Calidad de Vida y Bienestar Psicologico en Pacientes Adultos Con Cancer

Download Calidad de Vida y Bienestar Psicologico en Pacientes Adultos Con Cancer

Post on 02-Aug-2015

47 views

Category:

Documents

2 download

Embed Size (px)

TRANSCRIPT

<p>RedalycSistema de Informacin CientficaRed de Revistas Cientficas de Amrica Latina, el Caribe, Espaa y Portugal</p> <p>Novoa Gmez, Mnica Mara;Caycedo, Claudia;Aguilln, Mnica;Surez lvarez, Raquel Andrea Calidad de vida y bienestar psicolgico en pacientes adultos con enfermedad avanzada y en cuidado paliativo en Bogot Pensamiento Psicolgico, Vol. 4, Nm. 10, enero-junio, 2008, pp. 177-192 Pontificia Universidad Javeriana ColombiaDisponible en: http://redalyc.uaemex.mx/src/inicio/ArtPdfRed.jsp?iCve=80111670012</p> <p>Pensamiento Psicolgico ISSN (Versin impresa): 1657-8961 psicorevista@puj.edu.co Pontificia Universidad Javeriana Colombia</p> <p>Cmo citar?</p> <p>Nmero completo</p> <p>Ms informacin del artculo</p> <p>Pgina de la revista</p> <p>www.redalyc.org Proyecto acadmico sin fines de lucro, desarrollado bajo la iniciativa de acceso abierto</p> <p>CALIDAD DE VIDA Y 4, N10, 2008, pp. 177-192 Pensamiento Psicolgico, Vol.BIENESTAR PSICOLGICO EN PACIENTES ADULTOS CON ENFERMEDAD AVANZADA Y EN ...</p> <p>177</p> <p>Calidad de vida y bienestar psicolgico en pacientes adultos con enfermedad avanzada y en cuidado paliativo en BogotMnica Mara Novoa Gmez,1 Claudia Caycedo, Mnica Aguilln y Raquel Andrea Surez lvarez Pontificia Universidad Javeriana-Bogot (Colombia)</p> <p>Recibido: 15/01/08</p> <p>Aceptado: 04/04/08</p> <p>Resumen El presente estudio evalu la calidad de vida y el bienestar psicolgico de pacientes oncolgicos con diagnstico de enfermedad avanzada y que al momento de la evaluacin se encontraban en cuidado paliativo en la ciudad de Bogot. La muestra estuvo constituida por 83 personas mayores de edad de ambos sexos, con diversos tipos de enfermedad oncolgica y con diagnstico de enfermedad avanzada. Previa firma del consentimiento informado, los instrumentos que se aplicaron fueron un Registro de Datos Sociodemogrficos, ndice de Bienestar Psicolgico (Dupuy, 1984) SF36 (Medical Outcomes Trust, 1992) y el McMaster Quality of Life Scale (Sterkenburg, Woodward y King, 1996), los cuales estn diseados para la medicin de la calidad de vida en pacientes con cncer. Se analizaron los datos en funcin de variables sociodemogrficas, tipo de tratamientos recibidos y tipo de enfermedad avanzada. Palabras clave: paciente oncolgico (36970), cuidados paliativos (36219), calidad de vida (42485), bienestar (56603). Abstract This study evaluated the quality of life and psychological well-being of cancer patients diagnosed with the advanced stages of the disease and who, at the time</p> <p>1</p> <p>Direccin de correspondencia: Email: mmnovoa@javeriana.edu.co</p> <p>178</p> <p>MNICA MARA NOVOA GMEZ, CLAUDIA CAYCEDO, MNICA AGUILLN SUREZ, RAQUEL ANDREA LVAREZ</p> <p>of evaluation, were in palliative care in Bogot. The sample consisted of 83 older adults of both sexes, with different types of advanced cancer. After the informed consent was signed, the instruments applied were a Register of SocioDemographic data, Psychological Welfare Index (Dupuy, 1984) SF36 (Medical Outcomes Trust, 1992) and the McMaster Quality of Life Scale (Sterkenburg, Woodward and King 1996), designed to measure quality of life in cancer patients. Data were analyzed according to socio-demographic variables, the type of treatment received and type of advanced disease. The discussion will take place in the light of research reports mentioned in the literature review and the definition of quality of life made by the World Health Organization. Keywords: cancer patient (36970), palliative care (36219), quality of life (42485), welfare (56603).