futuro 537

Download Futuro 537

Post on 27-Jul-2016

221 views

Category:

Documents

1 download

Embed Size (px)

DESCRIPTION

Finaliza partida

TRANSCRIPT

  • Futuro Quertaro 1

    EDICIONESPECIAL90%UAQ

    Edicin de Marzo de 2016 poca V Ao XXVI No 537 futuroqro@gmail.com futuro Qro. http://issuu.com/futuroqro/docs

    Finaliz la sptima partida de esta

    batalla de cuatro aos entre las

    autoridades universitarias y el

    STEUAQ, durante la cual las partes

    mostraron nuevamente su arsenal y su

    tcnica en el arte del juego poltico.

    Qu pas? Quin gan? Es el

    Q"1DGLHORVDEHDFLHQFLDFLHUWDVLQembargo, cada quien tiene su propia

    versin.

    En esta edicin, le compartimos

    nuestro anlisis y opinin sobre esta

    partida, en los que tratamos de diluci-

    dar el trasfondo de este complejo esce-

    nario en el que estn sobre el tablero

    temas fundamentales como la educa-

    cin, el trabajo digno, la transparencia

    y rendicin de cuentas, la autonoma,

    el poder poltico, el estado de derecho,

    entre otros.

    Analizamos las estrategias y las

    principales jugadas, en base a las au-

    diencias, conferencias de prensa, co-

    municados, declaraciones, memes y

    opiniones de los involucrados y hasta

    de los que no tenan vela en el en-

    tierro, que pudimos encontrar en los

    distintos medios reales y virtuales de

    comunicacin. Con el nimo de encon-

    trar la verdad, hemos revisado el mar-

    FROHJDOORVGRFXPHQWRVRFLDOHV\ODVnoticias que hay en el archivo para des-

    HQWUDxDU HVWH FRQLFWR TXH VH SHUFLEHconfuso e interesante, por lo que repre-

    senta esta institucin en el panorama

    poltico del Estado y del Pas.

    Finaliza partida

  • 2 , Futuro Quertaro

    Ediciones y

    Publicaciones

    Futuro

    Baltazar Alczar Prez

    Director General

    Jssica G.

    Alczar Zaragoza

    Editora

    Ivn Olvera Alczar

    Jefe de Distribucin

    Colaboradores:

    Hctor B. Parra

    Rodrguez

    Mario Rodrguez

    Estrada

    Jess Roldn Acosta

    Miguel Hernndez

    Durn

    En alianza estratgica con

    Voz y Testimonio

    En Futuro Quertaro

    brindamos el espacio para el

    desarrollo de la libertad de

    expresin, por lo que cada

    colaborador es responsable

    GHORTXHPDQLHVWD

    Andador Teatro de la Repblica

    No. 207, Col. Constituyentes de

    1917, Santiago de Quertaro, Qro.

    Tel. (442) 216-36-53

    futuroqro@gmail.com

    Finaliz la sptima partida de esta batalla de cuatro aos entre

    las autoridades universitarias y el STEUAQ, durante la cual

    las partes mostraron nuevamente su arsenal y su tcnica en el

    arte del juego poltico.

    4Xp SDVy" 4XLpQ JDQy" (V HO Q"1DGLH OR VDEH D FLHQFLDcierta, sin embargo, cada quien tiene su propia versin.

    En esta edicin, le compartimos nuestro anlisis y opinin sobre

    esta partida, en los que tratamos de dilucidar el trasfondo de este

    complejo escenario en el que estn sobre el tablero temas funda-

    mentales como la educacin, el trabajo digno, la transparencia y

    rendicin de cuentas, la autonoma, el poder poltico, el estado de

    derecho, entre otros.

    Analizamos las estrategias y las principales jugadas, en base a

    las audiencias, conferencias de prensa, comunicados, declaraciones,

    memes y opiniones de los involucrados y hasta de los que no tenan

    vela en el entierro, que pudimos encontrar en los distintos medios

    reales y virtuales de comunicacin. Con el nimo de encontrar la ver-

    GDGKHPRVUHYLVDGRHOPDUFROHJDOORVGRFXPHQWRVRFLDOHV\ODVQRWLFLDVTXHKD\HQHODUFKLYRSDUDGHVHQWUDxDUHVWHFRQLFWRTXHVHpercibe confuso e interesante, por lo que representa esta institucin

    en el panorama poltico del Estado y del Pas.

    Del 4 de marzo, en que se colocaron las banderas rojinegras, al

    TXHVHUPyHOFRQYHQLRRFLDOHQWUHODVSDUWHVFRQHOJREHUQD-dor Francisco Domnguez como testigo, quedaron expuestos los he-

    chos para ser juzgados por la comunidad entera, la cual se involucr

    y particip ampliamente en los debates que se dieron, principalmente

    en redes sociales.

    En base a toda esta informacin y principalmente al convenio

    TXHSXVRQDHVWHFRQLFWRSRGHPRVFRQFOXLUTXHPXFKRVGHORV'acuerdos' a los que llegaron las partes ya se encuentran consignados

    plenamente como derechos y obligaciones en el Contrato Colectivo

    de Trabajo y en la Ley Federal del Trabajo; como el derecho que

    tiene el trabajador a que se respete su antigedad y el escalafn para

    su promocin o el respeto a su adscripcin, as como la obligacin

    del patrn de descontar las cuotas sindicales o de pagar el 100% de

    ORVVDODULRVFDtGRVDORVVLQGLFDOL]DGRV(VWRVLJQLFDFRPRORGHWHU-min la Junta de Conciliacin y Arbitraje en su momento, que s han

    habido violaciones a los acuerdos, al CCT y a la Ley, por parte de las

    autoridades universitarias.

