10 la relacion con otros niños y el acoso escolar

Download 10 la relacion con otros niños y el acoso escolar

Post on 16-Feb-2017

1.299 views

Category:

Education

2 download

TRANSCRIPT

El acoso escolarCaptulo Qu es el acoso escolar?Cmo saber si mi hijo es vctima de acoso escolar?Qu hacer?Medidas preventivas5El acoso escolar72Qu es el acoso escolar?Dentro de este libro dedicado a las relaciones con otros nios, hemos credo conveniente incluir un tema dedicado al acoso escolar por varios motivos: - En primer lugar, porque es una situacin que en ocasiones se da, aunque sea algo excepcional, en las relaciones entre nios.- En segundo lugar, porque existe mucha desinformacin sobre el tema, a pesar de su actualidad, por lo que hemos visto necesario que los padres dispongan de unas nociones que ayudaran a comprenderlo e identifi-carlo. - Por ltimo, porque es precisamente en las edades que tratamos, antes de los doce aos, cuando las medidas preventivas que se pueden adoptar desde el hogar, as como la deteccin precoz de alguna de sus manifes-taciones, resultan ms eficaces. En este primer apartado vamos a repasar las caractersticas bsicas de este fenmeno. 1. Indicadores del acoso escolar.A veces, se utilizan dos trminos distintos para la misma circunstancia. En realidad el acoso escolar es la forma de maltrato entre iguales que suele tener lugar en la escuela. Pero el maltrato entre nios puede darse en otros contextos como las actividades extraescolares, deportivas o culturales. En cualquier caso, los indicadores para definir esta situacin son: - Hay una intencin de hacer dao fsico o psicolgico hacia un nio o grupo de ellos. - Tiene una continuidad en el tiempo, no se trata de un hecho aislado. - Hay una desproporcin de poder que impide a la vctima salir de esta situacin. 2. Se manifiesta en distintas formas de violencia.En las situaciones de maltrato entre iguales se utilizan las siguientes for-mas:73El acoso escolar- Violencia verbal: como son los apodos, burlas, difundir mentiras, gritos o hacer comentarios hirientes. Para esto se valen de distintos canales como pueden ser otros nios que hacen de intermediarios, mensajes a travs del ordenador, del mvil o directamente. - Violencia psicolgica: como puede ser el chantaje, jugar con sus debili-dades o mantenerlo en la incertidumbre de no saber cundo se produ-cir la siguiente agresin. - Aislamiento: por ltimo, el maltrato suele conseguir que la vctima aca-be aislada y al margen del grupo.3. Edades en las que se manifiesta.Las situaciones de acoso ms explcito suelen darse a partir de los once aos. Sin embargo, suelen gestarse muchos aos antes con diferentes formas de comportamiento:- Cuando los nios manifiestan una competitividad excluyente, que pro-voca rencores y envidias. - Cuando habitualmente los nios se toman las burlas hacia sus compa-eros como una forma de divertirse y utilizan apodos para referirse a ellos. El acoso escolar74- Cuando asignan a ciertos nios etiquetas y papeles como el pegn, el gracioso, el despistado, etc. La situacin se agrava cuando los adultos refuerzan estas actitudes fomen-tando esa competitividad excluyente, ren la gracia, aprueban las etique-tas que se asignan o justifican las burlas como cosa de nios.4. Participantes en las situaciones de acoso. En las situaciones de acoso escolar hay tres participantes: - El acosador, que es el nio que mantiene el poder y el control sobre la vctima y el grupo. - La vctima de la situacin de acoso. - Los espectadores que contemplan la escena. 5. Los espectadores.Los espectadores de la situacin, sin embargo, no son un grupo pasivo, al contrario, tienen un papel protagonista en el acoso escolar, hasta el punto de que sin ellos no sera posible la situacin. Con su presencia:- Favorecen el acoso reforzando el poder del acosador, riendo la gracia y aislando a la vctima. Los nios que hacen de espectadores aslan a la 75El acoso escolarvctima, probablemente porque piensan que mientras haya una vctima definida, ellos estn a salvo del acosador. - Utilizan la ley del silencio con un falso sentido de la justicia, de mane-ra que se castiga al que puede delatar. - El miedo al acosador suele hacer que justifiquen el maltrato como parte de las reglas de juego o creyendo que la vctima se lo merece. 6. El acosador necesita pblico.Los espectadores son importantes hasta tal punto que, sin ellos el acosa-dor no suele actuar porque es la forma de demostrar su poder. Por lo tanto necesita pblico. Por supuesto, lo que s evita es que haya supervisin de profesores o de adultos que puedan impedirlo. 7. Escenarios en los que se produce.Por ltimo, el maltrato entre iguales se suele producir en unos espacios pecu-liares que suelen llamarse zonas calientes. Estas zonas calientes suelen ser: - Zonas no vigiladas de los recreos. - Los cambios de clase en los que los nios saben que el profesor tarda en llegar. - Los servicios, baos y vestuarios de los colegios o de otras instalaciones.