el Piceno. Una primera batalla dio la victoria a Mario. Cinna y Mario entraron en Roma triunfalmente y se dividieron el consulado. La intencin de Mario era partir lo antes posible a Oriente para quitar a Sila el mando del ejrcito, pero poco despus cay enfermo y muri. )viii Las medidas polticas de Cinna Durante tres aos (86-84 a.C.), Cinna llev las riendas del poder como cnsul. Su poltica constituy un intento fallido de reconciliacin de todos los rdenes y de las ms opuestas facciones. Tom medidas populares, como la condonacin de las deudas, y que afectaban tambin a muchos senadores. Pero las victorias de Sila en Oriente llegaban a Roma como amenazas para Cinna. Se prevea el inminente final de las operaciones y la imagen de un Sila triunfante entrando en Roma haca muy difcil la resistencia de Cinna a soltar el poder. )ix Preparacin de la defensa ante el regreso de Sila En el 85 a.C. Cinna y su colega en el consulado, Papirio Carbn, se aprestaron a preparar la defensa de Italia y rechazar a Sila, que se dispona a regresar. En un motn del ejrcito muri el propio Cinna. Papirio Carbn y el hijo de Mario siguieron reclutando tropas entre los veteranos de Mario y entre lucanios y samnitas, que haban sido duramente castigados por Sila durante la guerra social. )x El regreso de Sila a Roma Sila desembarc en Brndisi en el 83 a.C. y su avance hacia Roma, aunque lento, era inexorable. La batalla decisiva tuvo lugar ante los muros de Roma, en Porta Colina, en noviembre del 82 a.C. Cuando Sila entr en Roma se propuso la reforma del Estado en el plano poltico-constitucional, restablecer y consolidar el orden republicano y fortalecer las instituciones, evitando que el Estado dependiera de las decisiones de la asamblea de la plebe. La represin de Sila fue muy dura, y el sistema de proscripciones pronto se prest a la legitimacin de la venganza personal. .1.2 Reformas silanas La Ley Valeria permita a Sila tener autoridad absoluta, poda proponer nuevas leyes, disponer de los bienes estatales, dirigir la poltica internacional y asumir el mando supremo de las tropas; ste fue el modelo de lo que ms tarde sera el rgimen imperial. 16. )i Ampliacin del Senado Para llevar a efecto su programa de reformas, Sila se sirvi de la vieja institucin que se haba creado para situaciones de extrema gravedad: la dictadura con funciones constituyentes. Pese a haberse opuesto militarmente a los populares, no parece que actuara exclusivamente como defensor de los optimates. El Senado estaba en el vrtice de su programa, y no obstante, fue ampliado en ms del doble (hasta 600 senadores). Los nuevos senadores se reclutaron entre los caballeros, nuevos ciudadanos y elementos fieles a Sila. )ii Restricciones a los caballeros Despoj a los caballeros del control exclusivo del aparato judicial en las quaestiones perpetuae, pero mantuvo sus prebendas (los arrendamientos pblicos) en el aparato econmico del Estado. La restriccin del poder de los tribunos no signific sin embargo una merma muy considerable en las competencias comiciales, y Sila reconoci la disposicin de los populares que permita que los nuevos ciudadanos fuesen incluidos en el conjunto de las tribus. La Asamblea popular quedaba limitada a la competencia legislativa de aprobar leyes, ya discutidas y aprobadas por el Senado. )iii Reforma de las magistraturas Suprimi prcticamente la prrroga de las magistraturas y reorganiz la carrera de honores. Para atender al incremento de las atribuciones administrativas y judiciales reservadas al Senado, se aument el nmero de cuestores desde 8 a 20, y el de pretores a 8. Una medida que vena a debilitar el atractivo y los riesgos que hasta entonces haba supuesto la magistratura de tribuno de la plebe fue la prohibicin a los ex-tribunos de concurrir a cualquier otra magistratura. Restableci la normativa antigua, que exiga un intervalo de diez aos entre el desempeo de una y otra magistratura. Tom medidas para impedir la consolidacin de fuertes mandos en las provincias que pudieran utilizarse contra la autoridad senatorial. Prohibi a los gobernadores provinciales que reclutasen levas por decisin propia y que las enviasen fuera de sus lmites territoriales. Los magistrados con imperium (cnsules y pretores) tenan que haber ejercido ntegro su cometido en Roma. Exigi que los gobernadores provinciales hubiesen sido antes pretores o cnsules. Tambin se reform a los magistrados religiosos: suprimi la Ley Domicia (por la que stos era elegidos por en asamblea) logrando que los sacerdotes provinieran de las grandes familias senatoriales. No era un hombre religioso, pero se sirvi de la religin como propaganda estatal. )iv Poltica de colonizaciones para proveer de tierra a los veteranos del ejrcito Llev a cabo una vasta colonizacin, necesaria para proveer de tierras a los veteranos de su ejrcito. Sila opt por proporcionarles lotes de tierra en Italia y no en las provincias, pero la escasez de ager publicus le llev a utilizar las tierras confiscadas a los castigados en las proscriptiones y aquellas reas itlicas hostiles que se le haban opuesto en la pasada guerra civil. 