</p> <p>Resumo O presente estudo avaliou a qualidade de vida e o bem-estar psicolgico de pacientes oncolgicos com diagnstico de doena avanada e que no momento da avaliao se encontravam em cuidado paliativo na cidade de Bogot. A mostra esteve constituda por 83 pessoas maiores de idade de ambos os sexos, com diversos tipos de doena oncolgica e com diagnstico de doena avanada. Prvia assinatura do consentimento informado, os instrumentos que se aplicaram foram, um Registo de Dados Sociodemogrficos, ndice de Bienestar Psicolgico (Dupuy, 1984) SF36 (Medical Outcomes Trust, 1992) e o McMaster Quality of Life Scale (Sterkenburg, Woodward y King, 1996) os quais esto desenhados para a medio da qualidade de vida em pacientes com cancro. Foram analisados os dados em funo de variveis sociodemogrficas, tipo de tratamentos recebidos e tipo de doena avanada. A discusso ser realizada luz dos reportes de pesquisa mencionados na reviso bibliogrfica e a definio da qualidade de vida feita pela OMS. Palavras cdigo: paciente oncolgico (36970), cuidados paliativos (36219), qualidade de vida (42485), bem-estar (56603)</p> <p>IntroduccinEl inters de las ciencias mdicas y las ciencias humanas por el cuidado de las personas que sufren una condicin de salud que no tiene perspectiva de curacin ha agrupado sus desarrollos y conocimiento en torno al tema de los cuidados paliativos. Los cuidados paliativos se refieren al manejo de enfermos en los que el suceso de la</p> <p>muerte se siente cierto y no muy lejano; para quienes los esfuerzos asistenciales dejan de ser curativos, para concentrarse en resolver los sntomas, manteniendo el confort en lo posible, y cuyo objetivo adicional es apoyar tanto al paciente como a sus allegados. En el apoyo al paciente se encuentran considerados aspectos como el alivio del dolor y otros sntomas, no alargar ni acortar</p> <p>CALIDAD DE VIDA Y BIENESTAR PSICOLGICO EN PACIENTES ADULTOS CON ENFERMEDAD AVANZADA Y EN ...</p> <p>179</p> <p>la vida, proporcionar apoyo psicolgico, social y espiritual, reafirmar la importancia de la vida, ayudar al paciente a considerar la muerte como un proceso normal en el ser humano y dar apoyo a la familia durante la enfermedad y el duelo. Ampliando esta perspectiva, se encuentra Lpez (1998), quien enfatiza en objetivos no slo de control del dolor y otros sntomas molestos, sino tambin del sufrimiento, tanto fsico como psicolgico, para conseguir que estos enfermos vivan con plenitud sus ltimos meses o das de vida y tengan una buena muerte. No solamente los pacientes que padecen cncer en condicin avanzada pueden y deben beneficiarse de los cuidados paliativos, otras patologas no neoplsicas, como las crnicas, progresivas e infecciosas entran en la definicin de enfermedad avanzada; como sucede con los pacientes afectados de insuficiencia respiratoria crnica, insuficiencia cardiaca en fase avanzada, cirrosis heptica, insuficiencia renal crnica, entre otras enfermedades, al considerar que este tipo de pacientes presentan sintomatologa fsica avanzada, alteraciones psicolgicas y sociales y precisan apoyo espiritual, al igual que sus familias. Bays (1996) incluye dentro de los beneficiarios de los cuidados paliativos a los familiares de los pacientes que se encuentran en estado avanzado, de esta manera, los cuidados paliativos son un concepto de la atencin al paciente que incluye a profesionales de la salud y a voluntarios que proporcionan apoyo mdico, psicolgico y espiritual, a enfermos en etapa avanzada y a sus seres queridos. La importancia de este tipo de perspectiva de intervencin fue enunciada tambin por la Organizacin Mundial de la Salud (OMS), en 1999. Los objetivos mencionados se sustentan</p> <p>en tres pilares fundamentales tales como la comunicacin, el control sintomtico y el apoyo a la familia. Difcilmente se logra un buen control sintomtico, sin realizar una evaluacin minuciosa y diaria de