- Momentos prolongados en los que no hay supervisin. - El autobs escolar. - La salida del colegio o de otras actividades. El acoso escolar76Resumiendo, las caractersticas que hemos sealado del acoso escolar han sido: - Los indicadores del acoso escolar. - Se manifiesta en distintas formas de violencia. - Las edades en las que se gesta y aparece. - Los participantes de la situacin de acoso. - El papel de los espectadores. - La necesidad de pblico para el agresor. - Los escenarios donde suele producirse. Cmo saber si mi hijo es vctima de acoso escolar?Una ria pasajera entre nios, una broma de mal gusto o un momento puntual tienen su importancia, pero no constituyen por s mismos una si-tuacin de acoso. Como hemos sealado, este fenmeno implica, entre otros aspectos, una cierta continuidad. Sin embargo, los signos que pueden hacer sospechar que su hijo est su-friendo acoso son: - El nio se queja con frecuencia de que se meten con l, le hacen la vida imposible o le pegan. - De manera continuada, no quiere ir al colegio o pone excusas para fal-tar; por ejemplo dice que siente mal, que le duele la tripa, etc. - Cada da explica o justifica que pierde material escolar. - Los domingos por la tarde est especialmente triste o ansioso. - Con cierta frecuencia llega a casa con la ropa rota, con moratones o con heridas, poniendo siempre excusas para tratar de justificarlas. 77El acoso escolarOtros signos, pero no tan evidentes son: - Baja en su rendimiento escolar sin causa aparente. - Pierde inters por sus juegos habituales y actividades de tiempo libre. - Deja de mostrar inters por los nios que hasta ahora eran sus amigos. - Hay cambios bruscos de humor sin causa aparente. - Hay una regresin a comportamientos de edades anteriores, por ejem-plo, se vuelve a hacer pis en la cama cuando ya lo tena superado. - Se vuelve ms rebelde en casa. - Empeora la relacin con sus hermanos. - Aparecen pesadillas o terrores nocturnos. Qu hacer?Ante la presencia de los signos anteriores, los padres deberan mantener las siguientes actitudes: 1. Acoger las quejas del nio.Escuchar y tomar en consideracin las quejas que el nio nos rebela. Esto hay que hacerlo con cierta prudencia; tanto alarmarse como quitar dema-siada importancia son actitudes inapropiadas. Hay que escuchar y mante-nerse alerta. El acoso escolar782. Apoyar al nio.Debe sentirse apoyado incondicionalmente, pero sin la presin de estar constantemente sacndole informacin, transmitindole agobio o dndole consignas tan exigentes e imprecisas como: defindete; hazles frente o no te quedes callado. 3. Eliminar los sentimientos de culpa.Con mucha frecuencia, los nios que sufren esta situacin pierden su au-toestima y presentan sentimientos de culpa por no ser capaces de defender-se y porque finalmente consideran que lo que estn viviendo se lo tienen merecido. En todo momento hay que transmitirles el mensaje de que ellos no estn consintiendo esa situacin y que nada puede justificar lo que estn viviendo. 4. Recoger informacin.Si las sospechas aumentan, recoger informacin sobre los hechos; sobre cmo se estn produciendo, en qu lugares, quines estn implicados y que comportamientos incluye. La informacin la pueden recoger del propio nio, de otros padres y del mismo centro si mantenemos entrevistas con los profesores. 5. Comunicar a los responsables.Si el posible maltrato se produce en un centro escolar u otro tipo de ac-tividades que se suponen estn supervisadas por adultos, hay que informar 79El acoso escolardirectamente a los responsables; a la direccin del centro, por ejemplo, de manera que adopte al menos las siguientes medidas: - Investigar lo sucedido. - Adoptar medidas de proteccin a la vctima. - Adoptar medidas educativas y correctivas con los que estn provocando el maltrato. 6. Aconsejar al nio. Al nio se le debe aconsejar seguir las siguientes pautas: - Decirle claramente al agresor que no le gusta lo que est haciendo. - Si a pesar de lo anterior, el acoso contina, procurar ignorarlo en la medida de lo posible, no prestarle atencin ni responder, siempre que no haya violencia fsica. - Decirle al nio que, ante cualquier incidente, informe a sus profesores. - Mantener una actitud preventiva: eludir al agresor, evitar zonas de ries-go en el aseo, estar en clase cuando todos estn en el recreo, etc. 7. No intervenir directamente con el agresor. Es desaconsejable que los padres intervengan directamente contra el agre-sor. La situacin empeorara al tratarse de un adulto frente a un menor. Menos recomendable es an, la intervencin directa entre los padres afectados. Tambin puede tener un desenlace desagradable. 8. Derivar a un especialista.En determinadas circunstancias puede ser recomendable que el nio sea atendido por un especialista, normalmente un psiclogo o psiquiatra con experiencia de trabajo con nios. Normalmente, esto se recomienda cuando la situacin est provocando un malestar significativo en el nio que le impide seguir su vida con norma-lidad: los estudios, la relacin con su familia o disfrutar de su tiempo libre. El acoso escolar809. Denunciar la situacin.Aunque actualmente no existe responsabilidad penal en las edades que estamos tratando, algunos padres pueden optar por denunciar la situacin a la autoridad judicial para que la fiscala de menores adopte las medidas oportunas. Cuando se llega a este extremo se deben haber recabado todas las prue-bas y testimonios posibles que apoyen la denuncia, como son los partes de lesiones si los hubiera, mensajes de amenaza y acoso recibidos por correo electrnico o de mvil, as como testigos de la situacin. Por tanto, las medidas de actuacin que los padres deben adoptar ante la sospecha de que su hijo sufre acoso escolar o cualquier otro tipo de maltra-to entre iguales son: - Acoger las quejas de nio. - Apoyar al nio. - Eliminar los sentimientos de culpa.- Recoger informacin sobre los hechos. - Comunicar a los responsables la situacin. - Aconsejar al nio.- No intervenir directamente con el agresor. - Derivar a un especialista si fuera necesario. - Denunciar la situacin.