17. Estas medidas colonizadoras no dieron en general la prosperidad a sus veteranos. La tierra entregada era mantenida en una permanente situacin de inseguridad, puesto que cada propuesta agraria poda dar el traste con la ocupacin de la misma. En esta incertidumbre, la tierra termin en manos de las fuerzas que haban estado echando al pequeo granjero de sus tierras durante un siglo. )v Su retirada de la poltica. Caractersticas de su mandato Sila abdic pronto de su cargo de dictador. En el 80 a.C. acept el consulado compartido y en el 79 a.C. cedi todas sus atribuciones ante la asamblea popular. Decidi retirarse a Puteoli y abandonar definitivamente la poltica. La sistematizacin silana supuso una ampliacin de la clase dirigente y una mayor adecuacin de los mecanismos estatales a la nueva situacin de Roma como cabeza de un imperio mediterrneo. No obstante, los mtodos utilizados dejaron cicatrices morales que tardaron en desaparecer. El sistema de las proscriptiones haba dado lugar a toda clase de chantajes y compras de lealtades (unos 5.000 ciudadanos fueron vctimas de las proscripciones). .1.3 Sertorio )i Los enfrentamientos entre populares y partidarios de Sila Tras el retiro de Sila, se reanudaron los enfrentamientos entre populares y partidarios de Sila. Para el consulado de ese ao haba sido elegido M. Emilio Lpido, que adopt una posicin de tensin con el otro cnsul, Q. Lutacio. Una revuelta de la poblacin de Faesulae contra los veteranos de Sila dio a Lpido la ocasin para formar una fuerza militar con la que desafiar abiertamente al Senado, que envi contra l al joven Pompeyo, el cual reuni a los veteranos de Sila y consigui derrotar a Lpido. Sus partidarios de dirigieron hacia Hispania, donde Q. Sertorio se haba convertido en un foco de atraccin que aglutinaba a todas las fuerzas residuales anti-silanas. )ii La figura de Sertorio en Hispania Q. Sertorio era de origen umbro, con gran capacidad poltica y una personalidad carismtica y singular. Perteneca al partido popular, y en el 83 a.C. haba sido nombrado gobernador de la Hispania Citerior por Cinna, mientras que Sila lo destituy, nombrando a otro gobernador que no lleg nunca a ocupar su cargo. Tras la ofensiva de Sila contra l en el 81 a.C., tuvo que retirarse de Hispania, pero retorn y durante siete aos Sertorio organiz all un contragobierno, aglutinando tanto a romanos e itlicos asentados e Hispania, como a los hispanos, adems de a muchos populares contrarios al gobierno de Sila. Derrot durante varios aos a los ejrcitos romanos, mientras converta a Hispania en un Estado autonmo, independiente de Roma en cierto modo, pues su objetivo era que Roma reconociese sus derechos tanto a l como a todo los proscritos que le siguieron. Lleg a entablar negociaciones con Mitrdates cuando ste decidi retomar las armas. Traidor para unos y hroe para otros, la importancia del perodo sertoriano en Hispania fue enorme, ya que aceler el proceso de romanizacin de la Pennsula, tanto por la 18. afluencia de itlicos y romanos como por otras medidas. La influencia sertoriana fue un factor que condicion la posterior implicacin de Hispania en la guerra civil entre Csar y Pompeyo. Sertorio fue asesinado en Huesca en el 72 a.C., traicionado poco despus de que Roma sancionara una ley que conceda la amnista a los seguidores de Lpido refugiados en Hispania. CARACTERSTICAS DEL PRIMER TRIUNVIRATO: LA DICTADURA DE CSAR En la primera fase de la crisis de la Repblica, el Senado intent defender sus privilegios del avance del poder poltico de la Asamblea Popular. Luego Sila priv a la Asamblea del poder legislativo. Tras la extensin masiva de la ciudadana romana, ya no era adecuado defender el valor de una asamblea a la que slo acudan los ciudadanos de la ciudad. Se cre adems una comunin de intereses entre senadores y caballeros que alejaba las diferencias polticas. As que las amenazas a la autoridad slo podan provenir de la creciente autoridad de los generales victoriosos. La dcada de los 60-50 a.C. estuvo marcada por los intentos del senado de someter a su autoridad a los grandes jefes militares, o de disponer