    Asimismo, concluimos que por mucho tiempo, el Sindicato se ha

    manifestado contra estas situaciones (algunas de las cuales han ocu-

    rrido desde antes de que el actual rector entrara en funciones), pero

    slo cuando se trata de sus agremiados. El resto de los empleados de

    la universidad, algunos con contrato de prestacin de servicios pro-

    IHVLRQDOHVWUDEDMDGRUHVGHFRQDQ]DREHFDULRVTXHDOSDUHFHUson mayora, se han quedado sin prestaciones bsicas y expuestos a

    ORVGHVLJQLRVGHOSDWUyQQJLHQGRHVWDUDJUDGHFLGRVSRUTXHWLHQHQtrabajo.

    Durante este tiempo fue evidente que las organizaciones sindica-

    OHVQRJR]DQGHODFRQDQ]D\HOUHVSHWRVRFLDOHQUD]yQGHTXHVXVmiembros han permitido el enriquecimiento desmedido de muchos

    de sus representantes; por lo cual se les tiene, primero, por seres in-

    capaces de razonar, con nula voluntad y completamente manipulados

    por sus lderes, quienes a su vez estn controlados por el poder en

    turno. Y segundo, se les percibe en la categora de ciudadanos con

    privilegios que pocos en la clase trabajadora tienen actualmente, por

    ORFXDOUHVXOWDGLItFLOLGHQWLFDUVHFRQVXFDXVDSin embargo, son especialmente preocupantes los no pocos co-

    mentarios, hechos muchos de ellos por buena parte del alumnado y

    SHUVRQDOGRFHQWH\GHFRQDQ]DFRPR4XpORVFRUUDQDWRGRV\contraten a otros, total, hay muchos que podran hacer lo que hacen!

    R4XpDJUDGH]FDQTXHWLHQHQWUDEDMRDOPLVPRWLHPSRTXHVHOHVreclamaba no haber participado en la manifestacin en contra de las

    Reforma Laboral, convocada por un supuesto grupo de izquierda

    que labora en la Institucin.

    Especial mencin merece la poca participacin que hubo en la

    concentracin a la que convoc el rector Gilberto Herrera, en Plaza

    de Armas, para dizque defender la autonoma universitaria; tomando

    en cuenta que supuestamente (KWWSQXEUFR9-6- hay cerca de 30 mil estudiantes, 3 mil profesores y 3 mil trabajadores, ms los

    familiares, egresados, proveedores o usuarios que de alguna forma

    estn relacionados con la UAQ; a lo mucho acudieron 5 mil perso-

    nas, contando a los representantes de los medios de comunicacin y

    las personas que esperaban entrar a la exposicin de Tutankamn.

  • Futuro Quertaro 3

    De casi 500 ciudades que ha

    invadido Uber con su plata-

    forma digital en varios con-

    tinentes, Mxico result un jugoso

    negocio para la empresa al alcanzar

    el tercer lugar en usuarios con ms

    de 1 milln 200 mil y 40 mil socios,

    solo detrs de EUA y China. Un ne-

    gocio sin regulacin jurdica que ha

    prosperado.

    Y van por ms. Si Uber ha ga-

    nado terreno en el transporte privado,

    en este ao ampliar sus servicios al de

    mensajera y paquetera, adems de los

    traslados colectivos que anunci recien-

    temente. Y no ser el nico, Cabify, otra

    aplicacin de traslados privados que se

    ofrece en Mxico y que ya cuenta con

    400,000 usuarios en el pas, har lo pro-

    pio con clientes que lleven la misma ruta

    y lanzar adems un servicio corporativo

    y turstico va area.

    De ese tamao es la importancia de

    la iniciativa de ley presentada por el

    Poder Ejecutivo del estado, al tratar de

    regular a las nuevas empresas que se

    incorporaron a la era digital en la pres-

    tacin de servicios concesionados por el

    estado. Iniciativa que obra en manos de

    los diputados locales, quienes pretenden

    legislar al vapor, cuando que el reto es

    verdaderamente importante.

    No solo se trata de regular a los omi-

    sos, quienes llevan la delantera, a pesar

    de no acogerse a la normatividad; tam-

    bin es indispensable incorporar al trans-

    porte tradicional de taxis a la nueva era

    digital y considerar, adems, lo que en s

    ya es un hecho, la participacin de estas

    empresas extranjeras en otras reas de la

    economa local y nacional.

    Tan buena acogida ha tenido en M-

    xico Uber que anunci en su pgina web

    la entrada de la empresa -la semana pa-

    sada- en 6 ciudades ms: San Luis Poto-

    s, Aguascalientes, Cuernavaca, Hermo-

    sillo, Mrida y Mexicali.

    Nuestras legisladoras y legisladores

    debern tomar en consideracin, entre

    otras cosas, que muchos de los presta-

    dores del servicio de transporte ejecuti-

    vo, son dueos de sus propias unidades

    automotrices; mas otros son propietarios

    de varios automviles; incursiona el pe-

    queo, mediano y grande inversionista.

    Piso parejo? Eso dijo el gobernador

    del estado Francisco Domnguez; se tra-

    ta entonces de lograr ese objetivo en la

    norma legal. As como el simple chofer

    que no tiene unidad y se emplea como

    tal. Concesiones o permisos? Todo in-

    dica que podrn ser simples permisos

    que otorgue la autoridad, previo e