La generacin del 27. La poesa pura y la poesa de raz popular

Download La generacin del 27. La poesa pura y la poesa de raz popular

Post on 25-Jun-2015

1.713 views

Category:

Documents

2 download

TRANSCRIPT

LA GENERACIN DEL 27 En torno a la segunda dcada del siglo XX surge un nuevo grupo de poetas jvenes que rechazan la poesa de moda, dominada por los malos imitadores de Rubn Daro y el ultrasmo. Los rasgos comunes a todos ellos son la formacin universitaria, el origen familiar ms bien acomodado, las actitudes progresistas en poltica y, en especial, el deseo de modernizar la poesa espaola. Nmina del 27 Entre los miembros indiscutibles del 27 se suele citar a Pedro Salinas, Jorge Guilln, Vicente Aleixandre, Luis Cernuda, Gerardo Diego, Federico Garca Lorca y Rafael Alberti. A esta lista suelen aadirse algunos nombres ms: Dmaso Alonso, Juan Jos Domenchina, Emilio Prados, Manuel Altolaguirre y Miguel Hernndez. Dmaso Alonso Su contribucin ms importante es la revalorizacin de la figura de Gngora y su descubrimiento a los jvenes autores del 27 del contenido mitolgico y esttico de su obra. Como autor, slo las obras de su primera etapa, influidas por Juan Ramn Jimnez y Antonio Machado, se inscriben en la esttica del 27. En su segunda etapa destaca Hijos de la ira (1944), perteneciente a la poesa desarraigada de los aos cuarenta y cincuenta Manuel Altolaguirre Naci en Mlaga en 1905. Se ali a la causa republicana y, al acabar la guerra, se exili a Cuba y a Mxico. En uno de sus viajes a Espaa muri en Burgos en 1959. Es posiblemente el poeta ms espiritual e intimista de la generacin del 27. En sus composiciones se observa la huella de San Juan de la Cruz, Garcilaso, Juan Ramn y Salinas. Etapas Los factores histricos y las influencias europeas permiten distinguir dos etapas en el desarrollo del grupo: 1922-1928: esta etapa est marcada por el dominio de la poesa pura y la admiracin por Juan Ramn Jimnez. Se caracteriza por: La supresin del sentimentalismo y el encomio de la inteligencia. La bsqueda absoluta de la belleza. El rigor en la construccin potica y la depuracin del lenguaje. La tendencia a la creacin de poemas breves. 1928-1936: la cohesin del grupo empieza a resquebrajarse. Algunos de sus miembros, como Guilln y Salinas, permanecen fieles a la poesa pura de Juan Ramn, mientras que Gerardo Diego, Vicente Aleixandre, Rafael Alberti, Luis Cernuda y Garca Lorca buscan nuevas formas de expresin a travs de las vanguardias. En esta segunda etapa domina la influencia del surrealismo, con matices. Del surrealismo aceptan la rebelda, la antirreligiosidad, la libertad imaginativa, el mundo de los sueos, pero rechazan la escritura automtica. La Guerra Civil (1936-1939) supone el final de la generacin del 27. La mayora de sus componentes han de exiliarse: Salinas, Guilln, Cernuda, Alberti, etctera; otros, como Gerardo Diego, Aleixandre y Dmaso Alonso, se quedan en Espaa, y otros son vctimas del rgimen franquista: Garca Lorca y Miguel Hernndez. Las revistas literarias desempearon un papel fundamental en la difusin de la produccin potica de la generacin del 27. Caractersticas