de un solo general aliado. Los precedentes del Primer Triunvirato. Craso era uno de los hombres ms ricos de Roma (minas, esclavos, compaas de prestamistas). En la guerra contra Espartaco haba demostrado sus dotes militares. Contribuy a la reconstruccin del partido de los populares, y su alianza con Julio Csar fue patente. Cayo Julio Csar, de familia noble, sin embargo era partidario de los populares, parece que protegido por Mario. Escap de las proscripciones silanas y durante el perodo silano luch en Asia Menor. Volvi a Roma tras la muerte de Sila, y estudi oratoria (slo superado por Cicern). Poco despus combate contra Mitrdates, y a su vuelta a Roma comienza su trayectoria poltica. Estrecha vnculos con Craso por las cuantiosas deudas. En el -65 ocupa el cargo de edil curul y acaba de arruinarse. En el -61 fue enviado al gobierno de Hispania, lo que le permite sanear su economa y establecer relaciones clientelares que posteriormente reforzarn su posicin poltica. Fue el poltico ms consistente de la Repblica; su dimensin poltica era muy superior a la del simple lder de los populares, y contemplaba un programa de reformas y reorganizacin del Estado (continuado luego por Augusto). En el -60 vuelve de Hispania y toma la decisin de presentarse al consulado del -59 concertando el acuerdo privado con Pompeyo y Craso, y logrando con sus artes diplomticas la reconciliacin de ambos. El Primer Triunvirato No fue una institucin consagrada, sino un acuerdo privado entre los tres. Csar fue elegido cnsul, y recibi un mando excepcional de cinco aos para gobernar la provincia Cisalpina y el Ilrico. Ms tarde, el Senado le concedi el mando sobre una 19. cuarta legin y el gobierno de la Narbonense. Pompeyo segua controlando las provincias de Hispania. El consulado de Csar fue de una intensa actividad legislativa: leyes contra la corrupcin; ley que condonaba a los publicanos la tercera parte de sus deudas con el Estado; ley que confimaba las acciones de Pompeyo en Oriente (ste se cas con la hermana de Csar, sellando la unin). Destaca tambin la ley agraria que supona el reparto de todo el ager publicus residual de Italia, respetando a los posesores actuales, y ordenaba la adquisicin de otras tierras privadas para ser repartidas entre veteranos de Pompeyo y desheredados. Adems, cre un Diario de sesiones del Senado, y las Actas Urbis, que daban a conocer los acontecimientos importantes y las decisiones significativas. Pompeyo y Csar se ponen de acuerdo para la eleccin de dos cnsules para el -58. Clodio queda como tribuno de la plebe. ste trat de dar mayor consistencia a las bases populares para poder enfrentarlas al Senado. Las bandas armadas simpatizantes de Clodio tenan atemorizado al Senado. El Senado trata de recuperar su poder, primero recurriendo a Csar y Craso contra Pompeyo; luego, asustado por la libertad de Clodio y el auge de Csar, encarg a Pompeyo un mandato extraordinario de cinco aos para atender el abastecimiento de Roma (llevaba aadido la concesin de un ejrcito, el mando sobre la flota, etc). Supona un acuerdo de espaldas a los otros dos triunviros. Pero en el -57 el prestigio y poder militar de Csar era indiscutible, con un mandato sobre el Ilrico, la Cisalpina y la Narbonense. Reunidos los triunviros en la Conferencia de Lucca, actualizaron su pacto: acordaron que Craso y Pompeyo se presentaran al Consulado al ao siguiente y haran prorrogar otro quinquenio el mandato de Csar en las provincias. Craso se aseguraba el gobierno de Siria y Pompeyo el de Hispania; Csar continuara su conquista de las Galias. Pero al ao siguiente muere Craso; Pompeyo gobierna Hispania a travs de legados, mantenindose cerca de Roma para aprovechar los acontecimientos polticos. La muerte de Julia rompe el vnculo entre ambos. La oligarqua senatorial dirigida por Catn se reorganiza y presiona a Pompeyo para que rompa con Csar (consideraban a Pompeyo ms manejable y menos peligroso que a Csar). Clodio es asesinado y hay tumultos populares. La crisis poltica entre Csar y Pompeyo (52-49 a.C.) Roto el triunvirato, el Senado busca la proteccin de Pompeyo. Este es aclamado cnsul sine collega (dictador), sin perder el gobierno de las provincias de Hispania. Aunque no todos los senadores apoyan a Pompeyo; algunos prefieren a Csar. Tras la pacificacin de las Galias, Csar solicit el beneficium para poder optar al consulado en ausencia para el 49 a.C., peticin que es denegada (desafo, ya que otras veces haba sido aceptada). Su segunda peticin tambin es rechazada, y el cnsul del -50 le ordena que deponga el poder y regrese a Italia. Si se niega, se le declarar enemigo pblico. Sus ms estrechos colaboradores huyen de Roma. Las opciones para Csar son dos: optar por la guerra civil, o por su muerte poltica (y quiz fsica). 