la revolucion-bolivariana

Download La revolucion-bolivariana

Post on 13-Jun-2015

715 views

Category:

Documents

16 download

Embed Size (px)

TRANSCRIPT

  • 1. LA REVOLUCINBOLIVARIANAUn anlisis marxistaAlan WoodsFundacin Federico EngelsColeccin Crtica MarxistaPrimera edicin: septiembre 2005 2005, Fundacin Federico EngelsISBN: 84-96276-09-0Depsito Legal: M-36838-2005Impreso en Espaa - Printed in SpainPublicado y distribuido por la Fundacin Federico EngelsC/ Hermanos del Moral 33, bajo28019 MadridTelfono: 914 283 870 Fax: 914 283 871E-mail: fundacion_federico@engels.org Web: www.engels.org

2. ndiceNota de los editores . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 7nete a la campaa Manos Fuera de Venezuela! . . . .9I. Revolucin y contrarrevolucin en Venezuela . . . . . . .1314 de abril de 2002 II. Venezuela: la revolucin en el punto de no retorno . . 274 de septiembre de 2002III. La revolucin venezolana en peligro . . . . . . . . . . . . . . .376 de diciembre de 2002IV. Venezuela: entre la revolucin y la contrarrevolucin 5310 de diciembre de 2002 V. Los marxistas y la revolucin venezolana . . . . . . . . . . .614 de abril de 2004VI. Nuevas intrigas del imperialismo estadounidense.Los objetivos son Venezuela y Cuba . . . . . . . . . . . . . . .9121 de abril de 2004 VII. Encuentros con Hugo Chvez . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .9729 de abril de 2004VIII. Tesis sobre la revolucin y la contrarrevolucinen Venezuela . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 12120 de mayo de 2004IX. La zorra y las uvas.La estupidez sectaria y la revolucin venezolana . . . . 14923 de julio de 2004 X. A medida que se aproxima el 15 de agosto. Por qu losmarxistas luchamos por el NO el prximo domingo . .17311 de agosto de 2004 3. XI. La nacionalizacin de Venepal. Cul es su significado? . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .17921 de enero de 2005XII. Chvez en Porto Alegre. El capitalismo debe ser superado . . . . . . . . . . . . . . . . .1931 de febrero de 2005XIII. La revolucin agraria en Venezuela.Realismo revolucionario frente a utopa reformista . . 20316 de febrero de 2005Glosario . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 219Cronologa . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 223ndice onomstico . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .226 4. Nota de los editoresLa revolucin bolivariana se ha convertido en un acontecimiento que cadada atrae de manera ms apasionada la atencin de los trabajadores y opri-midos de todo el mundo. No poda ser de otra manera. Desde hace seis aosel proceso revolucionario abierto en Venezuela, liderado por el presidenteChvez, ha concitado el odio de todos los explotadores, desde los imperia-listas norteamericanos y sus cipayos de la oligarqua venezolana, hasta sushomnimos europeos, pasando por los dirigentes de la socialdemocracia y latotalidad de los medios de comunicacin de la burguesa, incluyendo losprogresistas que, como el diario El Pas, no tuvieron escrpulos en con-vertirse en altavoz de los golpistas que intentaron aplastar la revolucin enabril de 2002.Desde el primer momento, la Fundacin Federico Engels y los marxistasde El Militante apoyamos el proceso revolucionario de las masas pobres deVenezuela. Una revolucin que est demostrando todo su potencial creadory que ha conseguido apoderarse de la imaginacin y la voluntad de los opri-midos en todos los rincones del pas. La revolucin bolivariana tambin for-ma parte de otro proceso ms amplio: el que se da en todo el continente la-tinoamericano, desde Argentina a Brasil, desde Ecuador a Per, y que tieneen Bolivia su mejor exponente. Todos estos hechos conducen a una conclu-sin evidente: la revolucin socialista en Latinoamrica est de nuevo en elprimer punto del orden del da.El cariz que estn tomando los acontecimientos en Venezuela prueba quela anterior afirmacin no es ninguna ilusin ptica. Las declaraciones delpresidente Chvez a favor del socialismo, de la democracia revolucionaria,del papel dirigente de la clase obrera en la revolucin bolivariana, la nacio-nalizacin de empresas, la ocupacin de latifundios, el debate en torno alcontrol obrero de la produccin, marcan la temperatura revolucionaria que 5. 8LA REVOLUCIN BOLIVARIANA. UN ANLISIS MARXISTAha alcanzado el pas. Paralelamente, la oligarqua y el imperialismo, golpe-ados por las sucesivas derrotas electorales, no cesan en sus planes contrarre-volucionarios, incluyendo medidas concretas para asesinar a Chvez. Lacausa de este furor contra la revolucin venezolana es evidente. Si sta triun-fa y slo puede hacerlo con el derrocamiento definitivo del capitalismo yla expropiacin de las grandes multinacionales extranjeras y del conjunto dela burguesa venezolana, abrira el camino para la extensin de la revolu-cin socialista a todo el continente latinoamericano. El odio de los imperia-listas, de la oligarqua y los latifundistas es proporcional al contenido socialque la revolucin va reafirmando con sus actos.La Fundacin Federico Engels presenta