Modelos: Juan Ramn se erige como el nico poeta espaol contemporneo capaz de superar el modernismo y promover una autntica renovacin con su poesa pura. Ortega y Gasset aparece como el maestro que marca el cambio ideolgico respecto a la generacin anterior, con su modernidad y europeizacin. Lenguaje comn: los rasgos expresivos comunes a toda esta generacin son: Importancia del lenguaje y cultivo de la metfora. De ah la admiracin por Gngora, al que consideran uno de los autores ms originales en el manejo de la lengua. Preferencia por los factores estticos: la poesa ha de ser fiel a s misma y no ha de convertirse en vehculo transmisor de problemas sociales, morales o ideolgicos. LA GENERACIN DEL 27 . LA POESA PURA Y LAS VANGUARDIAS De toda la generacin del 27, fueron Pedro Salinas y Jorge Guilln los que se mantuvieron ms prximos a la poesa pura de Juan Ramn. Gerardo Diego, Vicente Aleixandre y Luis Cernuda son tres nombres claves del vanguardismo espaol. No fueron los nicos vanguardistas, pero s quiz los ms activos. Diego afianz las bases del creacionismo y el surrealismo. Aleixandre profundiz en el conocimiento humano a travs de las imgenes surrealistas. Cernuda explota con el surrealismo su condicin de poeta maldito y subversivo. Pedro Salinas Salinas siempre ha sido considerado el poeta del amor por excelencia. Su estilo es formalmente sencillo (versos cortos, sin rima ni apenas adjetivos), pero junto al lenguaje cotidiano destacan las metforas sorprendentes. La obra potica de Salinas suele dividirse en tres etapas: Etapa inicial (1923-1931) Est marcada por la influencia de la poesa pura de Juan Ramn Jimnez. Se aprecia tambin alguna influencia futurista, con poemas dedicados a la mquina de escribir o a la bombilla. Etapa de plenitud (1933-1939) Est formada por la triloga amorosa La voz a ti debida (1933), Razn de amor (1936) y Largo lamento (1939). En ella, Salinas se revela como poeta del amor, un amor real entre dos seres annimos t y yo, que dota de sentido a la existencia. Etapa del exilio (1940-1951) Tras la guerra, Salinas desarrolla una poesa existencial de mayor dramatismo, centrada en temas que van de la reflexin moral a la preocupacin por el destino de la humanidad. Jorge Guilln La obra de Guilln merece realmente el nombre de poesa pura, desnuda, esencial: el poeta hace abstraccin de todo lo anecdtico para llegar a la esencia, y para conseguirlo tiende a eliminar los verbos y a escribir los nombres sin artculo. A los treinta y cinco aos publica su primer libro, Cntico (1923), que ser ampliado en diversas ediciones. A ste sucedern Clamor y Homenaje, pero toda su obra aparece compilada en Aire nuestro (1968). Cntico En esta obra exalta el goce de existir, la armona del cosmos, la luminosidad, la plenitud del ser y la integracin del poeta en un universo perfecto donde muchas veces se confunden amada y paisaje. Clamor Guilln toma conciencia de la temporalidad y da entrada a elementos negativos de la historia. No obstante, no es un libro angustioso o pesimista. En l domina su deseo de vivir y de superar las fuerzas del mal.

Homenaje Como indica su ttulo, Guilln exalta a personas destacadas del mundo de las artes y las ciencias. Gerardo Diego Su obra potica sigue dos lneas, que son simultneas a lo largo de toda su produccin: Poesa tradicional: comprende los poemas de corte tradicional y clasicista, donde recurre con frecuencia al romance, a la dcima y al soneto, con temas muy variados: el paisaje, la religin, la msica, etctera. A esta lnea pertenecen, entre otras obras: Iniciales (1918), Soria (1923) y Alondra de verdad (1941). Poesa vanguardista: su inclinacin por el nuevo arte le lleva a iniciarse en el ultrasmo y en el creacionismo. Diego desarrolla la poesa como juego intrascendente, lleno de imgenes extraordinarias. Marcadamente creacionistas son sus obras: Limbo (1919- 1921), Imagen (1922), Manual de espumas (1924) y Fbula de Equis y Zeda (1932 Vicente Aleixandre Su obra est consagrada desde el principio a la indagacin trascendental del conocimiento. La trayectoria potica de Aleixandre suele dividirse en tres etapas: Poesa pura: se aprecia la influencia de Juan Ramn, Salinas y Guilln. El hermetismo, la depuracin lxica y estilstica, el metro corto, la asonancia y la naturaleza como marco potico caracterizan esta primera etapa. A ella pertenece su obra mbito (1924-1927). Poesa surrealista: la adhesin al surrealismo supone una mayor libertad en la expresin y en la seleccin de los materiales poticos, si bien Aleixandre solamente adopt del surrealismo algunas tcnicas. Todos sus poemas surrealistas estn recopilados en Poesa superrealista (1971). Poesa antropocntrica: en ella, el hombre se convierte en el centro de atencin del universo potico en lugar de la naturaleza y el cosmos. Este antropocentrismo se puede observar en sus obras Historia del corazn (1954) y En un vasto dominio (1962). Luis Cernuda Toda su poesa se halla reunida en un volumen titulado La realidad y el deseo, (1936-1964) donde el autor condensa el sentimiento de desencanto de la vida, la tristeza, el pesimismo y la eterna oposicin entre la realidad y el deseo, provocada, en parte, por su condicin de homosexual en una sociedad opresora. Los dos temas centrales son la soledad y el amor, que se desvela como la unin de placer y dolor. LA GENERACIN DEL 27. LA POESA POPULAR Federico Garca Lorca, Rafael Alberti, Miguel Hernndez. En ellos se anan la tradicin, el popularismo y la fuerza trgica, tanto en poesa como en teatro. Acaso fueron los autores ms marcados por el drama de la Guerra Civil. La muerte de Lorca y Hernndez a edades tempranas contrasta con la soledad y el largo exilio del escritor gaditano. Federico Garca Lorca Obra potica La obra potica de Lorca sigue una clara evolucin que va desde la sencillez de sus primeros poemas a la fuerza del Romancero y al atrevimiento vanguardista de Poeta en Nueva York. Son libros de juventud: Libro de poemas (1921), Canciones (1927) y Poema del cante jondo (escrito entre 1922-1926), en el que Lorca recrea la poesa popular del cancionero y da entrada al folclore andaluz.

