l ibros poeticos

Click here to load reader

Post on 27-Jun-2015

560 views

Category:

Documents

4 download

Embed Size (px)

TRANSCRIPT

  • 1. LIBRO DEJOB,Libro del Antiguo Testamento, escrito casi todo en forma potica. Su tema principal es elsufrimiento del justo.El libro toma el nombre del personaje principal, Job. Estructura Del LibroJob comienza con dos captulos de introduccin. Los captulos 3 al 37 constituyen el ncleo dellibro y pueden dividirse en cuatro partes bien definidas. La primera contiene el dilogo con Job queentablan Elifaz, Bildad y Zofar. Este dilogo a su vez tiene tres ciclos de discursos en que hay unaintervencin de cada amigo y la respuesta de Job. El primer ciclo va del captulo 3 al 14, el segundodel 15 al 21 y el ltimo del 22 al 26.La segunda parte de la seccin potica la constituyen los captulos 27-31, de los cuales el 28 esun bello elogio de la sabidura. Los captulos 29-31 son un resumen que Job hace de todo el debateanterior.La tercera est formada por el largo discurso de Eli en los captulos 32-37. Este personaje no seha mencionado antes en el libro. Parece ser un joven sabio que ha llegado cuando el debate estabaya en marcha y que, despus que los tres amigos de Job no tienen ya nada que aadir, resuelvetambin intervenir. Su discurso repite en gran parte lo que ya se ha dicho, pero con la novedad deque su intervencin establece un giro distintamente teolgico.La ltima palabra en el asunto la tiene Jehov (38.1-42.6), y esta constituye la cuarta y ltimaparte de la seccin potica. Es la parte culminante de todo el poema.El ambiente y la terminologa del poema sugieren un tribunal en el cual Job ocupa el banquillode los acusados. Ntese que aunque la magnitud de los sufrimientos y de la paciencia en el caso deJob se han vuelto proverbiales, no es esto lo que constituye el meollo del poema. A Job lepreocupan intensamente sus relaciones directas y personales con Dios. Su gran querella consisteen saber por qu Dios lo ha abandonado.Las respuestas de sus amigos fatigan e impacientan a Job porque representan lasimpugnaciones prefabricadas de personas que, a base de un concepto individualista de Dios, juzganpor igual todas las circunstancias y a todas las personas. l los oye con atencin pero, aunqueentiende la lgica de sus argumentos, sospecha que las bases de su razonamiento no son firmes;