en esta ocasin una seleccin delos principales textos del terico marxista Alan Woods sobre la revolucinbolivariana. En ellos se puede encontrar un anlisis marxista de la dinmicade la revolucin, de sus perspectivas y tambin de los peligros que la ame-nazan. Estos trabajos han sido difundidos ampliamente en Venezuela y hanencontrado un eco entusiasta. El propio Alan Woods, dirigente de la Corrien-te Marxista Internacional, ha sido invitado a numerosos eventos de solidari-dad con la revolucin en la propia Venezuela y se ha entrevistado largamen-te con el presidente Chvez.Esperamos que este trabajo ilumine el conocimiento sobre la revolucinvenezolana para las nuevas generaciones de jvenes y trabajadores que lu-chan por el socialismo. Una revolucin que, si culmina exitosamente su ta-rea, sacudir el mundo y abrira el camino al socialismo a escala planetaria. 6. nete a la campaaMANOS FUERA DE VENEZUELA Manos Fuera de Venezuela! Muchas gracias a todos los luchadores del mundo que estn apoyando esta campa- pr l lbra o a i e tad no s lo de Venezuela sino de todo el mundo.Mi reconocimiento al inestimable trabajo de la Campaa Manos Fue-ra de Venezuela. Os animo a seguir adelante, seguro que este trabajofinalmente conseguir frutos importantes. Mi mensaje es de optimis-mo y esperanza, luchando todos unidos por la misma causa. Adan Chvez,dirigente bolivariano y embajador de Venezuela en CubaLos abajo firmantes, miembros del Comit Coordinador Nacional de laUnin Nacional de Trabajadores (UNT), queremos enviar nuestroagradecimiento a la campaa Manos Fuera de Venezuela por las dife-rentes campaas de solidaridad que han organizado en apoyo del pro-ceso de cambio que est atravesando nuestro pas... Hacemos un llama-miento a todos los seguidores de la campaa en distintos pases paraque continen con el trabajo a favor de los mismos objetivos como hanhecho hasta ahora. Orlando Chirinos, Stalin Prez Borges,Rubn Linares y Eduardo Pinate 7. 10 LA REVOLUCIN BOLIVARIANA. UN ANLISIS MARXISTA La poblacin de Venezuela necesita urgentemente ayuda. Enfer- ma durante dcadas de gobierno corrupto y la austeridad im- puesta por el FMI, millones de personas eligieron en 1998 a Hugo Chvez como presidente y comenz una transformacin social popular.Los objetivos de la revolucin de los pobres de Chvez eran la reforma agraria, control del petrleo del pas, educacin y cuidado sanitario para todos, y una verdadera democracia en mayos de la gente corriente.Gracias a los programas iniciados por el gobierno: Un milln de nios ms han entrado en el sistema educati-vo, se han construido 657 nuevas escuelas y hay 36.000 pro-fesores ms (el presupuesto educativo se ha ms que dobla-do en dos aos). Desde 1998 se han creado cuatro universi-dades y tres millones de personas estn participando en losprogramas de alfabetizacin y educativos. Se han distribuido 2,2 millones de hectreas a 116.000 fami-lias organizadas en cooperativas. Los programas sanitarios han llegado a 17 millones de vene-zolanos. Con ms de 13.000 mdicos cubanos en Venezuela,1.200.000 personas que antes tenan negado el cuidado sani-tario ahora son tratadas en centros mdicos. La nueva Constitucin Bolivariana garantiza la propiedadpblica del petrleo de Venezuela y la distribucin de la ri-queza a todos los venezolanos.Al mismo tiempo esta poltica se ha encontrado con la oposi- cin de la lite adinerada de Venezuela y la Administracin Bush. Las importantes reservas petroleras de Venezuela no han pasado desapercibidas para Washington. Por estos intereses in- tentan desestabilizar y derrocar al gobierno de Chvez.Denunciando al presidente como un dictador, apoyaron y organizaron el golpe de derechas de abril de 2002. Para ellos 8. NETE A LA CAMPAA MANOS FUERA DE VENEZUELA 11se trataba de una rplica del derrocamiento del gobierno Allen-de en Chile en 1973 con el golpe del general Pinochet apoyadopor la CIA.En el golpe de abril secuestraron a Chvez e impusieroncomo presidente a Carmona, con el apoyo de EEUU, que r-pidamente fue reconocido por EEUU y Gran Bretaa. Carmonarpidamente disolvi la Asamblea Nacional como un paso ha-cia la restauracin de la democracia. Sin embargo, el golpe fra-cas por el movimiento del pueblo venezolano.Despus de terminar esto, Chvez se enfrent al sabotaje eco-nmico de los empresarios venezolanos, con huida de capital,cierres de fbricas y recortes de la produccin. Entre diciembrede 2002 y febrero de 2003 el gobierno se enfrent a un cierre pa-tronal destinado a desestabilizar el pas y preparar el terrenopara otro golpe de Estado. El gobierno de derechas colombiano,apoyado por EEUU, tambin se aline contra Venezuela.Sin embargo, cuando esto fracas debido a la resistencia delos trabajadores, la oposicin apoyada por EEUU intent utilizarla campaa del referndum para derribar a Chvez, pero Ch-vez gan con un abrumador 60 por ciento de voto popular. Haganado las elecciones nada menos que en nueve ocasiones en losltimos seis aos.La campaa Manos Fuera de Venezuela se cre para llamarla atencin sobre Venezuela dentro del movimiento ob