todos los sntomas presentes, manteniendo al paciente en una situacin de ignorancia a base de diagnsticos de benignidad de su proceso y de su evaluacin, sin dar informacin y asistencia a la familia. Para el control sintomtico se deben utilizar las medidas adecuadas en cada caso, por muy complejas que ellas sean, siempre que logre el mayor bienestar, como pueden ser la radioterapia paliativa, quimioterapia, ciruga o tcnicas analgsicas invasivas. Los objetivos marcados, basados en el control de sntomas, informacin correcta y proporcionando apoyo a la familia, pretenden que el paciente tenga el menor nmero de molestias, cuente con un ambiente relajado, animado y apoyado, y que tanto los pacientes como la familia y el equipo asistencial puedan hablar con facilidad del pronstico de la enfermedad y de la evolucin de la misma (Sociedad Espaola de Cuidados Paliativos, s.f). Algunos de los aspectos que influyen en la vida del paciente con enfermedad avanzada es el alejamiento de sus actividades diarias, como preparar sus propios alimentos, salir de compras, incluso, realizar actividades de cuidado de casa y de s mismo, el evidente abandono de sus actividades laborales en razn de sus condicin sintomtica, la distancia paulatina del crculo de amistades, lo cual les impone una soledad creciente, que en muchos casos se acompaa de angustia y depresin. De igual manera, hay presencia de mltiples miedos, al dolor, al aumento del mismo, al nuevo sntoma, a la prdida del control, a la noche, a la comida,</p> <p>180</p> <p>MNICA MARA NOVOA GMEZ, CLAUDIA CAYCEDO, MNICA AGUILLN SUREZ, RAQUEL ANDREA LVAREZ</p> <p>a mirarse al espejo, a morir con dolor en soledad, al ms all, a lo desconocido, entre otros indicadores. Considerar los anteriores aspectos implica entender que el enfrentamiento del ser humano con la enfermedad avanzada conlleva a una serie de cambios para l y sus familiares. Para el paciente supone una ruptura hacia todo lo anterior, un enfrentamiento con su enfermedad y mltiples sntomas, adems de una difcil adaptacin a su nueva situacin, tanto laboral como social, familiar y espiritual (Gonzlez, Ordez, Feliu, Zamora y Espinosa, 1996). Para la familia del paciente, supone una serie de cambios estructurales, econmicos, psicolgicos y sociales. La familia del paciente debe transformarse en cuidador, con el frecuente abandono de su trabajo habitual, de sus horas libres, de su vida. Muchas veces la familia se encarga de cuidar al paciente para su higiene, entretenimiento, movilizacin, alimentacin y escucha y de informarse sobre la enfermedad, que en la mayora de los casos no se comparten estas responsabilidades con otras personas, como los mdicos, enfermeras y cuidadores informales. En consecuencia, surge un cansancio progresivo que lleva al agotamiento, la angustia, el miedo por no saber hacerlo bien, a padecer la misma enfermedad, as como miedo a la prdida del ser querido, siendo muy vulnerables a desencadenar episodios depresivos y duelos de difcil elaboracin, que pueden desencadenar trastornos psicolgicos de diversa severidad, especialmente en etapas posteriores al fallecimiento del paciente. En deferencia con el apoyo a estos casos y en consonancia con el movimiento surgido en torno a la consideracin de los tratamientos mdicos en funcin del bienestar del paciente, por encima de los principios</p> <p>econmicos y polticos que predominaron en la primera mitad del Siglo XX, est la calidad de vida. Segn la Organizacin Mundial de la Salud (OMS) (1999), la calidad de vida comprende indicadores como el estatus funcional, el cual mide la presencia y el grado de interferencia de daos fsicos en la realizacin de actividades diarias, de autocuidado, movilidad, actividades fsicas propias y cotidianas. Sntomas, tanto fsicos como efectos secundarios de tratamientos; el estatus psicolgico, definido por los