2. que la explicacin de su problema no puede ser tan simple, tan automtica ni tan final. Poco a pocova impacientndose con sus interlocutores porque ve en su actitud y en sus conceptos un enormemuro que se interpone entre l y su Dios. En varias ocasiones expresa el deseo de ir directamente aDios para que sea l quien lo juzgue. Expresa la certeza de que su Vindicador vive y de que enalgn momento le responder en forma adecuada.Job aboga insistentemente por un acceso personal y directo a Dios, y en sus interlocutores solove a intermediarios que le impiden este acceso y que le ofrecen conceptos estereotipados imposiblesde aceptar. Por eso ninguno, ni siquiera Eli, que se jacta de su sabidura y de tener en su habertodas las respuestas, puede responder satisfactoriamente a la querella de Job. No obstante, la paz yla alegra regresan al alma de Job cuando directamente oye la voz de Jehov (38-42).El poema llega a su clmax en 42.5 con las palabras de Job: "De odas te haba odo; mas ahoramis ojos te ven", y en el repudio que Dios hace de los interlocutores de Job y el respaldo que da aeste en 42.7. Ntese que, cuando Job pronuncia sus palabras de satisfaccin en 42.5, suenfermedad haba llegado a extremos espantosos. Esto no preocupa a Job ante el gozo de haberpodido, al final, pasar por encima de sus intermediarios y haber llegado al tribunal divino. Por esoel libro de Job va ms all del problema que se toca de paso en el dilogo; llega hondamente alproblema de cmo entendemos la relacin entre el hombre y Dios.JOB:Un bosquejo para el estudio y la enseanzaI.Las circunstancias de Job 1.1-5Primera parte: El dilema de Job (1.1-2.13)II. El primer asalto de Satans1.6-22III.El segundo asalto de Satans 2.1-10IV. La llegada de los amigos de Job 2.11-13I.El primer ciclo de debate 3.1-14.22Segunda parte: Los debates de Job (3.1-37.24)A.Primer discurso de Job 3.1-26B.Primer discurso de Elifaz 4.1-5.27C.Respuesta de Job a Elifaz 6.1-7.21D.Primer discurso de Bildad 8.1-22E.Respuesta de Job a Bildad9.1-10.22F.Primer discurso de Zofar 11.1-20G.Respuesta de Job a Zofar 12.1-14.22II. El segundo ciclo de debate 15.1-21.34 3. A. Segundo discurso de Elifaz 15.1-35 B. Respuesta de Job a Elifaz 16.1-17.16 C. Segundo discurso de Bildad 18.1-21 D. Respuesta de Job a Bildad19.1-29 E. Segundo discurso de Zofar20.1-29 F. Respuesta de Job a Zofar 21.1-34 III. El tercer ciclo de debate 22.1-26.14 A. Tercer discurso de Elifaz 22.1-30 B. Respuesta de Job a Elifaz 23.1-24.25 C. Tercer discurso de Bildad 25.1-6 D. Respuesta de Job a Bildad26.1-14 IV.La defensa final de Job 27.1-31.40 A. Primer monlogo de Job27.1-28.28 B. Segundo monlogo de Job 29.1-31.40 V. La solucin de Eli 32.1-37.24 A. Eli interviene en el debate 32.1-22 B. Primera refutacin de Eli 33.1-3 C. Segunda refutacin de Eli 34.1-37 D. Tercera refutacin de Eli 35.1-16 E. Conclusin de Eli 36.1-37.24 I. La primera controversia de Dios con Job38.1-40.5 Tercera parte: La liberacin de Job (38.1-42.17) A. Primer reto a Job 38.1-40.2 B. Primera respuesta de Job a Dios 40.3-5 II.La segunda controversia de Dios con Job40.6-42.6 A. Segundo reto de Dios a Job 40.6-41.34 B. Segunda respuesta de Job a Dios 42.1-6 III. La liberacinAutor Y Fecha El libro no da indicaciones ni del autor ni de la fecha de su escritura. Por no mencionar lahistoria de Israel ni sus ritos religiosos, algunos lo han fechado en el tiempo de Moiss o lospatriarcas. Sin embargo, aunque la base histrica de la narracin pudiera ser tan antigua,probablemente el libro fue escrito posteriormente. Se han sugerido muchas fechas entre el tiempode Salomn (950 a.C.) y 250 a.C. Muchos prefieren la ltima parte de este perodo, pero ciertosparalelos con la poesa de [Ver=] UGARIT sugieren una fecha entre 950 y 500 a.C. 4. Marco HistricoLos hechos que se describen en Job pueden haber ocurrido siglos antes de que se escribiera ellibro. Job bien puede haber vivido en tiempos de Abraham, all por el 2000 a.C.Como Abraham, la fortuna de Job se meda en trminos de rebaos y ganado. Conforme a lacostumbre patriarcal, los hijos casados de Job eran parte de su casa. Vivan en tiendas apartes,pero se sometan a la autoridad del jefe de la familia.Aporte a La TeologaJob parece abrir la puerta al concepto neotestamentario de la gracia, al plantear que Dios estms all de la misma Ley y de las interpretaciones que los hombres hicieron de ella en momentosespecficos. Ese concepto nos lleva a confiar en Dios en cualquier circunstancia. No ganamos nadacon tratar de entender el porqu de la dificultad. A veces el justo sufre sin saber por qu, de ah quesea importante aprender a dejarlo todo en las manos de Dios.Por otro lado, este magistral libro, nos deja ver que Dios no est amarrado ni a este mundo, ni asu