Llanto por Ignacio Snchez Mejas (1935) es un largo lamento por la muerte de su amigo el torero Snchez Mejas. Romancero gitano (1928) mezcla lo popular y lo culto, lo espontneo y lo reflexivo. Consta de dieciocho romances que giran en torno al mundo gitano, con sus fatalismos, presentimientos, despechos y venganzas. Divn del Tamarit (1940) refleja la atraccin que siempre sinti por el mundo oriental. Los temas centrales son la muerte y la identificacin del poeta con la naturaleza. Poeta en Nueva York (1940) comprende los poemas surrealistas de denuncia social escritos durante su estancia en Nueva York. El teatro Lorca se inicia en el teatro con El maleficio de la mariposa (1920). No obstante, su primer xito lo obtiene con Mariana Pineda, una historia de amor, fidelidad y sacrificio. Mariana Pineda muere por la causa liberal y por no delatar a su marido. Bodas de sangre, estrenada en 1933, desarrolla la tragedia de una pasin irrefrenable donde se desatan el amor, el odio y la muerte. Yerma, estrenada en 1934, presenta el drama de una mujer rural estril. La casa de Bernarda Alba, escrita en 1936, desarrolla el tema de la autoridad y la libertad, en una casa donde Bernarda exige a sus hijas un luto de ocho aos tras la muerte de su marido Rafael Alberti Obra potica Poesa neopopularista: los primeros libros de Alberti intentan revalorizar la poesa popular espaola. Marinero en tierra (1924) desarrolla el conflicto interior del poeta, que se debate entre el mar y la tierra adentro. Poesa neogongorista y vanguardista: el afn gongorino que irrumpi en torno a 1927 influy directamente en Alberti, como se puede comprobar en el clasicismo, el hermetismo y la belleza formal de Cal y canto (1929). Poesa surrealista: Sobre los ngeles (1929) aparece en el contexto de la adhesin al surrealismo y una profunda crisis personal. En la bsqueda que el poeta emprende del paraso perdido, surge un pavoroso drama interior, la lucha con las fuerzas del inconsciente, simbolizadas por ngeles blicos, vengativos, crueles... Otros libros surrealistas son Sermones y moradas (1929-1930) y Yo era un tonto y lo que he visto me ha hecho dos tontos (1929), coleccin de poemas de carcter burln y humorstico dedicados a cmicos de cine. Poesa civil y poltica: a partir de 1931, los temas sociales y polticos se incorporan vigorosamente a sus poemas, que quedan recogidos en El poeta en la calle (1931- 1935) y Madrid, capital de la gloria (1936-1938). Poesa nostlgica: en el exilio, contina la poesa cvica y poltica iniciada en Espaa, al tiempo que escribe nuevos poemas marcados por la evocacin de la niez, la juventud y el paisaje. Miguel Hernndez Por su inclinacin a la esttica neogongorina y surrealista de su primera poca se suele considerar a Miguel Hernndez como miembro de la generacin del 27, aun cuando por su evolucin posterior se le incluye en la generacin del 36. Su trayectoria potica se divide en cuatro etapas: Poesa pura: su primer libro de poemas, Perito en lunas, desarrolla escenas de la vida cotidiana y temas como la muerte, los toros y el sexo, en una mezcla de elementos cultos y populares. Poesa neorromntica: El rayo que no cesa (1936), obra de madurez, conjuga el neogongorismo con sentimientos amorosos. En ella se incluye su famosa Elega a Ramn Sij.

Literatura de urgencia: la poesa vuelve a ser un arma de combate en Viento del pueblo (1937) y El hombre acecha (1939). Exploracin interior: a raz de la muerte de su primer hijo y su ingreso en la crcel escribe Cancionero y romancero de ausencias (1938-1941). En l da testimonio de la ausencia de aquello que da sentido a la vida: la libertad, la familia, etctera.