dominios actuales en regulacin emocional, solucin de problemas y toma de decisiones; la funcionalidad social, en relacin con redes de apoyo informales (apoyo emocional, fsico, econmico, recibidos por parte de la familia en general y/o amigos), de igual manera hace referencia a las creencias religiosas de las personas y al funcionamiento global, en el cual se resumen las evaluaciones realizadas por la persona acerca de su bienestar y estado de satisfaccin general. Es elemental tomar en cuenta la perspectiva mdica de calidad de vida, tal y como la define Velsquez (1993), como la capacidad que tiene un individuo para participar y funcionar en las diferentes actividades sociales, e involucra tambin la gratificacin que de ello pueda derivar. Implica, por otra parte, la satisfaccin de necesidades fundamentales y de otras ms, con las cuales la persona desee enriquecer su existencia. Este concepto, referido al paciente que se encuentra con enfermedad avanzada, permite definir sus prioridades y las del entorno ms inmediato que es su ncleo familiar y/o de las personas que son significativas para el paciente. Se considera la calidad de vida como un concepto dinmico y, por esta razn, debe poder evaluarse en las diferentes</p> <p>CALIDAD DE VIDA Y BIENESTAR PSICOLGICO EN PACIENTES ADULTOS CON ENFERMEDAD AVANZADA Y EN ...</p> <p>181</p> <p>fases de evolucin de la enfermedad y en las diversas intervenciones que se hagan como tratamientos especficos contra el cncer, tales como cirugas, quimioterapias, radioterapias, entre otras. Desde la ptica del paciente, la calidad de vida es vista como el respeto a su dignidad, a aquello que enriquece y mantiene su valor personal, tanto para s mismo, como para los dems. Por ello, en el contexto del paciente con enfermedad avanzada es donde se requiere entrelazar todos los esfuerzos de un equipo multidisciplinar con el fin de aliviar la adversidad que trae consigo la enfermedad (Villamizar, 1992). Vale la pena resear lo sealado por Cella (1998) respecto de la necesidad de integrar la perspectiva mdica y la psicosocial en el momento de evaluar la calidad de vida de personas con enfermedad avanzada:"Los tratamientos que se realizan con el fin de no extender la supervivencia durante la enfermedad incurable tienden a ser mucho ms efectivos y a incrementar la calidad de vida en el paciente y, por ende, en las personas que lo rodean. De esta manera, los pacientes que se encuentran en cuidados paliativos, anhelan su bienestar, en pro de tener una vida digna, an en las circunstancias adversas de su propia salud, como en los casos de hallazgo de los tumores malignos, que en algunas ocasiones se extienden para ser ms perjudiciales para la integridad del paciente, con todos los sntomas que acarrea la enfermedad. Por esta razn, para entrar a evaluar la calidad de la vida es fundamental tener en cuenta la cuantificacin multidimensional del estado funcional del paciente, usualmente percibido por ste, como lo es el modo, afecto y el bienestar social en general, dimensiones que han sido atribuidas por el mismo tratamiento y que lleva al paciente a enfocarse dentro de la misma perspectiva y objetivos que tiene el tratamiento, sin dejar de lado, el inters por su calidad de vida. Es por ello que no est de ms, tener en cuenta el conjunto de sntomas fsicos que tienen impacto considerable en el paciente y, que sin lugar a dudas, afecta</p> <p>en lo psicolgico, presentndose deterioro en su bienestar, conllevando a un impacto inevitable en su calidad de vida." (p. 1135).</p> <p>Al respecto, Groud (2004) seala que alrededor del 70% de los afectados se quejan de dolor, sequedad, trastornos respiratorios, nauseas, insomnio o desconcierto, y, que solo si se les libra del sufrimiento innecesario se pueden preparar para el final de la vida, pues el dolor insoportable no slo afecta su...</p>