pueblo, ni al concepto que tengamos de la naturaleza divina. Dios es libre y soberano. Ante sugrandeza nos sentimos empequeecidos. Como Job, no hallamos ms remedio que rendirnos a lcon humildad.El libro no termina sin recalcar que Dios es bueno y justo en todos sus tratos. Al final restaur aJob y hasta le dio ms de lo que antes tena. Si permanecemos fieles, a la postre Dios siempredisipa las tinieblas de nuestra existencia con la luz de su presencia.Otros Puntos ImportantesLo primero que llama la atencin al intentar analizar el libro de Job es que los dos primeroscaptulos y el ltimo, a partir del v. 7, estn escritos en prosa y parecen servir nicamente de puntode partida y de conclusin, respectivamente, al cuerpo mismo del libro (3.1-42.6), que est todoescrito en verso. Este fenmeno se trata ampliamente en los comentarios. Muchos lo ven comoindicacin de diferentes autores. Sin embargo, se debe tomar en cuenta que este estilo, A. B. A., esconocido en otras literaturas antiguas. Un ejemplo es el cdigo de Hammurabi, que tiene un prlogoen poesa, las leyes en prosa y un eplogo en poesa.Job es una joya de la literatura universal. Por ello, y por el contundente impacto de sucontenido, tenemos que leerlo y releerlo con detenimiento. 5. LIBRO DE LOSSALMOS I. Importancia del salterioSera difcil exagerar, tanto para el judo como para el gentil, la significacin del libro de losSalmos. En l se reflejan los ideales de la piedad religiosa y la comunin con Dios, del dolor por elpecado y la bsqueda de la perfeccin, del caminar en la oscuridad sin temor, guiados por lalmpara de la fe; de la obediencia a la ley de Dios, de la delicia de adorar a Dios, de la comunincon los amigos de Dios, de la reverencia por la Palabra de Dios; de la humildad bajo la vara de lacorreccin, del saber confiar cuando triunfa la maldad y prospera la iniquidad, de mantener laserenidad cuando arrecia la tormenta.Los poetas hebreos recibieron inspiracin para hacer suyos estos conceptos y experienciasespirituales y utilizarlos como temas de sus canciones. No obstante, debe tenerse en cuenta quelos salmos son poemas, y poemas destinados a ser cantados, no tratados doctrinales, comotampoco sermones (C. S. Lewis, ReflectionsonthePsalms, 1958, pp.pp. pgina(s) 2)de ah el ttulohebreo de Salmos, thillm, canciones de alabanzay que, adems, daban expresin a lareligin de Israel, de la cual los salmistas eran herederos, y no simplemente a sus experienciasreligiosas personales. Por ello Salmos pertenece a todos los creyentes, judos y gentiles por igual.II. La formacin del salterioGeneralmente se ha descrito al libro de los Salmos como el himnario del segundo templo, yen rigor de verdad esta es la descripcin exacta. Sin embargo, el ttulo de referencia podra resultarconfuso si se interpreta que significa que todos los salmos fueron escritos en el perodo del exilio oel posexlico. Es importante observar que este tipo de literatura no se limita nicamente al salterioen el ATAT Antiguo Testamento sino que est representado en muy diversos perodos de la historiahebrea. Aparece entre los hebreos ya en el perodo del xodo (Ex. 15), y otro ejemplo nos llega de unperodo posterior, pero relativamente cercano, a la invasin de Canan bajo el liderazgo de Josu(Jue. 5). El salmo de Ana (1 S. 2.110) aparece al final del perodo de los jueces.La literatura proftica preexlica tambin ofrece ejemplos de salmos compuestos en esostiempos (cf.cf. confer (lat.), comprese, p. ej.p. ej. por ejemplo, Os. 6.13; Is. 2.24; 38.1020; Jer.14.79; Hab. 3.1ss, etc.). Del perodo posexlico nos llegan pasajes como el de Esd. 9.515 y Neh.9.638, que transportan insistentemente la memoria a muchos de los salmos. Por lo tanto, esevidente que el salterio no constituye un fenmeno literario aislado. Ms aun, entre los babilonios ylos ciudadanos de Ugarit exista este mismo tipo de *poesa, como lo demuestran las tablillas de RasShamra. El salterio veterotestamentario es una coleccin de poemas tpicos de un estilo literarioque los hebreos, lo mismo que otras culturas, usaron desde por lo menos el xodo hasta bien 6. entrado el perodo posexlico o del segundo templo. Y, por supuesto, si se tienen en cuenta lossalmos no cannicos, es evidente que esta forma literaria persisti entre los judos hasta muyavanzada la era cristiana. a. Paternidad literaria Se atribuyen a David no menos de 73 salmos. Otros autores que se nombran en los ttulosson Asaf (50; 7383), los hijos de Cor (4249; 8485; 8788), Salomn (72; 127), y Hemn (88),Etn (89), ambos ezratas, y Moiss (90), a quienes se les atribuye un salmo cada uno. Muy amenudo se ha negado la paternidad literaria davdica de muchos salmos, argumentando que elsalmista David de aceptacin popular no se asemeja en absoluto al David