20. Csar hizo lo imposible por evitar la guerra civil, intentando negociar con Pompeyo. Todas sus propuestas fueron rechazadas. Pero el Senado haba calculado mal. Csar haba sido fiel a su imagen de popular, pero no slo contaba con el apoyo del pueblo, sino de una gran parte del Senado. Pronto comprobaron que las oligarquas de las ciudades italianas no se levantaban contra Csar. Pompeyo comprob que las legiones no acudan a su llamada. Esta situacin, junto con la velocidad y organizacin de Csar, hizo que la guerra se librase en otros escenarios: Espaa, frica y Grecia, bsicamente. La Guerra Civil y la Dictadura de Csar (49-44 a.C.) Cuando Csar atraves el Rubicn (entre la Cisalpina e Italia) comenz la guerra civil. Con una sola legin y sin resistencia, se apoder de la costa oriental y de Umbra, aumentando sus tropas y atrayendo a la opinin pblica con su poltica de clemencia. En dos meses se aduea de Italia. Pompeyo huye hacia el Este, y contando con el apoyo de muchos gobernadores, pretende aislar Italia. La rapidez de Csar evita que se lleve a cabo ese bloqueo: ocupa Cerdea y Sicilia, y luego frica e Hispania. Despus se dirige hacia Oriente. Dueo de Roma trata de reconciliarse con Pompeyo, que lo ignora. Extiende la ciudadana a toda la Galia Cisalpina. Abole la ley silana que impeda acceder a cargos a los hijos y nietos de proscritos. De vuelta a Roma tras el enfrentamiento en Hispania es nombrado Dictador, lo que aprovech para preparar el enfrentamiento decisivo con Pompeyo. El combate decisivo contra Pompeyo se produce en Farsalia (Tesalia) en el -48. Tras su derrota, Pompeyo huye a Egipto, donde es asesinado por Ptolomeo XIII para asegurarse el favor de Csar. Sin embargo, Csar sube al trono a Cleopatra. Esto provoca una gran revuelta que es sofocada por Csar gracias a tropas rabes y judas. Csar regresa a Italia. En occidente, la guerra an tardar tres aos para terminar (batalla final en Munda, en el -45). La obra poltica y administrativa de Csar: su dictadura. La reforma de la Repblica pretenda ser una poltica estatal que superase la idea de partidos. Csar apareca como un poltico consciente y atpico, realista y eficaz, pero en ningn modo revolucionario. Algunos populares se vieron decepcionados (algunos de stos participaran posteriormente en la conjura que acabara con l). Csar opt por una poltica de clemencia respecto los partidarios de Pompeyo (entre ellos Cicern). Una de las contradicciones que Csar calcul, pero que no pudo evitar, fue su designacin como dictador. Primero por un ao, despus por un perodo de diez y en el 44 a.C. fue designado como dictador vitalicio. El cargo era un arma que sus enemigos poda utilizar contra l, pero su programa de reformas implicaba la necesidad de controlar la maquinaria poltica: promover leyes, designar gobernadores y ostentar el poder ejecutivo. sta es la razn por la que se tram su muerte y no la idea, bastante extendida, de que intentase convertir a Roma en una monarqua. Medidas populares de su poltica: -Concesin de la ciudadana romana a toda la Galia Cisalpina, as como a otras ciudades galas e hispanas. Roma comienza a perfilarse no como la base del imperio, sino como su capital. -Emprendi un proyecto amplio de creacin de colonias fuera de Italia. 21. -Su ley agraria contemplaba que todo proletario con tres hijos recibiera un lote de ager publicus. Esta medida restaur la agricultura, alivi la presin de las masas urbanas, aument el potencial humano en Italia y ampli considerablemente la base del reclutamiento de cuerpos legionarios. Supuso un ahorro en la distribucin del grano pblico, al reducirse el nmero de beneficiarios. Medidas institucionales: -Aument el nmero de senadores de 600 a 900, incorporando muchos provinciales y caballeros acaudalados, lo que incidi en la composicin el equipo gobernante. -Se increment el nmero de magistrados para el gobierno de provincias. -Tom medidas que limitaran el gran capital de las sociedades de publicanos y de los comerciantes, controlando los crditos y la circulacin monetaria. Otras reformas: -Reforma del calendario (el nuestro actual) -Leyes destinadas a estimular el matrimonio, la natalidad, la regulacin de las deudas, el pago de alquileres El 15 de marzo de -44 a.C. Csar fue asesinado en la Curia por un grupo de conspiradores, entre los que se encontraban antiguos pompeyanos, oligarcas y defensores de la dignidad de su orden, cesarianos decepcionados y enemigos personales.