guerrero de los libros deSamuel y Reyes. Tambin se puede argumentar que la atribucin ld_awid_ (de David) noconstituye necesariamente una indicacinde paternidad literaria, sino simplemente unencabezamiento para indicar que ciertos salmos estaban destinados a algn ritual real para elDavid (el rey davdico) del momento. Sin embargo, s sabemos que David era msico (1 S. 16.14ss)y poeta (2 S. 1.17ss; 3.33ss). Los intentos de algunos estudiosos de refutar la paternidad literariadavdica atribuida a 2 S. 22.1ss; 23.17, y de eliminar las palabras como David de Am. 6.5 (dondese hace referencia a la tradicin de David y su msica y canciones unos 300 aos despus de sumuerte) tienen un aire de argumentos especiosos. Adems el NTNT Nuevo Testamento no solamenteacepta sino que fundamenta argumentos en la paternidad literaria davdica de estos materiales.Sobre esto, vase tambin la seccin IV, inf.inf. infra (lat.), abajo Este himnario del segundo templo contiene material muy antiguo. Esto de ninguna maneradebe sorprender si se tiene en cuenta que las tablillas de Ras Shamra demuestran que, cuandoIsrael invadi Canan, el tipo de poesa representado en los Salmos constitua ya una tradicinlargamente establecida entre los habitantes de Ugarit. Por lo tanto, el canto de Moiss en Ex. 15, yel de Dbora (Jue. 5), no constituan casos aislados ni ejemplos sin precedentes en la poesasemtica. La paternidad literaria mosaica y salomnica a que se hace referencia en los ttulos de tressalmos indica que la antigua religin del tabernculo y el primer templo seguramente requeramsica sagrada. La religin en los das de Ams (5.2123) e Isaas (30.29), durante el exilio (Sal.137.1ss) y el perodo que sigui al retorno, y la edificacin del segundo templo, indudablementetambin requera cantares solemnes. No obstante, es el lugar prominente del rey en el salterio(vase seccin IV) lo que ha obrado en forma ms decisiva para convencer a los estudiosos recientesde que el perodo clsico de composicin de los fue la monarqua, e. d.e. d. es decir desde Davidhasta el comienzo del exilio. 7. b. Organizacin El salterio veterotestamentario tal como lo conocemos hoy se compone de cinco libros. Estadivisin se remonta a la versin de la LXXLXX Septuaginta (vs. gr. del AT), que fue comenzada allpor el ss.ss. siglo(s) III a.C.a.C. antes de Cristo Se puede distinguir fcilmente cada seccin porquecada libro termina con una doxologa. Las doxologas son breves con excepcin de la que cierra ellibro V; en este caso se dedica un salmo entero a la doxologa final. Las cinco divisiones del salterioson las siguientes: libro I, Sal. 141; libro II, Sal. 4272; libro III, Sal. 7389; libro IV, Sal. 90106;libro V, Sal. 107150. Muchos han percibido en esta quntuple divisin un intento por imitar ladivisin de la Tor, o Pentateuco, en cinco libros. (Vase N. H. Snaith, Hymns of the Temple, 1951,py. 1820, donde se hace un estudio de su significacin.) Diversos rasgos sugieren que estaban ya en uso colecciones separadas de salmos antes derealizarse la compilacin final. Por ejemplo, ciertos salmos, en su totalidad o en parte(especialmente Sal. 14 y 53; Sal. 40.1317 y Sal. 70; Sal. 57.711 ms 60.612 para formar el Sal.108), aparecen ms de una vez en el salterio. Ms aun, un grupo considerable (4283) hablapredominantemente de Dios ms bien que del Seor , mientras que otros conjuntos (141; 8489; 90150) revelan una preferencia opuesta, aun en salmos atribuidos a algunos de los autores delgrupo anterior (4283). Adems, Sal. 72.20 evidentemente marca la conclusin de un conjuntoparticular de salmos davdicos, pero de ninguna manera incluye toda la produccin de David, comolo demuestra el resto del salterio. Parecera probable, como sugieren diversos estudiosos, que la penltima etapa en lacompilacin del salterio fue el agrupamiento de distintas series de salmos en tres salteriosprincipales, quizs usados en distintos centros o perodos, como sigue: a. los salmos davdicos 341 241, que prefieren el nombre divino Yahvh (el Seor ); b. salmos 4283 (salterio elohstico) deCor, Asaf y David, donde predomina el trmino lamot_ (Sal. 46), tiple (?)lit. niasy smnt_ (Sal. 6 y 12), una octavams baja (?)lit. octavasobre la base evidentemente enigmtica de 1 Cr. 15.20s.Algunos trminos, generalmente ligados con la preposicin >al (de acuerdo a), se haninterpretado como direcciones litrgicas (vase 3, inf.inf. infra (lat.), abajo) o nombres de tonadas.Los principales ejemplos son a. Gitit (gittt_, 8; 81; 84), vocablo que se deriva de Gat o de lagar oprensa de olivas; b. Mut-labn (>al-mut_ labben, 9), muerte del hijo (pero revocalizada de lasiguiente manera, >alamot_ lad_n, como sugiere L. Delekat, podra quizs interpretarsecomo tiples para mayor claridad); c. La cierva de la aurora (